Dios, ¿existe?

20161008_164634

Fiesta de la Sagrada Familia: Jesús, María y José

Libro de Eclesiástico 3,2-6.12-14.
Porque el Señor quiere que el padre sea respetado por sus hijos y confirmó el derecho de la madre sobre ellos.
El que honra a su padre expía sus pecados y el que respeta a su madre es como quien acumula un tesoro.
El que honra a su padre encontrará alegría en sus hijos y cuando ore, será escuchado.
El que respeta a su padre tendrá larga vida y el que obedece al Señor da tranquilidad a su madre.
Hijo mío, socorre a tu padre en su vejez y no le causes tristeza mientras viva.
Aunque pierda su lucidez, sé indulgente con él; no lo desprecies, tú que estás en pleno vigor.
La ayuda prestada a un padre no caerá en el olvido y te servirá de reparación por tus pecados.

Salmo 128(127),1-2.3.4-5.
¡Feliz el que teme al Señor
y sigue sus caminos!
Comerás del fruto de tu trabajo,
serás feliz y todo te irá bien.

Tu esposa será como una vid fecunda
en el seno de tu hogar;
tus hijos, como retoños de olivo
alrededor de tu mesa.

¡Así será bendecido
el hombre que teme al Señor!
¡Que el Señor te bendiga desde Sión
todos los días de tu vida:

que contemples la paz de Jerusalén.

Carta de San Pablo a los Colosenses 3,12-21.
Como elegidos de Dios, sus santos y amados, revístanse de sentimientos de profunda compasión. Practiquen la benevolencia, la humildad, la dulzura, la paciencia.
Sopórtense los unos a los otros, y perdónense mutuamente siempre que alguien tenga motivo de queja contra otro. El Señor los ha perdonado: hagan ustedes lo mismo.
Sobre todo, revístanse del amor, que es el vínculo de la perfección.
Que la paz de Cristo reine en sus corazones: esa paz a la que han sido llamados, porque formamos un solo Cuerpo. Y vivan en la acción de gracias.
Que la Palabra de Cristo resida en ustedes con toda su riqueza. Instrúyanse en la verdadera sabiduría, corrigiéndose los unos a los otros. Canten a Dios con gratitud y de todo corazón salmos, himnos y cantos inspirados.
Todo lo que puedan decir o realizar, háganlo siempre en nombre del Señor Jesús, dando gracias por él a Dios Padre. Mujeres, respeten a su marido, como corresponde a los discípulos del Señor. Maridos, amen a su mujer, y no le amarguen la vida. Hijos, obedezcan siempre a sus padres, porque esto es agradable al Señor. Padres, no exasperen a sus hijos, para que ellos no se desanimen.

Evangelio según San Mateo 2,13-15.19-23.
Después de la partida de los magos, el Ángel del Señor se apareció en sueños a José y le dijo: “Levántate, toma al niño y a su madre, huye a Egipto y permanece allí hasta que yo te avise, porque Herodes va a buscar al niño para matarlo”.
José se levantó, tomó de noche al niño y a su madre, y se fue a Egipto. Allí permaneció hasta la muerte de Herodes, para que se cumpliera lo que el Señor había anunciado por medio del Profeta: Desde Egipto llamé a mi hijo.
Cuando murió Herodes, el Angel del Señor se apareció en sueños a José, que estaba en Egipto,
y le dijo: “Levántate, toma al niño y a su madre, y regresa a la tierra de Israel, porque han muerto los que atentaban contra la vida del niño”.
José se levantó, tomó al niño y a su madre, y entró en la tierra de Israel.
Pero al saber que Arquelao reinaba en Judea, en lugar de su padre Herodes, tuvo miedo de ir allí y, advertido en sueños, se retiró a la región de Galilea, donde se estableció en una ciudad llamada Nazaret. Así se cumplió lo que había sido anunciado por los profetas: Será llamado Nazareno.

*************************************************************************************************

img-20161218-wa0036

Las lecturas de hoy, dedicadas a las familias que se reúnen en torno a su mesa, dan razón y cuestionan la misión que como Familia Universal ha recibido en este mundo el “Lugar de Pueblo de Dios”.

