¿QUÉ PAPEL, DE LA VIDA QUE VIVIÓ JESÚS, CREEMOS ESTAR JUGANDO?

Martes de la séptima semana del tiempo ordinario

Epístola de Santiago 4,1-10. 
Hermanos:
¿De dónde provienen las luchas y las querellas que hay entre ustedes? ¿No es precisamente de las pasiones que combaten en sus mismos miembros?
Ustedes ambicionan, y si no consiguen lo que desean, matan; envidian, y al no alcanzar lo que pretenden, combaten y se hacen la guerra. Ustedes no tienen, porque no piden.
O bien, piden y no reciben, porque piden mal, con el único fin de satisfacer sus pasiones.
¡Corazones adúlteros! ¿No saben acaso que haciéndose amigos del mundo se hacen enemigos de Dios? Porque el que quiere ser amigo del mundo se hace enemigo de Dios.
No piensen que la Escritura afirma en vano: El alma que Dios puso en nosotros está llena de deseos envidiosos.
Pero él nos da una gracia más grande todavía, según la palabra de la Escritura que dice: Dios resiste a los soberbios y da su gracia a los humildes.
Sométanse a Dios; resistan al demonio, y él se alejará de ustedes.
Acérquense a Dios y él se acercará a ustedes. Que los pecadores purifiquen sus manos; que se santifiquen los que tienen el corazón dividido.
Reconozcan su miseria con dolor y con lágrimas. Que la alegría de ustedes se transforme en llanto, y el gozo, en tristeza.
Humíllense delante del Señor, y él los exaltará.

Salmo 55(54),7-8.9-10a.10b-11a.23. 
¡Quién me diera alas de paloma
para volar y descansar!
Entonces huiría muy lejos,
habitaría en el desierto.

Me apuraría a encontrar un refugio
contra el viento arrasador y la borrasca.
Confunde sus lenguas, Señor, divídelas,
porque no veo más que violencia

rondando día y noche por sus muros.
Confía tu suerte al Señor,
y él te sostendrá:
nunca permitirá que el justo perezca.

Evangelio según San Marcos 9,30-37. 
Al salir de allí atravesaron la Galilea; Jesús no quería que nadie lo supiera,
porque enseñaba y les decía: “El Hijo del hombre va a ser entregado en manos de los hombres; lo matarán y tres días después de su muerte, resucitará”.
Pero los discípulos no comprendían esto y temían hacerle preguntas.
Llegaron a Cafarnaún y, una vez que estuvieron en la casa, les preguntó: “¿De qué hablaban en el camino?”.
Ellos callaban, porque habían estado discutiendo sobre quién era el más grande.
Entonces, sentándose, llamó a los Doce y les dijo: “El que quiere ser el primero, debe hacerse el último de todos y el servidor de todos”.
Después, tomando a un niño, lo puso en medio de ellos y, abrazándolo, les dijo:
“El que recibe a uno de estos pequeños en mi Nombre, me recibe a mí, y el que me recibe, no es a mí al que recibe, sino a aquel que me ha enviado”.

_________________________________________________________________________

¿QUÉ PAPEL, DE LA VIDA QUE VIVIÓ JESÚS, CREEMOS ESTAR JUGANDO?*

  • ¡Quién me diera alas de paloma
    para volar y descansar!
    Entonces huiría muy lejos,
    habitaría en el desierto.

Me apuraría a encontrar un refugio
contra el viento arrasador y la borrasca.

Confía tu suerte al Señor,
y Él te sostendrá:
nunca permitirá que el justo perezca.

 

¿Cuánto de la tarea que está pendiente de realizar, hemos olvidado, o distraído?

 

[Diario] Pobreza y transparencia

zenit_ 21 May 2018

Conferencias Episcopales

Conferencia Episcopal Italiana: Francisco exhorta a los obispos a la pobreza

Apertura de la 71ª Asamblea General

Papa y Santa Sede

“La Iglesia es femenina: Es Esposa y Madre” predica el Papa en Santa Marta

Misa matutina en la fiesta de la Virgen

María y mariología

‘Virgen María, Madre de la Iglesia’: La Iglesia celebra la fiesta por primera vez

Decreto promulgado el 11 de febrero de 2018

Testimonios de la Fe

Congregación para las Causas de los Santos: El Papa autoriza 12 decretos

Audiencia con el cardenal Angelo Amato

[AUDIOsrc=http://www.brotesdeolivo.es/descargadirecta/1981a%20%20MEDITACION%20ANTE%20LA%20CRUZ/07-Se%20jugaron%20la%20tunica.mp3]

¿Qué papel, de la vida que vivió jesús, creemos estar jugando?

 

 

Concistorio y Colegio Cardenalicio

Francisco anuncia consistorio para crear a 14 nuevos cardenales

Será el 29 de junio de 2018

 

 

 

 

Espíritu, ¡líbranos del Mal!

 

Feria de tiempo de Navidad (5 ene.)

Epístola I de San Juan 3,11-21. 
Hijos míos:
La noticia que oyeron desde el principio es esta: que nos amemos los unos a los otros.
No hagamos como Caín, que era del Maligno y mató a su hermano. ¿Y por qué lo mató? Porque sus obras eran malas, y las de su hermano, en cambio, eran justas.
No se extrañen, hermanos, si el mundo los aborrece.
Nosotros sabemos que hemos pasado de la muerte a la Vida, porque amamos a nuestros hermanos. El que no ama permanece en la muerte.
El que odia a su hermano es un homicida, y ustedes saben que ningún homicida posee la Vida eterna.
En esto hemos conocido el amor: en que él entregó su vida por nosotros. Por eso, también nosotros debemos dar la vida por nuestros hermanos.
Si alguien vive en la abundancia, y viendo a su hermano en la necesidad, le cierra su corazón, ¿cómo permanecerá en él el amor de Dios?
Hijitos míos, no amemos solamente con la lengua y de palabra, sino con obras y de verdad.
En esto conoceremos que somos de la verdad, y estaremos tranquilos delante de Dios
aunque nuestra conciencia nos reproche algo, porque Dios es más grande que nuestra conciencia y conoce todas las cosas.
Queridos míos, si nuestro corazón no nos hace ningún reproche, podemos acercarnos a Dios con plena confianza,

Salmo 100(99),2.3.4.5. 
Sirvan al Señor con alegría,
lleguen hasta él con cantos jubilosos.
Reconozcan que el Señor es Dios:

él nos hizo y a él pertenecemos;
somos su pueblo y ovejas de su rebaño.
Entren por sus puertas dando gracias,

entren en sus atrios con himnos de alabanza,
alaben al Señor y bendigan su Nombre.
¡Qué bueno es el Señor!

