Ya no estaréis divididos jamás

 

IMG_20140629_164935258_HDR

 

Sábado de la quinta semana de Cuaresma

Libro de Ezequiel 37,21-28.
Así habla el Señor:
Yo voy a tomar a los israelitas de entre las naciones adonde habían ido; los reuniré de todas partes y los llevaré a su propio suelo.
Haré de ellos una sola nación en la tierra, en las montañas de Israel, y todos tendrán un solo rey: ya no formarán dos naciones ni estarán más divididos en dos reinos.
Ya no volverán a contaminarse con sus ídolos, con sus abominaciones y con todas sus rebeldías. Los salvaré de sus pecados de apostasía y los purificaré: ellos serán mi Pueblo y yo seré su Dios.
Mi servidor David reinará sobre ellos y todos ellos tendrán un solo pastor. Observarán mis leyes, cumplirán mis preceptos y los pondrán en práctica.
Habitarán en la tierra que di a mi servidor Jacob, donde habitaron sus padres. Allí habitarán para siempre, ellos, sus hijos y sus nietos; y mi servidor David será su príncipe eternamente.
Estableceré para ellos una alianza de paz, que será para ellos una alianza eterna. Los instalaré, los multiplicaré y pondré mi Santuario en medio de ellos para siempre.
Mi morada estará junto a ellos: yo seré su Dios y ellos serán mi Pueblo.
Y cuando mi Santuario esté en medio de ellos para siempre, las naciones sabrán que yo soy el Señor, el que santifico a Israel.

Libro de Jeremías 31,10.11-12ab.13.
¡Escuchen, naciones, la palabra del Señor,
anúncienla en las costas más lejanas!
Digan: «El que dispersó a Israel lo reunirá,
y lo cuidará como un pastor a su rebaño.»

Porque el Señor ha rescatado a Jacob,
lo redimió de una mano más fuerte que él.
Llegarán gritando de alegría a la altura de Sión,
afluirán hacia los bienes del Señor.

Entonces la joven danzará alegremente,
los jóvenes y los viejos se regocijarán;
yo cambiaré su duelo en alegría,
los alegraré y los consolaré de su aflicción.

Evangelio según San Juan 11,45-57.
Al ver lo que hizo Jesús, muchos de los judíos que habían ido a casa de María creyeron en él.
Pero otros fueron a ver a los fariseos y les contaron lo que Jesús había hecho.
Los sumos sacerdotes y los fariseos convocaron un Consejo y dijeron: “¿Qué hacemos? Porque este hombre realiza muchos signos.
Si lo dejamos seguir así, todos creerán en él, y los romanos vendrán y destruirán nuestro Lugar santo y nuestra nación”.
Uno de ellos, llamado Caifás, que era Sumo Sacerdote ese año, les dijo: “Ustedes no comprenden nada.
¿No les parece preferible que un solo hombre muera por el pueblo y no que perezca la nación entera?”.
No dijo eso por sí mismo, sino que profetizó como Sumo Sacerdote que Jesús iba a morir por la nación, y no solamente por la nación, sino también para congregar en la unidad a los hijos de Dios que estaban dispersos.
A partir de ese día, resolvieron que debían matar a Jesús.
Por eso él no se mostraba más en público entre los judíos, sino que fue a una región próxima al desierto, a una ciudad llamada Efraím, y allí permaneció con sus discípulos.
Como se acercaba la Pascua de los judíos, mucha gente de la región había subido a Jerusalén para purificarse.
Buscaban a Jesús y se decían unos a otros en el Templo: “¿Qué les parece, vendrá a la fiesta o no?”.
Los sumos sacerdotes y los fariseos habían dado orden de que si alguno conocía el lugar donde él se encontraba, lo hiciera saber para detenerlo.

****************************************************************************************************

*   De entre todo lo que trabajáis y venís realizando os reuniré y recibiréis sus frutos. Haré de vosotros una sola Comunidad. Ya  no os formaréis de distintas formas, ni nunca más estaréis divididos.

*     Escuchad, contemplad todos la Palabra en Su raíz.

*     ¡El Señor os ha rescatado y os ha redimido!

*     Los jóvenes y los viejos se regocijarán y cambiarán su aflicción en alegría. 

*     Convocad un Consejo y preguntaos, “¿Qué hacemos?

“¿Qué  significa para vosotros “es mejor que un solo hombre muera por el pueblo? ¿Qué significa, qué significa? ¿ Es lo que la Palabra, y la Vida, y la Historia os propone para que todos os sintáis fieles a la razón de la Pascua?” ¿Qué significa? 

IMG_1775¿Faltará una dosis de sencillez, humildad y confianza de la que tanto se habla desde siempre? IMG_1780Este hombre había sido dado de baja y no lo comunicó, ¿qué había dentro de él?  ¿Cómo nos sentimos nosotros?IMG_1784¿Acaso podemos pensar que deliberadamente quería hacer las cosas mal?IMG_1785¿Podemos creer que en su acciones se encontraban “El don de La Vida” que recibiera en el vientre de su madre?    IMG_1796Todo estaba en sus manos, ¿por qué hizo lo que hizo? ¿Por qué hacemos lo que hacemos? ¿Quién tiene conciencia de hacer bien el bien que hace? 
¿Quién lo asegura?IMG_1800 IMG_20140629_145741844IMG_1803

¡Ayúdanos, Señor!

QUÉ ANHELA MI ALMA, MI MENTE, ¿QUÉ SUEÑA?

 Llegar a ser, ¿qué quisiera? ¿Dónde, mi fuerza?

¡Qué anhela mi alma! mi mente, ¿qué piensa?

Dónde está mi corazón, ¿Qué sueña?

Dónde mi esfuerzo, ¿qué busco en la tierra?

¿Qué quiero que no haya querido,

Qué quiero ser, que ya no sea?

¿Qué saber que no he sabido

Ver lo que jamás yo vea?

¡Cuánto dolor, Señor! “Solidaridad encarnada”

 IMG_1723

Ha sido increíble (y lógicamente consecuente) todo el dolor y multiplicidad de comentarios en torno a lo ocurrido en el accidente de avión en  los Alpes franceses. Pidamos a Dios una “solidaridad encarnada” con éste y tanto e infinito dolor como ocurre cada día en toda la faz de la tierra. ¡Mándanos, Padre Tu Espíritu!

 Viernes de la quinta semana de Cuaresma

Libro de Jeremías 20,10-13.
Oía los rumores de la gente: “¡Terror por todas partes! ¡Denúncienlo! ¡Sí, lo denunciaremos!”. Hasta mis amigos más íntimos acechaban mi caída: “Tal vez se lo pueda seducir; prevaleceremos sobre él y nos tomaremos nuestra venganza”.
Pero el Señor está conmigo como un guerrero temible: por eso mis perseguidores tropezarán y no podrán prevalecer; se avergonzarán de su fracaso, será una confusión eterna, inolvidable.
Señor de los ejércitos, que examinas al justo, que ves las entrañas y el corazón, ¡que yo vea tu venganza sobre ellos!, porque a ti he encomendado mi causa.
¡Canten al Señor, alaben al Señor, porque él libró la vida del indigente del poder de los malhechores!