Al finalizar el año, en este lugar, “Tu Tierra”, revisan la razón de su presencia en la Iglesia y en el Mundo.

img-20161218-wa0006

  • Soy el que soy. No el que creo, ni el que quisiera, ni el que pretendo ser.
  • Uno no puede hacerse si Dios no es en Él su máxima referencia. ¿Cual es la tuya?
  • ¿Existe Dios? ¿Está en mi alma?¿Quién es Dios para ti?
  • Vivo y visible para todos, la comunidad consciente de su misión es lo único que manifiesta a Dios.en medio del mundo, en su conjunto, con conciencia de Su Espíritu y Su Verdad, donde el mundo puede ver el Dios del Evangelio.

jose-joaquin-nuevo-tfno-20161229_172308*

*

Estos días nos recuerdan que Dios nace en un pesebre y muere crucificado, ¿es esa la reflexión de varios años la que acoge, recibe y predica la comunidad a la que pertenecemos y en la que vivimos?

El lugar de Pueblo de Dios es una pequeña porción de Iglesia que quiere manifestar y vivir el sentido perdido de los valores evangélicos. Quienes estamos y perseveramos en “Tu Tierra”, ¿no vemos que esta misión ha decaído porque no se conocen cómo se fueron fundamentando sus cimientos?

¿Qué rival tengo yo que no me permite conocerlo, rezarlo y vivirlo? YO MISMO. ¡Háblame, Señor, que tu siervo escucha!

La voz de Dios que habla fiel y misericordiosamente sin presión ni guías, la proclaman aquellos que se juntan para vivir Todos Juntos los valores que Dios ha puesto en cada uno de sus corazones. Dios, en ese conjunto, ha querido que el pedacito de Iglesia que somos rescate el sabor perdido:“Hágase en aquellos que lo han descubierto según Su Palabra”. No conocerlo y vivirlo será “otra cosa” por la que Dios quiso que se viera y existiera Pueblo de Dios, “Tu Tierra”.
foco-m-jose-almeria-20161229_172722-2

https://www.youtube.com/watch?v=eMfMHUVoxvE

¿Creemos en ÉL? Vivamos como ÉL.

20161123_113840

 

Epístola I de San Juan 2,3-11.
Queridos hermanos:
La señal de que lo conocemos, es que cumplimos sus mandamientos.
El que dice: “Yo lo conozco”, y no cumple sus mandamientos, es un mentiroso, y la verdad no está en él.
Pero en aquel que cumple su palabra, el amor de Dios ha llegado verdaderamente a su plenitud. Esta es la señal de que vivimos en él.
El que dice que permanece en él, debe proceder como él.
Queridos míos, no les doy un mandamiento nuevo, sino un mandamiento antiguo, el que aprendieron desde el principio: este mandamiento antiguo es la palabra que ustedes oyeron. Sin embargo, el mandamiento que les doy es nuevo. Y esto es verdad tanto en él como en ustedes, porque se disipan las tinieblas y ya brilla la verdadera luz.
El que dice que está en la luz y no ama a su hermano, está todavía en las tinieblas. El que ama a su hermano permanece en la luz y nada lo hace tropezar.
Pero el que no ama a su hermano, está en las tinieblas y camina en ellas, sin saber a dónde va, porque las tinieblas lo han enceguecido.

Salmo 96(95),1-2a.2b-3.5b-6.
Canten al Señor un canto nuevo,
cante al Señor toda la tierra;
canten al Señor, bendigan su Nombre.

Día tras día, proclamen su victoria.
Anuncien su gloria entre las naciones,
y sus maravillas entre los pueblos.

No son más que apariencia,
en su presencia hay esplendor y majestad,
en su Santuario, poder y hermosura.

Evangelio según San Lucas 2,22-35.
Cuando llegó el día fijado por la Ley de Moisés para la purificación, llevaron al niño a Jerusalén para presentarlo al Señor, como está escrito en la Ley: Todo varón primogénito será consagrado al Señor.
También debían ofrecer en sacrificio un par de tórtolas o de pichones de paloma, como ordena la Ley del Señor.
Vivía entonces en Jerusalén un hombre llamado Simeón, que era justo y piadoso, y esperaba el consuelo de Israel. El Espíritu Santo estaba en él y le había revelado que no moriría antes de ver al Mesías del Señor.
Conducido por el mismo Espíritu, fue al Templo, y cuando los padres de Jesús llevaron al niño para cumplir con él las prescripciones de la Ley, Simeón lo tomó en sus brazos y alabó a Dios, diciendo:
“Ahora, Señor, puedes dejar que tu servidor muera en paz, como lo has prometido, porque mis ojos han visto la salvación que preparaste delante de todos los pueblos: luz para iluminar a las naciones paganas y gloria de tu pueblo Israel”.
Su padre y su madre estaban admirados por lo que oían decir de él. Simeón, después de bendecirlos, dijo a María, la madre: “Este niño será causa de caída y de elevación para muchos en Israel; será signo de contradicción, y a ti misma una espada te atravesará el corazón. Así se manifestarán claramente los pensamientos íntimos de muchos”.