Su misericordia permanece para siempre,
y su fidelidad por todas las generaciones.

Evangelio según San Juan 1,43-51. 
Jesús resolvió partir hacia Galilea. Encontró a Felipe y le dijo: “Sígueme”.
Felipe era de Betsaida, la ciudad de Andrés y de Pedro.
Felipe encontró a Natanael y le dijo: “Hemos hallado a aquel de quien se habla en la Ley de Moisés y en los Profetas. Es Jesús, el hijo de José de Nazaret”.
Natanael le preguntó: “¿Acaso puede salir algo bueno de Nazaret?”. “Ven y verás”, le dijo Felipe.
Al ver llegar a Natanael, Jesús dijo: “Este es un verdadero israelita, un hombre sin doblez”.
“¿De dónde me conoces?”, le preguntó Natanael. Jesús le respondió: “Yo te vi antes que Felipe te llamara, cuando estabas debajo de la higuera”.
Natanael le respondió: “Maestro, tú eres el Hijo de Dios, tú eres el Rey de Israel”.
Jesús continuó: “Porque te dije: ‘Te vi debajo de la higuera’, crees . Verás cosas más grandes todavía”.
Y agregó: “Les aseguro que verán el cielo abierto, y a los ángeles de Dios subir y bajar sobre el Hijo del hombre.”

______________________________________________________________________

Con la intención de vivir nuestra Fe en el Espíritu y en la Providencia, este año lo iniciamos pidiendo al: Señor, “Líbranos del Mal”. Hoy los textos que nos regala la Iglesia nos hablan entrañablemente así:

  • Hijitos míos. No hagamos como Caín, que era del Maligno y mató a su hermano.
    No amemos solamente con la lengua y de palabra, sino con obras y de verdad.
    Queridos míos, si nuestro corazón no nos hace ningún reproche, podemos acercarnos a Dios con plena confianza,*
  • Sirvan al Señor con alegría,
    lleguen hasta él con cantos jubilosos.
    Reconozcan que el Señor es Dios: 
  • Jesús resolvió partir hacia Galilea. Encontró a Felipe y le dijo: “Sígueme”.

 

Además de rezar estos textos, las noticias en las que se sumergen los medios, nos hablan las infinitas de cada día, nos hablan estas que nos conciernen desde nuestro papel de sal y luz… ¿cómo las oramos, cómo nos afectan y respondemos en Su Nombre? ¿Adonde podremos ir si nuestro corazón está lejos de la Fe y el Espíritu que nos ayude a vivir Todos Juntos la misión por la que estamos dando la vida?

 https://www.youtube.com/watch?v=YSQr-q9GtXQ

 

Un sacerdote revela las últimas y dramáticas palabras del Cardenal Caffarra

INFOVATICANA
12 septiembre, 2017

  • El vaticanista Antonio Socci recoge el testimonio de un sacerdote que relata un encuentro con el purpurado días antes de su muerte. “El Señor no abandonará a Su Iglesia. Imagínate el sufrimiento de San Atanasio, que se quedó solo defendiendo la verdad por amor a Cristo, a la Iglesia y a los hombres”, le confió el cardenal Caffarra.

Antonio Socci/ Lo Straniero Muchísimos católicos, en los últimos años, han mirado al cardenal Carlo Caffarra como una de las pocas luces en las tinieblas actuales.

Un sacerdote me ha confiado que, precisamente hace unos días, fue a verle para decirle de su dolor por el desastre diario que se vive en la Iglesia, refiriéndole algunos hechos.

El cardenal se echó a llorar y le dijo: “El Señor no abandonará a Su Iglesia. Los Apóstoles eran doce y el Señor volverá a empezar con unos pocos. Imagínate el sufrimiento de San Atanasio, que se quedó solo defendiendo la verdad por amor a Cristo, a la Iglesia y a los hombres. Tenemos que tener fe, esperanza y fortaleza”.

Este sacerdote me ha confiado: “El cardenal estaba muy afligido, pero me transmitió mucho valor y amor por la Iglesia”.

La referencia de Caffarra a San Atanasio recuerda el momento más oscuro de la historia de la Iglesia, cuando los herejes arrianos tomaron el control de la misma en el siglo IV.

La voz del obispo Atanasio se levantó prácticamente sola en defensa de la verdad católica. Fue excomulgado por el Papa y exiliado cuatro veces.

Pero la Iglesia volvió a la verdadera fe y, a continuación, Atanasio fue canonizado y proclamado Padre y Doctor de la Iglesia.

El sacerdote que ha hablado con el cardenal repite que estaba muy afligido. Tal vez se pueda pensar que haya muerto de pena. Ciertamente, en el secreto de la oración había ofrecido a Dios su vida por esta pobre cristiandad perdida.