Salmo 18(17),2-7.
Yo te amo, Señor, mi fuerza,
Señor, mi Roca, mi fortaleza y mi libertador.

Eres mi Dios, el peñasco en que me refugio,
mi escudo, mi fuerza salvadora, mi baluarte.
Invoqué al Señor, que es digno de alabanza
y quedé a salvo de mis enemigos.

Las olas de la Muerte me envolvieron,
me aterraron los torrentes devastadores,
me cercaron los lazos del Abismo,
las redes de la Muerte llegaron hasta mí.

Pero en mi angustia invoqué al Señor,
grité a mi Dios pidiendo auxilio,
y él escuchó mi voz desde su Templo,
mi grito llegó hasta sus oídos.

Evangelio según San Juan 10,31-42.
Los judíos tomaron piedras para apedrearlo.
Entonces Jesús dijo: “Les hice ver muchas obras buenas que vienen del Padre; ¿Por cuál de ellas me quieren apedrear?”.
Los judíos le respondieron: “No queremos apedrearte por ninguna obra buena, sino porque blasfemas, ya que, siendo hombre, te haces Dios”.
Jesús les respondió: “¿No está escrito en la Ley: Yo dije: Ustedes son dioses?
Si la Ley llama dioses a los que Dios dirigió su Palabra -y la Escritura no puede ser anulada-
¿Cómo dicen: ‘Tú blasfemas’, a quien el Padre santificó y envió al mundo, porque dijo: “Yo soy Hijo de Dios”?
Si no hago las obras de mi Padre, no me crean;
pero si las hago, crean en las obras, aunque no me crean a mí. Así reconocerán y sabrán que el Padre está en mí y yo en el Padre”.
Ellos intentaron nuevamente detenerlo, pero él se les escapó de las manos.
Jesús volvió a ir al otro lado del Jordán, al lugar donde Juan había bautizado, y se quedó allí.
Muchos fueron a verlo, y la gente decía: “Juan no ha hecho ningún signo, pero todo lo que dijo de este hombre era verdad”.
Y en ese lugar muchos creyeron en él.

****************************************************************************************************

“¡Terror por todas partes!

Yo te amo, Señor, todos queremos amarte. Todos necesitamos que Tú seas nuestra fuerza, nuestra Roca, nuestra Fortaleza… TÚ, nuestro Libertador.

“Con vosotros me he expresado, y con ello os he dado una tarea muy concreta. ¡Fiaos de Mi!”.

“Recordad Mi Palabra en la que os dije, ¡Ojalá todo mi pueblo fueseis  dioses!”

 ZENIT

El mundo visto desde Roma

Servicio diario – 26 de marzo de 2015

La frase del día 26

“La cruz que Cristo nos invita a aceptar no es la que nosotros nos hemos buscado, sino la que Él, aunque no entendamos el por qué, ha permitido que cayera sobre nosotros”.
P. Santiago Martín

Francisco

Santa Sede

Mirada al mundo

  • En dicha Eucaristía, el blog cielonuevoytierranueva, estará presente en dicha celebración “en Espíritu y en la distancia”. Justo en los días de la muerte de Óscar Romero nació la Comunidad “Pueblo de Dios, Tu Tierra”, en Casas de Candoncillo, Huelva, España. 

Espiritualidad

 Para hacer pensar, recordar y agradecer.

IMG_1737 Ellas son las servidoras responsables de la Comunidad Carmelita en Aracena, Huelva, que nos recibieron el pasado miércoles. Rosy y la religiosa de la izquierda según vemos, fueron vecinas en el Barrio Reina Victoria, de Huelva, en sus años de niñas.  IMG_1720IMG_1740IMG_1723IMG_1724 Por todo lo infinito en sencillez y profundidad vivido en Almonaster, ¡Gracias, Señor!IMG_1741 IMG_1742 IMG_174420150319_110606IMG_149920150322_184857IMG_1702IMG_1693IMG_1765IMG_1768IMG_1770IMG_1772IMG_1690¡Gracias, Señor!

IMG_1568

 

¿Nos sentimos elegidos y fecundos?

Jueves de la quinta semana de Cuaresma

Libro de Génesis 17,3-9.
Abrám cayó con el rostro en tierra, mientras Dios le seguía diciendo: “Esta será mi alianza contigo: tú serás el padre de una multitud de naciones”.
Y ya no te llamarás más Abrám: en adelante tu nombre será Abraham, para indicar que yo te he constituido padre de una multitud de naciones.
Te haré extraordinariamente fecundo: de ti suscitaré naciones, y de ti nacerán reyes.
Estableceré mi alianza contigo y con tu descendencia a través de las generaciones. Mi alianza será una alianza eterna, y así yo seré tu Dios y el de tus descendientes.
Yo te daré en posesión perpetua, a ti y a tus descendientes, toda la tierra de Canaán, esa tierra donde ahora resides como extranjero, y yo seré su Dios”.
Después, Dios dijo a Abraham: “Tú, por tu parte, serás fiel a mi alianza; tú, y también tus descendientes, a lo largo de las generaciones.”

Salmo 105(104),4-5.6-7.8-9.
¡Recurran al Señor y a su poder,
busquen constantemente su rostro;
recuerden las maravillas que él obró,
sus portentos y los juicios de su boca!

Descendientes de Abraham, su servidor,
hijos de Jacob, su elegido:
el Señor es nuestro Dios,
en toda la tierra rigen sus decretos.

El se acuerda eternamente de su alianza,
de la palabra que dio por mil generaciones,
del pacto que selló con Abraham,
del juramento que hizo a Isaac.

Evangelio según San Juan 8,51-59.
Jesús dijo a los judíos:
“Les aseguro que el que es fiel a mi palabra, no morirá jamás”.
Los judíos le dijeron: “Ahora sí estamos seguros de que estás endemoniado. Abraham murió, los profetas también, y tú dices: ‘El que es fiel a mi palabra, no morirá jamás’.
¿Acaso eres más grande que nuestro padre Abraham, el cual murió? Los profetas también murieron. ¿Quién pretendes ser tú?”.
Jesús respondió: “Si yo me glorificara a mí mismo, mi gloria no valdría nada. Es mi Padre el que me glorifica, el mismo al que ustedes llaman ‘nuestro Dios’,
y al que, sin embargo, no conocen. Yo lo conozco y si dijera: ‘No lo conozco’, sería, como ustedes, un mentiroso. Pero yo lo conozco y soy fiel a su palabra.
Abraham, el padre de ustedes, se estremeció de gozo, esperando ver mi Día: lo vio y se llenó de alegría”.
Los judíos le dijeron: “Todavía no tienes cincuenta años ¿y has visto a Abraham?”.
Jesús respondió: “Les aseguro que desde antes que naciera Abraham, Yo Soy”.
Entonces tomaron piedras para apedrearlo, pero Jesús se escondió y salió del Templo.

****************************************************************************************************

Con la sencillez e indignidad propias del pobre de solemnidad, del siervo inútil que en verdad se siente indigno e inútil, la duda íntima de aquel que no tiene razones para levantar la vista y mirar de frente… así leemos la Palabra de Dios, después de tantas sensaciones e ingerencias que nos han hecho vibrar e impulsar todos estos días...