*************************************************************************************************

La señal de que lo conocemos, es que cumplimos sus mandamientos.

El que dice que permanece en Él, debe vivir como vivió Él. Esto no es posible si no no somos UNO.

Los que así vivan y con tal convicción
anunciarán su gloria entre las naciones,
y sus maravillas entre los pueblos.

Sus corazones se sabrán consagrados al Señor.

“Causarán caída y elevación para muchos; serán signo de contradicción. Así se manifestarán claramente los pensamientos íntimos de muchos”.

La mies es mucha y los obreros pocos. Pedid, orad, arriesgad… si en en verdad deseáís obreros que construyan el Reino en la tierra como en el cielo.

LOS RETOS DE LA EVANGELIZACIÓN EN AMAZONAS, DONDE EL CURA ES UN LUJO

Cardenal Hummes, ante la falta de sacerdotes: “Seamos valientes en las propuestas”

“EL PAPA ME DIJO QUE TENEMOS QUE ARRIESGAR, SI NO YA NOS ESTAMOS EQUIVOCANDO”

(Rafael Marcoccia, en Tierras de América).- Una vez más, el tema “candente” fue planteado por el presidente de la Comisión Episcopal para la Amazonia, Claudio Hummes, quien exhortó a los participantes a “ser valientes en las propuestas”. En el reciente encuentro promovido por obispos, religiosos y laicos de la “región amazónica”, se habló la de evangelización en una región remota con poblaciones casi inaccesibles para el escaso clero que se concentra sobre todo en la ciudades.

Entre las muchas realidades que tenemos ante nosotros, hoy nos llega esta noticias, de tantas como vive el mundo que nos hace pensar:

Firma para que el Gobierno impulse medidas que
garanticen los derechos de las personas refugiadas y migrantes

para que el Gobierno impulse medidas que garanticen los derechos de las personas refugiadas y migrantes

En el 2016, Mas de 4.600 personas han perdido la vida en el mediterráneo

Un joven llamado Saulo…

 

fullsizerender-6

Las circunstancias de ayer nos hacían recordar tantas cosas… Hoy las lecturas nos cuestionan en torno a las figuras de Esteban y Saulo, del baluarte que hace sentirnos convencidos y salvos, el Amor…  es tan múltiple y distinta su reflexión…

Fiesta de san Esteban, protomártir

Libro de los Hechos de los Apóstoles 6,8-10.7,54-59.
Esteban, lleno de gracia y de poder, hacía grandes prodigios y signos en el pueblo.
Algunos miembros de la sinagoga llamada “de los Libertos”, como también otros, originarios de Cirene, de Alejandría, de Cilicia y de la provincia de Asia, se presentaron para discutir con él.
Pero como no encontraban argumentos, frente a la sabiduría y al espíritu que se manifestaba en su palabra,
Al oír esto, se enfurecieron y rechinaban los dientes contra él.
Esteban, lleno del Espíritu Santo y con los ojos fijos en el cielo, vio la gloria de Dios, y a Jesús, que estaba de pie a la derecha de Dios.
Entonces exclamó: “Veo el cielo abierto y al Hijo del hombre de pie a la derecha de Dios”.
Ellos comenzaron a vociferar y, tapándose los oídos, se precipitaron sobre él como un solo hombre; y arrastrándolo fuera de la ciudad, lo apedrearon. Los testigos se quitaron los mantos, confiándolos a un joven llamado Saulo.
Mientras lo apedreaban, Esteban oraba, diciendo: “Señor Jesús, recibe mi espíritu”.

Salmo 31(30),3cd-4.6.8ab.16bc.17.
Sé para mí una roca protectora,
un baluarte donde me encuentre a salvo,
porque tú eres mi Roca y mi baluarte:
por tu Nombre, guíame y condúceme.

Yo pongo mi vida en tus manos:
tú me rescatarás, Señor, Dios fiel.
¡Tu amor será mi gozo y mi alegría!
Cuando tú viste mi aflicción

Líbrame del poder de mis enemigos
y de aquellos que me persiguen.
Que brille tu rostro sobre tu servidor,
sálvame por tu misericordia.