* Los obispos africanos, contra la postura inmigracionista de Francisco

Carlos Esteban
3 enero, 2018

El Papa Francisco predicó en Navidad sobre un asunto que es ya obsesivo en él: la acogida de los inmigrantes. En ninguna de sus declaraciones y homilías en que ha tratado esta cuestión ha insinuado el Santo Padre que pueda haber algún límite prudencial en cuanto al número de los recién llegados, y apenas ve la posibilidad de un inevitable choque cultural, dificultades económicas y logísticas insuperables o una distinción entre refugiados e inmigrantes económicos, entre legales e ilegales.

En esto tiene a favor a todo el estamento globalista, empezando por los jerarcas de la Unión Europea y la ONU, y en contra a no pocos obispos. Es razonable, por tanto, que Su Santidad esperase algún tipo de reacción negativa o crítica por parte de unas autoridades italianas que no saben ya qué hacer para frenar la invasión descontrolada desde África, o desde sus colegas en el episcopado italiano.

Pero las críticas han venido de donde no imaginamos, donde menos podía esperarlo: sus amadas ‘periferias’. Concretamente, de África, de donde procede el grueso de esta inmigración masiva y que, por tanto, sería comprensible imaginar una acogida entusiasta del espíritu de acogida papal.

Y no, todo lo contrario. Los prelados más importantes del Continente Negro piden desesperados medidas urgentes para frenar la emigración masiva que está despoblando África, en oposición frontal a la línea marcada por Francisco.

Los africanos defienden su postura alegando que los emigrantes son tratados de modo espantosa por las mafias que les llevan a Europa, donde la vida que encuentran es, además y por lo común, muy distinta de la que esperan.

“No tenemos derecho a permitir que existan canales de emigración ilegal cuando sabemos perfectamente cómo funcionan”, asegura el senegalés, Benjamin Ndiaye, Arzobispo de Dakar, con el apoyo absoluto de su colega nigeriano Joseph Bagobiri y muchos otros. “Todo esto tiene que acabar”.

Desde el lado europeo de la ecuación defiende la misma tesis, curiosamente, otro prelado africano, en este caso el Cardenal Robert Sarah, prefecto para el Culto Divino.

 

La Carmelita Descalza, autora de ‘Mejor será que hilen’ (San Pablo)

Pilar Huerta: “El futuro pasa por

reunificar o cerrar monasterios”

Reclama “la plena igualdad de responsabilidades y funciones, de
derechos” de la mujer en la Iglesia

(Antonio Aradillas).- De verdad de la buena, que Pilar Huerta Román, Carmelita Descalza en el convento de san José, en Toro, provincia de Zamora, hila bien. Pero que muy bien. Lo que académicamente se apostilla “con hilo delgado”, que equivale a “proceder con exactitud, minuciosidad o sutileza en sus apreciaciones”, “seguramente porque desde el primer día -hace ya 32 años- , que entró en el convento no dejó de tener un contacto profundo y constante con la palabra de Dios”.

En medio de tanta noticia variopinta,hoy damos gracias a Dios con infinita alegría por los 56 años de Ali y los 43 de Amor, y a ellas por la vida que vienen dando desde que Dios las hizo nacer en el vientre de su madre. GRACIAS, SEÑOR.

 

 

 

 

¿Sembramos Paz con nuestra vida?

Feria de tiempo de Navidad (3 ene.)

Epístola I de San Juan 2,29.3,1-6. 
Hijos míos:
Si ustedes saben que él es justo, sepan también que todo el que practica la justicia ha nacido de él.
¡Miren cómo nos amó el Padre! Quiso que nos llamáramos hijos de Dios, y nosotros lo somos realmente. Si el mundo no nos reconoce, es porque no lo ha reconocido a Él.
Queridos míos, desde ahora somos hijos de Dios, y lo que seremos no se ha manifestado todavía.
Sabemos que cuando se manifieste, seremos semejantes a Él, porque lo veremos tal cual es.
El que tiene esta esperanza en Él, se purifica, así como Él es puro. El que comete el pecado comete también la iniquidad, porque el pecado es la iniquidad.
Pero ustedes saben que Él se manifestó para quitar los pecados, y que Él no tiene pecado.
El que permanece en Él, no peca, y el que peca no lo ha visto ni lo ha conocido.

Salmo 98(97),1.3cd-4.5-6. 
Canten al Señor un canto nuevo,
porque él hizo maravillas:
su mano derecha y su santo brazo
le obtuvieron la victoria.

Los confines de la tierra han contemplado
el triunfo de nuestro Dios.
Aclame al Señor toda la tierra,
prorrumpan en cantos jubilosos.

Canten al Señor con el arpa
y al son de instrumentos musicales;
con clarines y sonidos de trompeta
aclamen al Señor, que es Rey.

Evangelio según San Juan 1,29-34. 
Al día siguiente, Juan vio acercarse a Jesús y dijo: “Este es el Cordero de Dios, que quita el pecado del mundo.
A él me refería, cuando dije: Después de mí viene un hombre que me precede, porque existía antes que yo. Yo no lo conocía, pero he venido a bautizar con agua para que él fuera manifestado a Israel”.
Y Juan dio este testimonio: “He visto al Espíritu descender del cielo en forma de paloma y permanecer sobre él.
Yo no lo conocía, pero el que me envió a bautizar con agua me dijo: ‘Aquel sobre el que veas descender el Espíritu y permanecer sobre él, ese es el que bautiza en el Espíritu Santo’.
Yo lo he visto y doy testimonio de que él es el Hijo de Dios”.

______________________________________________________________________

 

  • Queridos míos, desde ahora somos hijos de Dios, y lo que seremos no se ha manifestado todavía. ¿Qué nos dificulta para que no se manifieste lo que somos realmente?
  • Los confines de la tierra han contemplado
    el triunfo de nuestro Dios. SI nuestra oración la queremos vivir vivir este año desde el anhelo profundo del “Líbranos del Mal”, ¿cómo sembramos el Bien en nuestra motivación y actitud en nuestro paso por la vida?