*     “Esta será mi alianza contigo: tú serás padre de una multitud”.  Ya no te llamarás igual: en adelante, tu nombre indicará que Yo te he constituido padre de muchos y distintos. Te haré fecundo como te resultará imposible comprender… Estableceré mi alianza contigo y con tu descendencia. Será una alianza eterna, y así yo seré tu Dios y el de tus descendientes.

*     Yo lo haré por siempre, y en “Tu Tierra”, donde ahora resides como extranjero, Yo seré vuestro Dios”. “Tú, por tu parte, sé fiel a Mi.”

*      ¡Recurran al Señor, busquen constantemente su rostro; recuerden las maravillas que Él obró y continúa obrando gracias a muchos

*      “Les aseguro que el que es fiel a Mi palabra, dejará Mi huella”.

*      “¿Quién, qué pretendes ser tú?”.
“Si yo me glorificara a mí mismo, mi gloria no valdría nada. La “locura inconcebible en la que estamos inmersos” corresponden al Padre, al Verbo de la Palabra y a la Vida de los que Dios se ha valido para glorificar esta historia, quienes sin embargo, no la conocen. Pero yo lo intento y trato de ser fiel a Su Palabra.

“Abraham vio mi Día y se llenó de alegría”

[ZS150325] El mundo visto desde Roma

“El nombre de la virgen era María. El Ángel entró en su casa y la saludó, diciendo: “¡Alégrate!, llena de gracia, el Señor está contigo”.

Lucas 1,26-38.

Francisco

Santa Sede

Mirada al mundo

Para recordar, recrear conocimientos, reconocer nuestras perspectivas, renovar lo que creemos saber, hacer pensar…

Nuestro tiempo de reflexión serena en Almonaster ya termina. Hoy jueves, si Dios quiere, volveremos a casa, inmensamente agradecidos por lo mucho que entre muchos han hecho que nos sintamos muy cerca de Dios.

El comienzo de esta serena experiencia comenzó en Puebla de Cazalla. IMG-20150314-WA0022 20150313_234251 20150313_224832 20150313_234240 20150313_200115En Almonaster, la experiencia de oración, cariño, intentos de una mayor profundización en matices y reflexión ante la Palabra… nos han acercado más al Espíritu de Comunión que tan insistentemente nos viene hablando Dios desde siempre.                        Las hermanas de la Providencia nos han renovado conocimientos olvidadosIMG_1718

IMG_1717 IMG_1710IMG_1714Esta mujer, Lola, nos ha hecho creer que fuésemos “sus bebés”, dada la inquietud, la atención materna y el cariño con que nos ha tratado20150314_131525 El pueblo trajo hasta nosotros todo lo que comenzara en 1.970 20150322_183451

Con las Carmelitas de Cumbres Mayores, una vez más Dios vino a hablarnos de Sencillez, Confianza, Ultimidad…20150318_143946Lo mismo ha ocurrido y hemos sentido con las Carmelitas de Aracena. Desde Villalba del Alcor nos conmueve y nos recuerda aquello de: “que puedo no estar estando, y en camino sin andar; y dejar profunda huella sin dar pasos al pasar” 
20150318_143838

En Cortegana, como tantas otras veces, fuimos conscientes del mucho cariño y hambre universal que desde siempre ha suscitado esta historia

IMG_1668IMG_1644 IMG_1601 IMG_1596

IMG_1681Desde Pueblo de Dios y “sus aledaños físicos y personales buscadores del Espíritu”, no dejaron de sorprendernos: con  sus interrogantes y andanzas parciales. Las secuencias que vivimos, de las que tanto hablamos y tanto nos provocan la necesidad de – comulgarnos, no de consensuar – nos insinúan constantemente recordar a Tomás de Aquino cuando pensó “lo de Dios es otra cosa” …

IMG_1226Foto 2-3-15 17 13 56

Almonaster, si Dios quiere, nos dará otra oportunidad de “aunar esfuerzos por y para lo que Dios nos reunió y quiso en “El Raposo”… allí comenzó el sentimiento de vivir desde una “dimensión contemplativa”. Algo sobre esto, es lo que está suponiendo  para  quienes Dios llamó a esta circunstancia histórica inesperada”…20150218_032407La memoria que se nos ha dado en estos días, creemos que la ha traído Dios nuevamente a nuestro corazón para convencernos de la necesidad de renovarnos cada día, en cada ocasión, en todo aquello que sin darnos cuenta no permite que el Aire pulule “a su aire”… 
IMG_1579IMG_1524IMG_1505 IMG_1506¿Estás ahí?20150314_13142420150307_232445 20150308_112242 … no nos olvidemos… Estamos en camino,IMG_1628y mientras caminamos, no dejemos de rezar, de soñar que lo distinto se ama, de convertirnos,20150307_234921de orar y reflexionar otra vez, ¿resucitaremos…?IMG_151220150307_234937

 GRACIAS, SEÑOR

Hágase en todos lo que Dios quiere de todos.

Solemnidad de la Anunciación del Señor

Libro de Isaías 7,10-14.8,10c. 

Una vez más, el Señor habló a Ajaz en estos términos:
«Pide para ti un signo de parte del Señor, en lo profundo del Abismo, o arriba, en las alturas».
Pero Ajaz respondió: «No lo pediré ni tentaré al Señor.»
Isaías dijo: «Escuchen, entonces, casa de David: ¿Acaso no les basta cansar a los hombres, que cansan también a mi Dios?.
Por eso el Señor mismo les dará un signo. Miren, la joven está embarazada y dará a luz un hijo, y lo llamará con el nombre de Emmanuel.
Porque Dios está con nosotros.»

Salmo 40(39),7-8.9.10.11.
Tú no quisiste víctima ni oblación;
pero me diste un oído atento;
no pediste holocaustos ni sacrificios,
entonces dije: «Aquí estoy».

«En el libro de la Ley está escrito
lo que tengo que hacer:
yo amo, Dios mío, tu voluntad,
y tu ley está en mi corazón».

Proclamé gozosamente tu justicia
en la gran asamblea;
no, no mantuve cerrados mis labios,
Tú lo sabes, Señor.

No escondí tu justicia dentro de mí,
proclamé tu fidelidad y tu salvación,
y no oculté a la gran asamblea
tu amor y tu fidelidad.

Carta a los Hebreos 10,4-10.
Hermanos:
Es imposible que la sangre de toros y chivos quite los pecados.
Por eso, Cristo, al entrar en el mundo, dijo:
“Tú no has querido sacrificio ni oblación; en cambio, me has dado un cuerpo.
No has mirado con agrado los holocaustos ni los sacrificios expiatorios.
Entonces dije:
Aquí estoy, yo vengo -como está escrito de mí en el libro de la Ley- para hacer, Dios, tu voluntad.”
El comienza diciendo: Tú no has querido ni has mirado con agrado los sacrificios, los holocaustos, ni los sacrificios expiatorios, a pesar de que están prescritos por la Ley.
Y luego añade: Aquí estoy, yo vengo para hacer tu voluntad. Así declara abolido el primer régimen para establecer el segundo.
Y en virtud de esta voluntad quedamos santificados por la oblación del cuerpo de Jesucristo, hecha de una vez para siempre.