Evangelio según San Mateo 10,17-22.
Jesús dijo a sus apóstoles:
Cuídense de los hombres, porque los entregarán a los tribunales y los azotarán en las sinagogas.
A causa de mí, serán llevados ante gobernadores y reyes, para dar testimonio delante de ellos y de los paganos.
Cuando los entreguen, no se preocupen de cómo van a hablar o qué van a decir: lo que deban decir se les dará a conocer en ese momento,
porque no serán ustedes los que hablarán, sino que el Espíritu de su Padre hablará en ustedes.
El hermano entregará a su hermano para que sea condenado a muerte, y el padre a su hijo; los hijos se rebelarán contra sus padres y los harán morir.
Ustedes serán odiados por todos a causa de mi Nombre, pero aquel que persevere hasta el fin se salvará.

**********************************************************************************************

dibujo-encuentro-madrid-14enero2017

A últimas horas de ayer, día de Navidad, la llamada de un matrimonio inquieto nos recordaba años atrás, al traernos a la mente momentos a los que llamamos “Tiempo de catacumbas”, en los que nos cuestionábamos la tarea que la historia nos proponía…. ¿Cómo está nuestra conciencia? ¿Por qué estoy donde estoy, qué busco, adonde queremos llegar? ¿Me siento  “parte de ese resto pobre” que humildemente trata de despertar la conciencia dormida que vive la humanidad? Gracias, amigos, que en la noche mantenéis la inquietud…

A JAESÚS LO ENCUENTRAN LOS SEDIENTOS Y HAMBRIENTOS

¿Qué hemos podido advertir, discernir, introducir en nuestra conciencia en torno a lo que hemos entendido y visto sobre la misión cristiana?. Ésta nos lleva a cambiar de mentalidad, a buscar, a rozar el peligro y sentir la incertidumbre que nos puede llevar a esa “supuesta cárcel mental imaginaria” que supone salir del tiesto, a no entender ni operar según lo que vemos egoísta y tradicionalmente, a advertir y sentir necesidad de algo más hondo e inadvertido, a querer beber de “una fuente más fuente”… Hablamos de Sed más sedienta y Hambre más hambrienta, de una situación interior que para entenderla nos introduce en una situación de catacumbas, en la que descubrimos el Espíritu y la Verdad, la sola alma y el solo corazón que nos dé razón y certeza de vivir y gozar, con el resto de la humanidad la Nueva Vida que Jesús había venido  traer a todas las mujeres y todos los hombres de todos los tiempos.

Y ninguna de esas confusas, y al mismo tiempo decididas circunstancias que provocan la clandestinidad de la catacumba, pueden serlo “por gusto”, por “matar el tiempo”, o por ver algo más novedoso sobre lo que ya se conocía.

«En esto conocerán todos que sois discípulos míos: si os tenéis amor los unos a los otros.» (Jn 13,35)

Has nacido, siempre estás en todos. No consientas que rompamos Tu Cuerpo.

 

dibujo-encuentro-madrid-14enero2017

Mucho más que un signo o un dibujo. Esta red dibujada sobre cierta parte del mundo trata de expresar con sencillez el fruto de una inmensa tarea que comienza “entre todos”, tan inmensa como el universo.

Solemnidad de la Natividad del Señor (Misa del día)Libro de Isaías 52,7-10.
¡Qué hermosos son sobre las montañas los pasos del que trae la buena noticia, del que proclama la paz, del que anuncia la felicidad, del que proclama la salvación, y dice a Sión: “¡Tu Dios reina!”.
¡Escucha! Tus centinelas levantan la voz, gritan todos juntos de alegría, porque ellos ven con sus propios ojos el regreso del Señor a Sión, ¡Prorrumpan en gritos de alegría, ruinas de Jerusalén, porque el Señor consuela a su Pueblo, Él redime a Jerusalén!
El Señor desnuda su santo brazo a la vista de todas las naciones,verán la salvación de nuestro Dios.

Salmo 98(97),1.2-3ab.3cd-4.5-6.
Canten al Señor un canto nuevo,
porque él hizo maravillas:
su mano derecha y su santo brazo
le obtuvieron la victoria.

El Señor manifestó su victoria,
reveló su justicia a los ojos de las naciones:
se acordó de su amor y su fidelidad
en favor del pueblo de Israel.

Los confines de la tierra han contemplado
el triunfo de nuestro Dios.
Aclame al Señor toda la tierra,
prorrumpan en cantos jubilosos.

Canten al Señor con el arpa
y al son de instrumentos musicales;
con clarines y sonidos de trompeta
aclamen al Señor, que es Rey.