El Papa reclama “un compromiso para asegurar a refugiados y migrantes un futuro de paz”

“Por favor, no apaguemos la esperanza en su corazón, no sofoquemos sus expectativas de paz”

Francisco invita, en la Jornada Mundial de la Paz, a “realizar un mundo más solidario y acogedor”

(Jesús Bastante).- Día de viento y lluvia en Roma. El primer Angelus de 2018 se vivió bajo un chaparrón, y con un recuerdo a refugiados y migrantes, a quien va dedicado el mensaje papal de la Jornada Mundial de la Paz. Y es que, una vez más, Francisco se erigió en portavoz de tantos miles de personas que arriesgan su vida por un futuro mejor. “Por favor, no apaguemos la esperanza en su corazón, no sofoquemos sus expectativas de paz”.

La inocencia de esta mirada me ha acompañado desde que me enamoró, y me sirve en mi deseo de sembrar la Paz del Reino que hemos de sembrar Todos Juntos.

 

 

 

 

 

 

 

 

Líbranos del mal

Felíz tiempo que se nos regala para amar, perdonar y recomenzar las veces que queramos, no para “recargar pilas”, sino para hacer una opción ante la Palabra en espíritu y en verdad.

“LÍBRANOS DEL MAL”

Con claridad, Humildad y Misericordia evangélicas, la Palabra de Dios, nos advierte firmemente cómo entender, sentir y vivir la actitud que no nos haga caer en tentación. Al mismo tiempo nos ayude a mantener y renovar cualquier pensamiento, anhelo o acción que trata de devolver el valor y la vida a las múltiples situaciones en las que Dios está ausente según su Proyecto Universal para toda la humanidad de todos los tiempos. ¿Qué nos dice? ¿Cómo hacerlo según Jesús nos lo dice y asegura que lo rezaremos como ÉL lo quiere para toda la humanidad de todos los tiempos?

  • “No caigáis en tentación”. Mateo 6,7-15.
  • “Cuidáos de vuestro adversario que, como león rugiente, trata de devoraros”, 1Pe 5, 8.
  • “Rezad y predicad a tiempo y a destiempo para devolver a la Palabra la esencia perdida”, 2Tim 4, 1 – 6.
  • “Transformad las mentes, entregando vuestro cuerpo como víctima santa y agradable, hasta ser y vivir según Dios: buenos, santos y perfectos”. Rom 12, 1-2.

Junto a estas advertencias, la Palabra nos añade, entre otros muchos, estos textos que constatan cómo ha de ser nuestro seguimiento, según el Espíritu de Dios con que nos llama:

  1. “Si conocieras el don de Dios” Jn 4, 10. “Créeme, mujer. Se acerca la hora en que no se dará culto al Padre, ni en este momento ni en Jerusalén. Vosotros adoráis lo que no conocéis. Se acerca la hora, mejor dicho, ya ha llegado, en que los que dan culto auténtico al Padre en espíritu y verdad, pues de hecho el Padre busca hombres que lo adoren así. Dios es espíritu y los que lo adoran han de dar culto con espíritu y verdad”, Jn 4, 21- 24.  “Yo soy la  vid, vosotros los sarmientos. Sin mí no podéis hacer nada”, Jn 15, 5.
  2. No somos nosotros los que elegimos a Dios, sino que es ÉL el que nos llama. Si respondemos daremos frutos que permanecerán abundantemente”, Jn 15,16.
  3. “Sentirnos y ser Todos UNO”. Al vivir así, el mundo creerá que el Padre ha enviado a Jesús para darnos el Mensaje de la Palabra, Jn 17, 21.
  4. Dar razón de esa Unidad, entraña saber que lo primero que, sin saber nada, esta “Historia de historias”, nos sugirió que nuestra vida estaba llamada a hacer pensar sobre el placer de Servir en Libertad, “según se comulgan las Tres Personas Comunitarias”, 2 Cor 13,14.
  5. “Hemos de vivir en el mundo sin ser del mundo”, Jn17, 14-16.
  6. “Transformar las mentes, entregando nuestro cuerpo como víctima santa y agradable, viviendo según Dios: buenos, santos y perfectos”, Rom 12, 1-2.
  7. Asumiendo que nuestro papel es el de “ser sal que sala, luz que brilla”, Mt 5, 13-14, “levadura que fermenta y hace crecer” el Espíritu de Dios a quienes no lo conocen, Mt 13, 33.
  8. “Seguir a Jesús entraña renovar cada día nuestra vocación”, 2 Pe 1, 3 -10.
  9. Que “para permanecer en ÉL hemos de vivir como vivió ÉL”, 1Jn 2, 1-6.
  10. Todo este decálogo lo hemos recibido entre inconsciencias y dudas, errores y aciertos”, hasta descubrirnos que, con ÉL somos Dios en la tierra, según vio Juan en Apocalipsis 21, 1-5. Esta es la tarea que hemos descubrir y predicar entre todos, “en la Libertad que da Paz y Gloria a Dios y a quienes ÉL quiere tanto”, Luc 2, 4, viviendo y dialogando todo con el Espíritu, en el silencio de nuestro corazón.

ORACIÓN AL DIOS-CON-NOSOTROS.

Este año que comienza con voces prometedoras, líbranos de la ceguera que anula mi ser persona.

Haznos ver que lo imposible que entendimos desde siempre, jamás lo podremos ver con la luz de nuestra mente.

Solo desde TI sabremos cómo hacer Tu Voluntad, no solos, sino juntos, con otra mentalidad.

Planteado según TÚ, desde tu fuerza y razón; siempre en camino y silencio, siempre en constante oración.