Evangelio según San Lucas 1,26-38.
El Ángel Gabriel fue enviado por Dios a una ciudad de Galilea, llamada Nazaret,
a una virgen que estaba comprometida con un hombre perteneciente a la familia de David, llamado José. El nombre de la virgen era María.
El Ángel entró en su casa y la saludó, diciendo: “¡Alégrate!, llena de gracia, el Señor está contigo”.
Al oír estas palabras, ella quedó desconcertada y se preguntaba qué podía significar ese saludo.
Pero el Ángel le dijo: “No temas, María, porque Dios te ha favorecido.
Concebirás y darás a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús;
él será grande y será llamado Hijo del Altísimo. El Señor Dios le dará el trono de David, su padre,
reinará sobre la casa de Jacob para siempre y su reino no tendrá fin”.
María dijo al Ángel: “¿Cómo puede ser eso, si yo no tengo relaciones con ningún hombre?”.
El Ángel le respondió: “El Espíritu Santo descenderá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra. Por eso el niño será Santo y será llamado Hijo de Dios.
También tu parienta Isabel concibió un hijo a pesar de su vejez, y la que era considerada estéril, ya se encuentra en su sexto mes,
porque no hay nada imposible para Dios”.
María dijo entonces: “Yo soy la servidora del Señor, que se cumpla en mí lo que has dicho”. Y el Ángel se alejó.

****************************************************************************************************

Señor. Ayer, al recordar a Óscar Romero, dábamos gracias por su vida y al mismo tiempo porque en esos días Tú nos llevaste a “Casas de Candoncillo”. Ciudad Joven nos respondió al cuestionamiento que nos hicimos la noche que iniciábamos aquella aventura, ¿qué nos deparará? Teníamos miedo a no responder a lo que Tú pudieses despertar en nuestro corazón. Hoy te preguntamos, ¿cómo estás viendo nuestra respuesta a lo que nos pediste, a la razón que nos llevó hasta allá después de tan preciosa e increíble experiencia de Fe? Nos dijiste que si nos proponíamos realizar Tu Soplo, viviríamos en la Ciudad de Dios. En este tiempo de reflexión cuaresmal, en este fuerte e incisivo parón de Almonoster, todo nos está sonando con una profunda serenidad y una mayor responsabilidad y trascendencia de la que hasta ahora lo habíamos experimentado. ¿Es así, cómo lo ves Tú? Y si es cierto y no lo hemos hecho, ¿qué hacer para entrar en esa dimensión que tanto nos trasciende, y que nos hace estar más que convencidos de lo visto y oído a través de los años? Señor, no logramos acertar a saberlo comunicar según Tu nos lo propusiste desde siempre. ¿Cómo hacerlo, cómo responder según Tú nos lo dijiste, donde cada quién pueda advertirlo por sí mismo, y dé la vida en lo que Tú quieres y no según lo hemos interpretado, que no nos permite serTe fiel? ¿Podríamos entender que nos estás probando desde la sencillez y clara profundidad que nos revelaste, fuera de lo que podíamos imaginar? Lo que ahora estamos viendo obedece a lo que después del tiempo, adquiere cada vez mayor claridad y urgencia.

Señor. Es más que evidente que nuestras intenciones nacen como respuesta y fidelidad según lo hemos entendido. Haz que abandonemos la alforja que hasta ahora hemos llevado, y se sumen, se encarnen y logremos fundirnos todos en todos en lo distinto, según Tu Voluntad. ¡Háznoslo ver con claridad!

*     Mira, la joven está embarazada y dará a luz un hijo, y lo llamará con el nombre de Emmanuel,  DIOS-DE-LA-TIERRA

*        Señor. Tú no nos has pedido imposibles, solo que busquemos el Espíritu, ¿te estamos respondiendo, tenemos el oído atento, te decimos: «Aquí estoy»?

*        Tú lo sabes, Señor. Proclamé continuamente lo que nos dijiste, nunca lo oculté, y ahora me pides que lo proclame otra vez, ¿Qué quieres de mí, Señor?

*         “Tú nos has pedido vivir desde una Libertad que no supimos comprender, que la viviéramos Todos Juntos. ¿Qué no hemos entendido, si todos vivimos para hacer tu Voluntad?

*          “No temáis, porque Dios se ha fijado en vosotros. Daréis a Luz un Proyecto , que desde Jesús, Su Vida, Su Palabra y YO os adelanté cómo seguirLe y vivirlo, descubriréis el ENMANUEL del Antiguo Testamento: DIOS-DE-LA-TIERRA.

María dijo: “Yo soy la servidora del Señor, que se cumpla en mí lo que has dicho”. ¿Cómo lo hemos entendido nosotros?

“Mi madre y mis hermanos son los que escuchan la palabra de Dios y la ponen en práctica.” (Lc 8,21)

OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA OLYMPUS DIGITAL CAMERA

[ZS150324] El mundo visto desde Roma

“Nadie sabe lo que va a pasar mañana, lo importante es cómo vivamos hoy”.
M. Landon

Primera Plana

Francisco reza por las víctimas del accidente del Airbus
Envía un telegrama expresando su cercanía a los familiares de los fallecidos y dando ánimo a los socorredores

En Santa Marta nos invitó a todos a ‘ser cristianos sin peros’

Boletín de Religión Digital

Este martes se han cumplido 35 años del martirio de Ócar Romero, a la espera de su beatificación

El Vaticano reconoce que hubo una campaña para denigrar a monseñor Romero

Se le tildó de “desequilibrado”, “marxista” o “títere de la teología de la liberación”

Treinta y cinco años después del asesinato de monseñor Óscar Arnulfo Romero, el Vaticano reconoció que hubo una campaña para denigrar al arzobispo, cuya beatificación estuvo bloqueada en la época de Juan Pablo II y reivindicada en la nueva era de Francisco, que lo considera un modelo para América Latina.

A caballo entre Sudán y Egipto, nuestra amiga, religiosa comboniana Expedita, con la que vivimos varias preparaciones de la Pascua en su convento de Madrid, nos envía esta nota:

“Os imagino metidos de lleno en este tiempo litúrgico de Cuaresma, con el deseo profundo que Dios  siga trabajando en nuestros corazones para hacerlos mas semejantes al Suyo, y así colaborar mucho mas en la construcción de un mundo mejor, mas humano y justo para todos.

Mi comunidad y yo estamos viviendo este tiempo con mucho trabajo, muchas visitas y con bastantes sorpresas  en el día a día. El tiempo pasa velozmente y ya estamos en nuestra cuarta semana de cuaresma. Siento que este año el Señor nos esta pidiendo ser mas  elásticas y flexibles en nuestros programas y propósitos, para poder acoger con todas nuestras fuerzas las novedades  que El nos va presentando, y que en este tiempo son tantas”.