Convencidos desde la experiencia de tantos años, y sumergidos en la Esperanza del Sol que siempre nos ha abrazado, pedimos a Dios y a la Vida vivida, mantener en nuestro corazón el mensaje que entraña el recorrido de esta “Historia de historias”. Que sea ella la que nos siga deparando la que nos haga encontrar, la que nos ilumine y constituya la enjundia y manteca que, como fuente nos mantenga  todos los 365 días, impulsados y guiados por los textos y cantos que lo avalan.

http://www.brotesdeolivo.es/descargadirecta/1976%20%20JESUS%20I/12-Ovejas%20entre%20lobos.mp3

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

FINAL DEL PRIMER DÍA DE 2.018

Por circunstancias adversas, este blog no se pudo publicar a la hora de siempre. No obstante, tales circunstancias han dado ocasión  de abundar en lo que pensábamos mostrar como línea a rezar y vivir todo lo que nos ha deparado lo acontecido desde el comienzo de Ciudad Joven, que en Junio cumplirá cuarenta años.

Con la próxima edición, que se publicará en su momento y hora correspondiente, apuntaremos el compendio de líneas y textos de la Palabra que iremos profundizando y compartiendo. Nos advertirán y ayudarán en la medida que quienes sientan el signo distinto que supone esta experiencia, sintamos el gozo de saberla nacida de todos, para todos, y que hemos de poner en práctica entre todos en el silencio de cada corazón.

Solemnidad de Santa María, Madre de Dios

Libro de los Números 6,22-27. 
El Señor dijo a Moisés:
Habla en estos términos a Aarón y a sus hijos: Así bendecirán a los israelitas. Ustedes les dirán:
Que el Señor te bendiga y te proteja.
Que el Señor haga brillar su rostro sobre ti y te muestre su gracia.
Que el Señor te descubra su rostro y te conceda la paz.
Que ellos invoquen mi Nombre sobre los israelitas, y yo los bendeciré.

Salmo 67(66),2-3.5.6.8. 
El Señor tenga piedad y nos bendiga,
haga brillar su rostro sobre nosotros,
para que en la tierra se reconozca su dominio,
y su victoria entre las naciones.

Que canten de alegría las naciones,
porque gobiernas a los pueblos con justicia
y guías a las naciones de la tierra.

¡Que los pueblos te den gracias, Señor,
que todos los pueblos te den gracias!
Que Dios nos bendiga,
y lo teman todos los confines de la tierra.

Carta de San Pablo a los Gálatas 4,4-7. 
Hermanos:
Cuando se cumplió el tiempo establecido, Dios envió a su Hijo, nacido de una mujer y sujeto a la Ley, para redimir a los que estaban sometidos a la Ley y hacernos hijos adoptivos.
Y la prueba de que ustedes son hijos, es que Dios infundió en nuestros corazones el Espíritu de su Hijo, que clama a Dios llamándolo” ¡Abba!, es decir, ¡Padre!
Así, ya no eres más esclavo, sino hijo, y por lo tanto, heredero por la gracia de Dios.

Evangelio según San Lucas 2,16-21. 
Los pastores fueron rápidamente y encontraron a María, a José, y al recién nacido acostado en el pesebre.
Al verlo, contaron lo que habían oído decir sobre este niño,
y todos los que los escuchaban quedaron admirados de lo que decían los pastores.
Mientras tanto, María conservaba estas cosas y las meditaba en su corazón.
Y los pastores volvieron, alabando y glorificando a Dios por todo lo que habían visto y oído, conforme al anuncio que habían recibido.
Ocho días después, llegó el tiempo de circuncidar al niño y se le puso el nombre de Jesús, nombre que le había sido dado por el Angel antes de su concepción.
______________________________________________________________________

Según anunciamos sobre nuestro deseo de repasar y rezar todo lo deparado por la experiencia de Ciudad Joven, en la clave de hacer un ¡Alto al mundo que estamos haciendo!, la Palabra se nos adelanta para confirmarnos su ayuda, compañía y guía en función de todo lo que vamos a rezar y descubrir entre todos.

  • Que el Señor te bendiga y te proteja.
    Que el Señor haga brillar su rostro sobre ti y te muestre su gracia.
    Que el Señor te descubra su rostro y te conceda la paz.

 

  • El Señor tenga piedad y nos bendiga,
    haga brillar su rostro sobre nosotros,
    para que en la tierra se reconozca su dominio,
    y su victoria entre las naciones.
  • Que canten de alegría las naciones,
    porque gobiernas a los pueblos con justicia
    y guías a las naciones de la tierra.
  • Ya no somos más esclavo, sino hijo, y por lo tanto, heredero por la gracia de Dios. 
  • Los pastores fueron rápidamente y encontraron a María, a José, y al recién nacido acostado en el pesebre.
    Al verlo, contaron lo que habían oído decir sobre este niño, y mientras tanto, María conservaba estas cosas y las meditaba en su corazón.

“María conservaba todas estas cosas meditándolas en su corazón” (Lc 2,19). Ahora nos disponemos durante todo este año a recordar, rezar y rescatar todo lo que durante tantos años no pudimos hacer por la intensidad que se nos fue mostrando. ¿Dirán algo todos los que asistieron a lo que muchos profetas y reyes quisieran haber visto y no vieron? 

Estas imágenes, alguna antigua y otras de ultimísima hora, nos pueden recordar y hacer pensar sobre nuestro momento, contemplarnos y saber el momento que vivimos, de gozo, agradecimiento, reflexión más allá de lo usual…

Dios estará atento a lo que quiere decirnos según ÉL quiere y nosotros necesitamos.

http://www.brotesdeolivo.es/descargadirecta/1986%20LAS%20BIENAVENTURANZAS/05-Con%20todo%20tu%20corazon.mp3

 

 

 

 

 

 

 

 

 

GRACIAS, 2.017, POR LA VARIOPINTA INMENSIDAD VIVIDA

DOS MIL DIECISIETE, GRACIAS POR TODO.

Fiesta de la Sagrada Familia: Jesús, María y José

Libro de Génesis 15,1-6.21,1-3. 
En aquellos días, la palabra del Señor llegó a Abrám en una visión, en estos términos:
“No temas, Abrám. Yo soy para ti un escudo. Tu recompensa será muy grande”.
“Señor, respondió Abrám, ¿para qué me darás algo, si yo sigo sin tener hijos, y el heredero de mi casa será Eliezer de Damasco?”.
Después añadió: “Tú no me has dado un descendiente, y un servidor de mi casa será mi heredero”.
Entonces el Señor le dirigió esta palabra: “No, ese no será tu heredero; tu heredero será alguien que nacerá de ti.
Luego lo llevó afuera y continuó diciéndole: “Mira hacia el cielo y si puedes, cuenta las estrellas”. Y añadió: “Así será tu descendencia”.
Abrám creyó en el Señor, y el Señor se lo tuvo en cuenta para su justificación.
El Señor visitó a Sara como lo había dicho, y obró con ella conforme a su promesa.
En el momento anunciado por Dios, Sara concibió y dio un hijo a Abraham, que ya era anciano.
Cuando nació el niño que le dio Sara, Abraham le puso el nombre de Isaac.

Salmo 105(104),1b-2.3-4.5-6.8-9. 
Hagan conocer entre los pueblos sus proezas;
canten al Señor con instrumentos musicales,
pregonen todas sus maravillas!

¡Gloríense en su santo Nombre,
alégrense los que buscan al Señor!
¡Recurran al Señor y a su poder,

busquen constantemente su rostro!
recuerden las maravillas que él obró,
sus portentos y los juicios de su boca!

Descendientes de Abraham, su servidor,
hijos de Jacob, su elegido:
El se acuerda eternamente de su alianza,

de la palabra que dio por mil generaciones,
del pacto que selló con Abraham,
del juramento que hizo a Isaac.

Carta a los Hebreos 11,8.11-12.17-19. 
Hermanos:
Por la fe, Abraham, obedeciendo al llamado de Dios, partió hacia el lugar que iba a recibir en herencia, sin saber a dónde iba.
También por la fe, Sara recibió el poder de concebir, a pesar de su edad avanzada, porque juzgó digno de fe al que se lo prometía.
Y por eso, de un solo hombre, y de un hombre ya cercano a la muerte, nació una descendencia numerosa como las estrellas del cielo e incontable como la arena que está a la orilla del mar.
Por la fe, Abraham, cuando fue puesto a prueba, presentó a Isaac como ofrenda: él ofrecía a su hijo único, al heredero de las promesas, a aquel de quien se había anunciado: De Isaac nacerá la descendencia que llevará tu nombre.
Y lo ofreció, porque pensaba que Dios tenía poder, aun para resucitar a los muertos. Por eso recuperó a su hijo, y esto fue como un símbolo.

Evangelio según San Lucas 2,22-40. 
Cuando llegó el día fijado por la Ley de Moisés para la purificación, llevaron al niño a Jerusalén para presentarlo al Señor,
como está escrito en la Ley: Todo varón primogénito será consagrado al Señor.
También debían ofrecer en sacrificio un par de tórtolas o de pichones de paloma, como ordena la Ley del Señor.
Vivía entonces en Jerusalén un hombre llamado Simeón, que era justo y piadoso, y esperaba el consuelo de Israel. El Espíritu Santo estaba en él y le había revelado que no moriría antes de ver al Mesías del Señor.
Conducido por el mismo Espíritu, fue al Templo, y cuando los padres de Jesús llevaron al niño para cumplir con él las prescripciones de la Ley,
Simeón lo tomó en sus brazos y alabó a Dios, diciendo:
“Ahora, Señor, puedes dejar que tu servidor muera en paz, como lo has prometido,
porque mis ojos han visto la salvación que preparaste delante de todos los pueblos:
luz para iluminar a las naciones paganas y gloria de tu pueblo Israel”.
Su padre y su madre estaban admirados por lo que oían decir de él.
Simeón, después de bendecirlos, dijo a María, la madre: “Este niño será causa de caída y de elevación para muchos en Israel; será signo de contradicción,
y a ti misma una espada te atravesará el corazón. Así se manifestarán claramente los pensamientos íntimos de muchos”.
Estaba también allí una profetisa llamada Ana, hija de Fanuel, de la familia de Aser, mujer ya entrada en años, que, casada en su juventud, había vivido siete años con su marido.
Desde entonces había permanecido viuda, y tenía ochenta y cuatro años. No se apartaba del Templo, sirviendo a Dios noche y día con ayunos y oraciones.
Se presentó en ese mismo momento y se puso a dar gracias a Dios. Y hablaba acerca del niño a todos los que esperaban la redención de Jerusalén.
Después de cumplir todo lo que ordenaba la Ley del Señor, volvieron a su ciudad de Nazaret, en Galilea.
El niño iba creciendo y se fortalecía, lleno de sabiduría, y la gracia de Dios estaba con él.
___________________________________________________________________________

Proponemos rezar, contemplar y ahondar hasta donde nunca lo hicimos, todo lo que nos ilumina y profetiza la Palabra de DIOS de hoy, y lo que sobre estos textos nos descubre la vida que estamos viviendo.

  • “Mira hacia el cielo y si puedes, cuenta las estrellas”. Y añadió: “Así será tu descendencia”. Abrahám creyó en el Señor.

    La noche antes de comenzar Ciudad Joven, cantamos:”Una noche yo miraba al cielo, y al ver en lo hondo la inmensidad de las estrellas, vimos a Dios y le preguntamos, ¿qué nos vas a deparar?

 

Varios años antes ya nos lo habíamos preguntado por primera, hasta llegar a julio de 1.978. Desde entonces jamás faltaron cuestionamientos que siempre nos gritaban respuestas…

  • Hagan conocer entre los pueblos sus proezas;
    canten al Señor con instrumentos musicales.