Señor, que sea Tu Voluntad la que intentamos vivir, no la que nosotros hemos entendido. Ayúdanos, Señor. Todos queremos resucitar ConTigo.DSCN3228DSCN3234

Al Egipto del mundo os envío. “YO SOY”

20150307_234921

Martes de la quinta semana de Cuaresma

Libro de los Números 21,4-9.
Los israelitas partieron del monte Hor por el camino del Mar Rojo, para bordear el territorio de Edóm. Pero en el camino, el pueblo perdió la paciencia y comenzó a hablar contra Dios y contra Moisés: “¿Por qué nos hicieron salir de Egipto para hacernos morir en el desierto? ¡Aquí no hay pan ni agua, y ya estamos hartos de esta comida miserable!”.
Entonces el Señor envió contra el pueblo unas serpientes abrasadoras, que mordieron a la gente, y así murieron muchos israelitas.
El pueblo acudió a Moisés y le dijo: “Hemos pecado hablando contra el Señor y contra ti. Intercede delante del Señor, para que aleje de nosotros esas serpientes”. Moisés intercedió por el pueblo, y el Señor le dijo: “Fabrica una serpiente abrasadora y colócala sobre un asta. Y todo el que haya sido mordido, al mirarla, quedará curado”.
Moisés hizo una serpiente de bronce y la puso sobre un asta. Y cuando alguien era mordido por una serpiente, miraba hacia la serpiente de bronce y quedaba curado.

Salmo 102(101),2-3.16-18.19-21.
Señor, escucha mi oración
y llegue a ti mi clamor;
no me ocultes tu rostro
en el momento del peligro;
inclina hacia mí tu oído,
respóndeme pronto, cuando te invoco.

Las naciones temerán tu Nombre, Señor,
y los reyes de la tierra se rendirán ante tu gloria:
cuando el Señor reedifique a Sión
y aparezca glorioso en medio de ella;
cuando acepte la oración del desvalido
y no desprecie su plegaria.

Quede esto escrito para el tiempo futuro
y un pueblo renovado alabe al Señor:
porque él se inclinó desde su alto Santuario
y miró a la tierra desde el cielo,
para escuchar el lamento de los cautivos
y librar a los condenados a muerte.

Evangelio según San Juan 8,21-30.
Jesús dijo a los fariseos: “Yo me voy, y ustedes me buscarán y morirán en su pecado. Adonde yo voy, ustedes no pueden ir”.
Los judíos se preguntaban: “¿Pensará matarse para decir: ‘Adonde yo voy, ustedes no pueden ir’?”.
Jesús continuó: “Ustedes son de aquí abajo, yo soy de lo alto. Ustedes son de este mundo, yo no soy de este mundo.
Por eso les he dicho: ‘Ustedes morirán en sus pecados’. Porque si no creen que Yo Soy, morirán en sus pecados”.
Los judíos le preguntaron: “¿Quién eres tú?”. Jesús les respondió: “Esto es precisamente lo que les estoy diciendo desde el comienzo.
De ustedes, tengo mucho que decir, mucho que juzgar. Pero aquel que me envió es veraz, y lo que aprendí de él es lo que digo al mundo”.
Ellos no comprendieron que Jesús se refería al Padre.
Después les dijo: “Cuando ustedes hayan levantado en alto al Hijo del hombre, entonces sabrán que Yo Soy y que no hago nada por mí mismo, sino que digo lo que el Padre me enseñó.
El que me envió está conmigo y no me ha dejado solo, porque yo hago siempre lo que le agrada”.
Mientras hablaba así, muchos creyeron en él.

****************************************************************************************************

“Cuando hubiereis levantado al Hijo del Hombre, comprenderéis que Yo Soy.”

 [ZS150323] El mundo visto desde Roma

“Donde hay pobreza con alegría, allí no hay codicia ni avaricia …”
San Francisco de Asís

Francisco

Nos hemos encontrado con la noticia que viene a continuación; la hemos reducido sin alterar lo más mínimo el soplo de su contenido. Lo hacemos por lo mucho que nos ha traído a la memoria. A quienes conocen todo lo que suscitó y sigue suscitando Romero en el recorrido de esta historia, es mucho lo que nos recuerda y nos exige pensar. Nos identificamos con lo que se dice en torno al “Santo de América”,  ¡Gracias, Señor, por Óscar Romero!   Además de lo que entorna y habla sobre su santificación, desde lo poco que sabemos recordamos que hasta ahora no se ha canonizado ninguna Comunidad, entendido como Ser y Cuerpo Total consciente y convencido, sencillo, silencioso y desapercibido. “No consta oficialmente ninguna Comunidad Santa”.            Hoy sentimos la obligación y necesidad de recordar que el día 24 de marzo de 1.980, fecha en que murió asesinado Óscar Romero, miembros de esta historia llegaron al terreno “Casas de Candoncillo”, impulsados y conscientes de una tarea a la que quisieron ponerle Carne y Palabra de Dios. Poco más de un año después surgió el deseo de tres jóvenes que quisieron vivir en Comunidad. Con ellos nació la Comunidad “Pueblo de Dios, “Tu Tierra”. Con Monseñor Romero, su vida proclamó “El cristianismo está por estrenar”. Esta “sentencia y su significado” motivó la historia que desde comienzos de los setenta hasta hoy, trata de recordar y vivir lo que en “Tu Tierra” aún no es la razón, consciente y profunda por la que están presentes y quieren vivir. En ello trabajan, analizan, rezan y tratan de descubrir el anhelo de Dios que les hizo llegar hasta allí. Esta “santa obsesión” es la que la historia de esta “vereda” ha ocupado las mentes de quienes a su alrededor y sus circunstancias se ha acercado, viven, sueñan, y quieren alcanzar con sencillez, Misericordia y Libertad de Hijos de Dios. La vida nos ha hecho entender que éstos Son los valores que han de tener, sentir y ser, mantener y vivir… todos los seguidores de la Palabra, que sueñan construir el Cielo Nuevo y la Tierra Nueva. Rezarlo y descubrirlo Todos Juntos, podríamos pensar que es la razón preferente de esta Pascua que queremos vivir dentro del contexto “Servir para Unir”. IMG_1226

A Óscar Romero, la voz de los sin voz

Retirar su causa, signo profético

La radicalidad evangélica de Óscar Romero

“Su fe me da vida y me parece válida para mi lugar y mi tiempo”

Rodrigo Sánchez, 22 de marzo de 2015 a las 18:33

Su compromiso con Dios en el prójimo nos ha revelado un amor sin fronteras, es su propia vida la que ha hablado

Por todo el mundo

Por todo el mundo

(Rodrigo Sánchez).-La vida y el testimonio de Óscar Romero han significado para mí, como para muchos, un ejemplo vibrante de entrega y compromiso con el Reino de Dios. Causó en mí un fuerte impacto el hecho de haber sido asesinado mientras celebraba la Eucaristía. Desde entonces he madurado en la profundidad de su vida y su radicalidad evangélica. Dicho esto quisiera explicar por qué me gustaría que Óscar Romero no fuera canonizado.

No me opongo a esta canonización en particular sino a todas ellas en general, carecen de fundamento y sentido evangélico, al menos en la forma que actualmente se desarrolla el proceso. Creo en la comunión de los santos y valoro la posibilidad de tener y seguir el modelo de alguna persona cuyas actitudes, pensamientos, sueños y fe me dan vida y me parecen válidos para mi lugar y mi tiempo.