 

 

 

 

 

  • Alégrense los que buscan al Señor!
  • Por la fe, Abraham, obedeciendo al llamado de Dios, partió hacia el lugar que iba a recibir en herencia, sin saber a dónde iba.

El Espíritu Santo está en los que le buscan, y se les revelará antes de morir.

 El  papa nos continúa interpelando constantemente 

Francisco, a los teólogos: “Asuman la tarea de repensar la Iglesia para que sea conforme al Evangelio”.

“El teólogo estudia, piensa, reflexiona, pero lo hace de rodillas”, sostiene

 “Teología es también ser teólogos en la Iglesia. Lo diré con una palabra no teológica, el olfato de la fe”

Francisco, a los teólogos: “Asuman la tarea de repensar la Iglesia para que sea conforme al Evangelio”.

Descubran y vivan una Teología cercana al Evangelio.

Es sobre todo en el deseo y la perspectiva de una Iglesia en salida misionera que el ministerio teológico resulta, en esta coyuntura histórica, particularmente importante y urgente”.

 (J. Bastante/Aica).- “Se necesita una teología que esté formada por cristianas y cristianos que no piensen sólo en hablar entre ellos mismos, sino que sepan estar al servicio de las diversas Iglesias y de la Iglesia“, señaló el Papa Francisco a los miembros de la Asociación Teológica italiana, a quienes pidió que “asuman también la tarea de repensar la Iglesia para que sea conforme al Evangelio.

Proponer una teología que muestre al Dios Salvífico y misericordioso. “En estos días estamos inmersos en la contemplación de nuestro Dios, que se ha implicado y comprometido con nuestra pobre humanidad hasta llegar a enviar a su Hijo y a tomar, en Él nuestra frágil carne”. 

“Todo pensamiento teológico cristiano ha de comenzar siempre e incesantemente desde aquí, en una reflexión que nunca extinguirá el manantial vivo del Amor divino, que se ha dejado tocar, mirar y saborear en la gruta de Belén”. El Papa invitó a los teólogos italianos a perseverar “en el espíritu de servicio y de comunión indicado por el Concilio Ecuménico Vaticano II” impulsando la “fidelidad creativa” y el “hacer teología juntos”, y poniéndose en guardia contra el individualismo.

Desde tan claras, concisas e incisivas palabras, Cielo Nuevo y Tierra Nueva cuestiona a quienes han ido apareciendo en esta “Historia de historias”, y están interviniendo en su curso abierto, inconsciente y abierto a lo inesperado, para que contemplen la similitud y respuesta de lo que está ocurriendo,en consonancia humilde, leal y coherente con las palabras manifestadas en el texto anterior.

Al finalizar este bendito año, con todo tipo de vicisitudes y circunstancias reconocidas y superadas, entendemos que el Señor nos pide entrar, conocer y profundizar en lo que desde hace tantos años nos viene aconteciendo y hablando de lo que ha ocurrido y en cierto momento nos atrevimos a denominar “Teología de Dios Niño”. Sobre ello y todo lo sucedido, pedimos a todos los que han asistido y reconocido a mostrar sus conocimientos al respecto. Desde ahí, y continuando constantemente en la apertura de lo que vendrá, responderíamos a lo largo del Nuevo Año a responder al insólito,  desconcertante e inconsciente camino vivido en el último medio siglo vivido.

En torno a lo que pedimos, apuntamos las palabras de José María Castillo Sánchez, 
con el que no pocas veces hemos hablado durante años sobre estas palabras del papa Francisco, que fortalecen su fe. Y le motivan a seguir en esta tarea apasionante, urge a los teólogos y nos confirma en la convicción pasionante que brota de la TEOLOGÍA como vaso comunicante con la iGLESIA. En efecto, Iglesia, Teología, Evangelio tienen que ir siempre unidas, fundidas, para lograr una Iglesia más humana y más evangélica. Así lo dije – y lo diré siempre – en mi blog. En plena comunión con nuestro papa Francisco.

Por fin llega el momento de hacernos responsables Todos Juntos, sabiéndonos llamados a renovar la faz de la tierra en nombre del Espíritu y la Verdad de la Palabra.

Desde la Comunidad Tierra de Encuentro nos llega este comunicado, como primer anuncio del Espíritu en favor de cuanto anunciamos y soñamos desde tantos años.

Queridos amigos en la fe y el anhelo del bien común,

 
A punto de terminar este año 2017 y comenzar el 2018, brindamos por todos los momentos vividos juntos y en soledad, en familia, en comunidad, en la distancia y en la lejanía, por los buenos y los menos buenos, por los logros y los que no han llegado a ser logros, tantos momentos que seguro nos han ayudado a avanzar y a crecer en fidelidad a lo que Somos, y en fidelidad a Quien sentimos que nos llama y nos une de fondo en la vocación común de construir juntos una tierra de bien para todos.
 
Os deseamos un Feliz año y que podamos seguir compartiendo momentos, cauces, medios, espacios, encuentros, en los que seguir buscando juntos Ser a esa “imagen y semejanza” con la que todos somos creados y recreados constantemente.
 
Y os invitamos a compartir este primer encuentro del año que tendremos el día 4 de Enero en Mambré. Uniéndonos a los que en estos primeros días del año se celebrarán por todos los rincones de la tierra, con el deseo de habitar la esperanza de que se harán realidad los sueños de paz, justicia, comunión, noviolencia, amor… que todos soñamos.
FELIZ 2018
CON AMOR

Contacto :

Carmen Lope (91 472 86 19 – 654255298)

Patricia Miragaya (91 718 69 65 – 670294558)

Mabel Sánchez (91 711 98 03 – 620276721)

Pautas de agradecimiento del bien que hemos recibido.