La historia nos dice que la Iglesia en su jerarquía ha utilizado la proclamación de santos para exponer un determinado modelo de vida cristiana. Óscar Romero es un buen ejemplo de esto.

Hay otras dudas que me surgen al respecto, ¿por qué supeditar su santidad a la consecución de uno o varios milagros? En todo caso esos milagros fueron obtenidos de Dios. Nada más alejado de la propuesta de Jesús.

Aquellos que fueron o son proclamados santos , sin duda tuvieron que haber sido buenos cristianos, al haber sido elegido por Dios para ser testigo de esta o aquella aparición o revelación es precisamente don de Dios. No podemos imitarlos tampoco en este aspecto pues uno no puede indicarle a Dios a quién elegir.

Cuando alguien ha vivido apasionada y entregadamente, cuando su compromiso con Dios en el prójimo nos ha revelado un amor sin fronteras, cuando su fidelidad en la lucha por la justicia y la libertad lo lleva al sufrimiento e incluso a la muerte, entonces es su propia vida la que habla. Muchos hemos considerado a Óscar Romero un ejemplo de santidad.

Desde mi manera de ver las cosas, ganaríamos mucho si la construcción de las Iglesias locales tuvieran más atributos.

En suma, no me opongo a reconocer la santidad ni la ejemplaridad de aquellos que nos inspiran. Propongo cribar ese reconocimiento y analizarlo más auténticamente, libre de sesgos y turbiedades.

En el esfuerzo por construir una Iglesia más libre y apegada al evangelio, la Iglesia Latinoamericana y en concreto aquellos alrededor de Óscar Romero se han distinguido por remar contra corriente y por romper paradigmas. Ahora muchos que andan por esos lares afirman: “Roma confirmará lo que siempre supimos”. Y yo me pregunto por qué necesitan esa confirmación si siempre lo supieron. Por ello me gustaría ver que los que tienen autoridad para hacerlo retiraran la causa. Eso, en mi opinión, sería un signo más profético que su misma canonización.

 https://www.youtube.com/watch?v=Ko3oVbwbCgU

IMG_1512IMG_457420150308_11143120150307_234937Señor, ayúdanos, enséñanos a orar.

Tu eres mi pastor

IMG_1708Libro de Daniel 13,1-9.15-17.19-30.33-62. Lunes de la quinta semana de Cuaresma

Había en Babilonia un hombre llamado Joaquín.
Se había casado con una mujer llamada Susana, hija de Jilquías, que era muy bella y temerosa de Dios; sus padres eran justos y habían educado a su hija según la ley de Moisés.
Joaquín era muy rico, tenía un jardín contiguo a su casa, y los judíos solían acudir donde él, porque era el más prestigioso de todos.
Aquel año habían sido nombrados jueces dos ancianos, escogidos entre el pueblo, de aquellos de quienes dijo el Señor: «La iniquidad salió en Babilonia de los ancianos y jueces que se hacían guías del pueblo.»
Venían éstos a menudo a casa de Joaquín, y todos los que tenían algún litigio se dirigían a ellos. Cuando todo el mundo se había retirado ya, a mediodía, Susana entraba a pasear por el jardín de su marido.
Los dos ancianos, que la veían entrar a pasear todos los días, empezaron a desearla.
Perdieron la cabeza dejando de mirar hacia el cielo y olvidando sus justos juicios.
Mientras estaban esperando la ocasión favorable, un día entró Susana en el jardín como los días precedentes, acompañada solamente de dos jóvenes doncellas, y como hacía calor quiso bañarse en el jardín.
No había allí nadie, excepto los dos ancianos que, escondidos, estaban al acecho.
Dijo ella a las doncellas: «Traedme aceite y perfume, y cerrad las puertas del jardín, para que pueda bañarme.»
En cuanto salieron las doncellas, los dos ancianos se levantaron, fueron corriendo donde ella, y le dijeron: «Las puertas del jardín están cerradas y nadie nos ve. Nosotros te deseamos; consiente, pues, y entrégate a nosotros.
Si no, daremos testimonio contra ti diciendo que estaba contigo un joven y que por eso habías despachado a tus doncellas.»
Susana gimió: «¡Ay, qué aprieto me estrecha por todas partes! Si hago esto, es la muerte para mí; si no lo hago, no escaparé de vosotros.
Pero es mejor para mí caer en vuestras manos sin haberlo hecho que pecar delante del Señor.»
Y Susana se puso a gritar a grandes voces. Los dos ancianos gritaron también contra ella, y uno de ellos corrió a abrir las puertas del jardín.
Al oír estos gritos en el jardín, los domésticos se precipitaron por la puerta lateral para ver qué ocurría, y cuando los ancianos contaron su historia, los criados se sintieron muy confundidos, porque jamás se había dicho una cosa semejante de Susana.
A la mañana siguiente, cuando el pueblo se reunió en casa de Joaquín, su marido, llegaron allá los dos ancianos, llenos de pensamientos inicuos contra Susana para hacerla morir.
Y dijeron en presencia del pueblo: «Mandad a buscar a Susana, hija de Jilquías, la mujer de Joaquín.» Mandaron a buscarla, y ella compareció acompañada de sus padres, de sus hijos y de todos sus parientes.
Todos los suyos lloraban, y también todos los que la veían.
Los dos ancianos, levantándose en medio del pueblo, pusieron sus manos sobre su cabeza.
Ella, llorando, levantó los ojos al cielo, porque su corazón tenía puesta su confianza en Dios.
Los ancianos dijeron: «Mientras nosotros nos paseábamos solos por el jardín, entró ésta con dos doncellas. Cerró las puertas y luego despachó a las doncellas.
Entonces se acercó a ella un joven que estaba escondido y se acostó con ella.
Nosotros, que estábamos en un rincón del jardín, al ver esta iniquidad, fuimos corriendo donde ellos.
Los sorprendimos juntos, pero a él no pudimos atraparle porque era más fuerte que nosotros, y abriendo la puerta se escapó.
Pero a ésta la agarramos y le preguntamos quién era aquel joven.
No quiso revelárnoslo. De todo esto nosotros somos testigos.» La asamblea les creyó como ancianos y jueces del pueblo que eran. Y la condenaron a muerte.
Entonces Susana gritó fuertemente: «Oh Dios eterno, que conoces los secretos, que todo lo conoces antes que suceda, tú sabes que éstos han levantado contra mí falso testimonio. Y ahora voy a morir, sin haber hecho nada de lo que su maldad ha tramado contra mí.»
El Señor escuchó su voz y, cuando era llevada a la muerte, suscitó el santo espíritu de un jovencito llamado Daniel, que se puso a gritar: «¡Yo estoy limpio de la sangre de esta mujer!»
Todo el pueblo se volvió hacia él y dijo: «¿Qué significa eso que has dicho?»
El, de pie en medio de ellos, respondió: «¿Tan necios sois, hijos de Israel, para condenar sin investigación y sin evidencia a una hija de Israel?
¡Volved al tribunal, porque es falso el testimonio que éstos han levantado contra ella!»
Todo el pueblo se apresuró a volver allá, y los ancianos dijeron a Daniel: «Ven a sentarte en medio de nosotros y dinos lo que piensas, ya que Dios te ha dado la dignidad de la ancianidad.»
Daniel les dijo entonces: «Separadlos lejos el uno del otro, y yo les interrogaré.»
Una vez separados, Daniel llamó a uno de ellos y le dijo: «Envejecido en la iniquidad, ahora han llegado al colmo los delitos de tu vida pasada,
dictador de sentencias injustas, que condenabas a los inocentes y absolvías a los culpables, siendo así que el Señor dice: ‘No matarás al inocente y al justo.’
Conque, si la viste, dinos bajo qué árbol los viste juntos.» Respondió él: «Bajo una acacia.»
«En verdad – dijo Daniel – contra tu propia cabeza has mentido, pues ya el ángel de Dios ha recibido de él la sentencia y viene a partirte por el medio.»
Retirado éste, mandó traer al otro y le dijo: «¡Raza de Canaán, que no de Judá; la hermosura te ha descarriado y el deseo ha pervertido tu corazón!
Así tratabais a las hijas de Israel, y ellas, por miedo, se entregaban a vosotros. Pero una hija de Judá no ha podido soportar vuestra iniquidad.
Ahora pues, dime: ¿Bajo qué árbol los sorprendiste juntos?» El respondió: «Bajo una encina.»
En verdad, dijo Daniel, tú también has mentido contra tu propia cabeza: ya está el ángel del Señor esperando, espada en mano, para partirte por el medio, a fin de acabar con vosotros.»
Entonces la asamblea entera clamó a grandes voces, bendiciendo a Dios que salva a los que esperan en él.
Luego se levantaron contra los dos ancianos, a quienes, por su propia boca, había convencido Daniel de falso testimonio y, para cumplir la ley de Moisés, les aplicaron la misma pena que ellos habían querido infligir a su prójimo: les dieron muerte, y aquel día se salvó una sangre inocente.

Salmo 23(22),1-6.
El Señor es mi pastor,
nada me puede faltar.
El me hace descansar en verdes praderas,
me conduce a las aguas tranquilas
y repara mis fuerzas.

Me guía por el recto sendero,
por amor de su Nombre.
Aunque cruce por oscuras quebradas,
no temeré ningún mal,
porque Tú estás conmigo:
tu vara y tu bastón me infunden confianza.

Tú preparas ante mí una mesa,
frente a mis enemigos;
unges con óleo mi cabeza
y mi copa rebosa.

Tu bondad y tu gracia me acompañan
a lo largo de mi vida;
y habitaré en la Casa del Señor,
por muy largo tiempo.

Evangelio según San Juan 8,1-11.
Jesús fue al monte de los Olivos.
Al amanecer volvió al Templo, y todo el pueblo acudía a él. Entonces se sentó y comenzó a enseñarles.
Los escribas y los fariseos le trajeron a una mujer que había sido sorprendida en adulterio y, poniéndola en medio de todos,
dijeron a Jesús: “Maestro, esta mujer ha sido sorprendida en flagrante adulterio.
Moisés, en la Ley, nos ordenó apedrear a esta clase de mujeres. Y tú, ¿qué dices?”.
Decían esto para ponerlo a prueba, a fin de poder acusarlo. Pero Jesús, inclinándose, comenzó a escribir en el suelo con el dedo.
Como insistían, se enderezó y les dijo: “El que no tenga pecado, que arroje la primera piedra”.
E inclinándose nuevamente, siguió escribiendo en el suelo.
Al oír estas palabras, todos se retiraron, uno tras otro, comenzando por los más ancianos. Jesús quedó solo con la mujer, que permanecía allí,
e incorporándose, le preguntó: “Mujer, ¿dónde están tus acusadores? ¿Alguien te ha condenado?”.
Ella le respondió: “Nadie, Señor”. “Yo tampoco te condeno, le dijo Jesús. Vete, no peques más en adelante”.

****************************************************************************************************

*     Sus padres eran justos y habían educado a su hija según la ley de Moisés. 

*     El Señor es mi pastor, nada me puede faltar.

*     “El que no tenga pecado, que arroje la primera piedra”.20150313_112847

*     Vete, no peques más en adelante”.

[ZS150322] El mundo visto desde Roma

 “Un gran hombre demuestra su grandeza por la forma en que trata a los pequeños”.

Thomas Carlyle

IMG_20140527_211822428Francisco

“Tampoco Yo te condeno. Puedes irte y no vuelvas a pecar.”

 Responder o no a los dones recibidos puede extenderse desde la brillantez total a sentirte un acomplejado sin remedio.
20150322_183451Son muchos los momentos en los que saber qué camino tomar supone una encrucijada

20150322_184540 20150322_184857 IMG_1710 IMG_171420150314_13152520150319_11060620150322_18451220150322_18452520150322_18454020150322_184904El nombre nos recordó… ¿adonde irá…?20150322_185556¡Cuánta piedra distinta y cuanto esfuerzo supone construir un nuevo camino…!20150322_185854…a servir a los más pobres yo consagré mi vida…
IMG_1499IMG_1710IMG_1717IMG_1718Más o menos grandes, somos cacharros de barro, pero en nuestro interior está la VidaIMG_1525Todos estamos llamados a abrazarnos y caminar juntos1047017591“Tampoco Yo te condeno. Puedes irte y no vuelvas a pecar.”IMG_1669

Sueños y realidades que intranquilizan

_MG_1084

Hoy llegamos tarde hasta vosotros, porque cuando debíamos publicar esta edición “se fue la luz” en la aldea en la que estamos descansando y revisando nuestra vida. Esto nos ha hecho pensar en algo que no es frecuente contemplar. ¿Cuántas veces nos falta la Luz y no nos damos cuenta? ¿En cuántas ocasiones vivimos desde “débiles luces”, que no sienten la fuerza de la Palabra, el voltaje del Espíritu, la densidad del Mensaje de Dios? Creemos que desde esta “reflexión forzada por las circunstancias”, hoy podremos rezar con mayor razón lo que Dios pone ante nosotros cada día para que le vean a ÉL y no a nosotros.

Domingo de la quinta semana de Cuaresma

Libro de Jeremías 31,31-34.
Llegarán los días -oráculo del Señor- en que estableceré una nueva Alianza con la casa de Israel y la casa de Judá.
No será como la Alianza que establecí con sus padres el día en que los tomé de la mano para hacerlos salir del país de Egipto, mi Alianza que ellos rompieron, aunque yo era su dueño -oráculo del Señor-. Esta es la Alianza que estableceré con la casa de Israel, después de aquellos días -oráculo del Señor-: pondré mi Ley dentro de ellos, y la escribiré en sus corazones; yo seré su Dios y ellos serán mi Pueblo.
Y ya no tendrán que enseñarse mutuamente, diciéndose el uno al otro: “Conozcan al Señor “. Porque todos me conocerán, del más pequeño al más grande -oráculo del Señor-. Porque yo habré perdonado su iniquidad y no me acordaré más de su pecado.