6º día de la Octava de Navidad

Epístola I de San Juan 2,12-17. 
Hijos, les escribo porque sus pecados han sido perdonados por el nombre de Jesús.
Padres, les escribo porque ustedes conocen al que existe desde el principio. Jóvenes, les escribo porque ustedes han vencido al Maligno.
Hijos, les he escrito porque ustedes conocen al Padre. Padres, les he escrito porque ustedes conocen al que existe desde el principio. Jóvenes, les he escrito porque son fuertes, y la Palabra de Dios permanece en ustedes, y ustedes han vencido al Maligno.
No amen al mundo ni las cosas mundanas. Si alguien ama al mundo, el amor del Padre no está en él.
Porque todo lo que hay en el mundo -los deseos de la carne, la codicia de los ojos y la ostentación de la riqueza.- Todo esto no viene del Padre, sino del mundo.
Pero el mundo pasa, y con él, sus deseos. En cambio, el que cumple la voluntad de Dios permanece eternamente.

Salmo 96(95),7-8a.8b-9.10. 
Aclamen al Señor, familias de los pueblos,
aclamen la gloria y el poder del Señor;
aclamen la gloria del nombre del Señor.

Entren en sus atrios trayendo una ofrenda,
adoren al Señor al manifestarse su santidad:
¡que toda la tierra tiemble ante él!

Digan entre las naciones: “¡El Señor reina!
el mundo está firme y no vacilará.
El Señor juzgará a los pueblos con rectitud”.

Evangelio según San Lucas 2,36-40. 
Estaba también allí una profetisa llamada Ana, hija de Fanuel, de la familia de Aser, mujer ya entrada en años, que, casada en su juventud, había vivido siete años con su marido.
Desde entonces había permanecido viuda, y tenía ochenta y cuatro años. No se apartaba del Templo, sirviendo a Dios noche y día con ayunos y oraciones.
Se presentó en ese mismo momento y se puso a dar gracias a Dios. Y hablaba acerca del niño a todos los que esperaban la redención de Jerusalén.
Después de cumplir todo lo que ordenaba la Ley del Señor, volvieron a su ciudad de Nazaret, en Galilea.
El niño iba creciendo y se fortalecía, lleno de sabiduría, y la gracia de Dios estaba con él.

______________________________________________________________________

 

  • El mundo pasa, y con él, sus deseos, aciertos y errores. El que cumple la voluntad de Dios permanece eternamente.
  • Aclamen al Señor, familias de los pueblos,
    aclamen la gloria y el poder del Señor.
  • “El Señor juzgará a los pueblos con rectitud”.
  • El niño iba creciendo y se fortalecía, lleno de sabiduría, y la Gracia de Dios estaba con Él.
Encuentro de Taizé en Basilea

La región de Basilea y la comunidad de Taizé han tenido durante mucho tiempo una estrecha relación. Las iglesias y las comunidades cristianas de la región se identifican con el objetivo de acompañar a los jóvenes en su camino personal de fe

(C. Doody/Agencias).- “Apoyarse en la oración”, “ir a las fuentes de la fe y de la fraternidad” y “reunirse con personas que a través de su compromiso con el Evangelio afrontan los desafíos de hoy”. Son los grandes propósitos que se han fijado los organizadores del Encuentro de jóvenes de la Comunidad de Taizé que arrancó ayer jueves y que busca “encontrar un nuevo impulso de solidaridad en Europa”.

 

+     Omella aboga por “trabajar por la paz y por la concordia en nuestro país”

El cardenal de Barcelona aborda los “propósitos eclesiales para el nuevo año” en su última pastoral

Una de esas semillas sembradas por esta “Historia de historias” cayó en tierras catalanas. Pedimos a Dios que sepan dar frutos en favor de la Comunión que la Palabra nos pide en favor de toda la humanidad.

El cardenal Omella

Las noticias y respuestas recibidas manifiesta una gran sintonía con las orientaciones dadas por el papa Francisco para toda la Iglesia.

(Jesús Bastante).- “Trabajar por la paz y por la concordia en nuestro país”. Éste es el propósito del cardenal de Barcelona, Juan José Omella, para el inminente 2018. En su última carta pastoral del año, titulada Propósitos eclesiales para el nuevo año“. El purpurado pide a los cristianos de Cataluña que “nos comprometamos a servir a nuestro pueblo y a contribuir a su cohesion social“.

+     “El Sínodo de la Panamazonia va a escuchar la voz de los pueblos indígenas”

Erwin Kräutler: “La inmensa mayoría de la población de la Amazonia no tiene posibilidad de participar en la Eucaristía”

“El objetivo va a ser buscar nuevos caminos de evangelización y preservación de la naturaleza”

(Luis Miguel Modino, corresponsal en Brasil).- La vida y misión de Monseñor Erwin Kräutler está profundamente unida a la Amazonia brasileña. Nacido en Austria, el religioso de la Congregación de los Misioneros de la Preciosísima Sangre, llegó a la Prelatura del Xingú en 1965. Después de trabajar como sacerdote en la región, fue ordenado obispo en enero de 1981, siendo obispo titular de la mayor circunscripción eclesiástica de Brasil, con una extensión de 311.000 kilómetros cuadrados, hasta 2016.

Muchos y distintos son los pasos que se dan en este tiempo de reflexión en torno a la entrega que hacen y ofrecen niños, jóvenes, adultos y ancianos… en favor de ese Mundo Nuevo Soñado que nos promete la Palabra de Dios y nos urge la inmensidad de realidades que no acaban de estar encarnadas todas en todas. Para revisar y hacernos pensar, apuntamos algunas. En ellas, no hemos olvidar que en tanto se nos ha ido manifestando este sencillo texto que dice así

Podemos estar no estando, y en camino sin andar, y dejar profunda huella sin dar pasos al pasar. ¿Cómo estamos contemplando y agradeciendo la riqueza que estamos viviendo?

¿Estará soñando con el cielo nuevo y la tierra nueva? ¿lo construiremos entre todos?

Está soñando con el cielo nuevo y la tierra nueva, ¿lo construiremos entre todos?