Salmo 51(50),3-4.12-13.14-15.
¡Ten piedad de mí, Señor, por tu bondad,
por tu gran compasión, borra mis faltas!
¡Lávame totalmente de mi culpa
y purifícame de mi pecado!

Crea en mí, Dios mío, un corazón puro,
y renueva la firmeza de mi espíritu.
No me arrojes lejos de tu presencia
ni retires de mí tu santo espíritu.

Devuélveme la alegría de tu salvación,
que tu espíritu generoso me sostenga:
yo enseñaré tu camino a los impíos
y los pecadores volverán a ti.

Carta a los Hebreos 5,7-9.
Hermanos:
Cristo dirigió durante su vida terrena súplicas y plegarias, con fuertes gritos y lágrimas, a aquel que podía salvarlo de la muerte, y fue escuchado por su humilde sumisión.
Y, aunque era Hijo de Dios, aprendió por medio de sus propios sufrimientos qué significa obedecer. De este modo, él alcanzó la perfección y llegó a ser causa de salvación eterna para todos los que le obedecen,

Evangelio según San Juan 12,20-33.
Entre los que habían subido para adorar durante la fiesta, había unos griegos que se acercaron a Felipe, el de Betsaida de Galilea, y le dijeron: “Señor, queremos ver a Jesús”. Felipe fue a decírselo a Andrés, y ambos se lo dijeron a Jesús.
El les respondió: “Ha llegado la hora en que el Hijo del hombre va a ser glorificado.
Les aseguro que si el grano de trigo que cae en la tierra no muere, queda solo; pero si muere, da mucho fruto.
El que tiene apego a su vida la perderá; y el que no está apegado a su vida en este mundo, la conservará para la Vida eterna. El que quiera servirme que me siga, y donde yo esté, estará también mi servidor. El que quiera servirme, será honrado por mi Padre.
Mi alma ahora está turbada, ¿Y qué diré: ‘Padre, líbrame de esta hora’? ¡Si para eso he llegado a esta hora!
¡Padre, glorifica tu Nombre!”. Entonces se oyó una voz del cielo: “Ya lo he glorificado y lo volveré a glorificar”.
La multitud que estaba presente y oyó estas palabras, pensaba que era un trueno. Otros decían: “Le ha hablado un ángel”.
Jesús respondió: “Esta voz no se oyó por mí, sino por ustedes.
Ahora ha llegado el juicio de este mundo, ahora el Príncipe de este mundo será arrojado afuera; y cuando yo sea levantado en alto sobre la tierra, atraeré a todos hacia mí”.
Jesús decía esto para indicar cómo iba a morir.

****************************************************************************************************

Por alguna razón que no he sido capaz de descubrir, ayer, de día y despierto, he pensado en “Sueños que intranquilizan”. ¿Hemos comprendido el tema cantado al principio, que tantas veces hemos rezado profundamente? ¿Hemos comprendido su mensaje, nacido en tan duras circunstancias y que al mismo tiempo encienden una luz que no siempre la mantenemos encendida? ¿Nos está sirviendo la intención de su mensaje, (que no quiere dejar huella del blog ni de nada que disperse o confunda), pero que sí ha de hacernos reconocer lo que a todas luces Dios nos plantea en Su Palabra? ¿Qué nos dice la Palabra de Dios que hoy nos regala la Iglesia? Así la hemos leído y contemplado:

*   Llegará el día en que estableceré una nueva Alianza con “Mi Pueblo”.

*   Les manifestaré mi Ley y la escribiré en sus corazones; Yo seré su Dios y ellos serán Mi Pueblo.

*  “Conocedme a Mí”. Yo perdono siempre y nunca os olvido.

*  ¡Ten piedad de mí, Señor, por tu bondad. Por tu gran compasión, borra mis faltas! Dios mío. Crea en mí un corazón puro y renueva en él la firmeza de Tu Espíritu.

*  Cristo dirigió durante su vida terrena súplicas y plegarias, con fuertes gritos y lágrimas.

*  “Si el grano de trigo que cae en la tierra no muere, queda solo; pero si muere, da mucho fruto”.

Nunca pretendas amarrar las cosas de Dios, pues Jesús tan solo dijo “Id y predicad”. Si las amarramos, dejaremos nuestro “yo”, nuestra huella, nuestro pensamiento… y nunca conocerán el Mensaje de Jesús en plenitud, quedará disperso y desparramado.

Ciertamente, este video que ponemos a continuación no es muy bueno, más bien al contrario: está débil, inquieto, sin pulso, es muy largo… pero en él hemos visto imágenes, repeticiones de frases, gestos que nos han hecho pensar si nuestro corazón trata de ser fiel a lo que vemos y cantamos… ¿Nos sirve?

https://www.youtube.com/watch?v=5eFAsHyxpL8_MG_1081 IMG_1672

[ZS150321] El mundo visto desde Roma

 “Nada nos asemeja tanto a Dios como estar siempre dispuestos a perdonar”. 

San Juan Crisóstomo

Primera Plana

Espiritualidad

“La semilla solo da  fruto cuando se siembra y muere” ¡Siémbrate tú!

 Boletín de Religión Digital

Se sacrificó por impedir a un kamikaze entrar en el templo

Akash Bashir, el ‘ángel’ que murió

para salvar a los cristianos de Lahore

Se abrazó al asaltante, haciendo de escudo con su cuerpo

(ANS) – Tiene un nombre y un apellido el guardián-héroe que el domingo pasado

en Lahore ha impedido que el autor kamikaze del grupo “Jamaat ul Ahrar” entrara

en la iglesia católica de San Juan, abarrotada de fieles para la misa. Se llamaba

Akash Bashir y era un joven antiguo alumno de la escuela profesional salesiana

situada en el barrio de mayoría cristiana de Yuhannabad. Se abrazó al asaltante,

haciendo de escudo con su cuerpo; él perdió la vida pero salvó la de otras muchas

personas.

La Comunidad de agustinas de la Conversión nos hace llegar esta “Buena Noticia”.

Felicidades, Comunidad, felicidades, Madre Prado.

Queridos amigos:

El próximo 11 de Abril nuestra Comunidad celebrará la Profesión Temporal de nuestra hermana, Inmaculada Luque Fuentes. Os hacemos llegar nuestra invitación para que oréis y, si podéis, compartáis este momento con nosotras.

COR UNUM IN DEUM

Comunidad de la Conversión. Felicidades por la inmensa tarea que Dios os prepara en Lima, Madre Prado. Ya sintonizaréis con PAX TV. Brotes de Olivo estvo con ellos en la Pascua 2.014.

http://www.google.es/webhp?sourceid=chrome-instant&ion=1&espv=2&ie=UTF-8#q=lo%20mejor%20de%20brotes%20de%20olivo%20en%20lima

 ¡Ten piedad de mí, Señor, por tu bondad. Por tu gran compasión, borra mis faltas! Dios mío. Crea en mí un corazón puro y renueva en él la firmeza de Tu Espíritu.

IMG_1575Gracias, Señor. ¿Cómo podremos pagarte tanto bien como desde siempre nos has hecho?