Carta a los Hebreos 1,1-6.
Después de haber hablado antiguamente a nuestros padres por medio de los Profetas, en muchas ocasiones y de diversas maneras, ahora, en este tiempo final, Dios nos habló por medio de su Hijo, a quien constituyó heredero de todas las cosas y por quien hizo el mundo.
El es el resplandor de su gloria y la impronta de su ser. El sostiene el universo con su Palabra poderosa, y después de realizar la purificación de los pecados, se sentó a la derecha del trono de Dios en lo más alto del cielo.
Así llegó a ser tan superior a los ángeles, cuanto incomparablemente mayor que el de ellos es el Nombre que recibió en herencia.
¿Acaso dijo Dios alguna vez a un ángel: “Tú eres mi Hijo, yo te he engendrado hoy?” ¿Y de qué ángel dijo: “Yo seré un padre para él y él será para mi un hijo?”
Y al introducir a su Primogénito en el mundo, Dios dice: “Que todos los ángeles de Dios lo adoren.”

Evangelio según San Juan 1,1-18.
Al principio existía la Palabra, y la Palabra estaba junto a Dios, y la Palabra era Dios.
Al principio estaba junto a Dios.
Todas las cosas fueron hechas por medio de la Palabra y sin ella no se hizo nada de todo lo que existe.
En ella estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres.
La luz brilla en las tinieblas, y las tinieblas no la percibieron.
Apareció un hombre enviado por Dios, que se llamaba Juan.
Vino como testigo, para dar testimonio de la luz, para que todos creyeran por medio de él.
El no era la luz, sino el testigo de la luz.
La Palabra era la luz verdadera que, al venir a este mundo, ilumina a todo hombre.
Ella estaba en el mundo, y el mundo fue hecho por medio de ella, y el mundo no la conoció.
Vino a los suyos, y los suyos no la recibieron.
Pero a todos los que la recibieron, a los que creen en su Nombre, les dio el poder de llegar a ser hijos de Dios.
Ellos no nacieron de la sangre, ni por obra de la carne, ni de la voluntad del hombre, sino que fueron engendrados por Dios.
Y la Palabra se hizo carne y habitó entre nosotros. Y nosotros hemos visto su gloria, la gloria que recibe del Padre como Hijo único, lleno de gracia y de verdad.
Juan da testimonio de él, al declarar: “Este es aquel del que yo dije: El que viene después de mí me ha precedido, porque existía antes que yo”.
De su plenitud, todos nosotros hemos participado y hemos recibido gracia sobre gracia:
porque la Ley fue dada por medio de Moisés, pero la gracia y la verdad nos han llegado por Jesucristo.
Nadie ha visto jamás a Dios; el que lo ha revelado es el Hijo único, que está en el seno del Padre.

*************************************************************************************************

¡Cuanta noticia de siempre, cuanta Palabra de hoy, recodando el contenido de una “Historia de historias” en la que constantemente se nos ha hablado de Conciencia de Comunión Trinitaria, de conocimientos previos que atestigüen la razón de la presencia de Jesús entre nosotros. Cuanta persona testigo enamorada, cuánto que rezar por la Jerarquía y el Pueblo de nuestra Iglesia, que ha de soñar que lo distinto se ama y que la construimos Todos Juntos…!

  • ¡Qué hermosos son sobre las montañas los pasos del que trae la buena noticia, del que proclama la paz, del que anuncia la felicidad, del que proclama la salvación, y dice a Sión: “¡Tu Dios reina!”.
  • Canten al Señor un canto nuevo,
  • El es el resplandor de su gloria y la impronta de su ser.
  • Al principio existía la Palabra, y la Palabra estaba junto a Dios, y la Palabra era Dios.
  • Nadie ha visto jamás a Dios; el que lo ha revelado es el Hijo único, que está en el seno del Padre.

«Hemos contemplado su gloria: gloria propia del Hijo único del Padre»

MAS GRANDE QUE EL UNIVERSO

 “Vas a tomar un camino más grande que el Universo, dones te habrán de cubrir para saber recorrerlo.

Te hará falta gran paciencia para soportar las pruebas que te saldrán al encuentro, que en absoluto te esperas.

Necesitarás comprensión y “carretones de humildad” para que no creas tuyo lo que se te va a encomendar.

Dosis de perseveranciatodas, te sabrán muy pocas, si en verdad quieres ser fiel a lo que empiezas ahora.

Vas a tomar un camino, el que conduce a la VIDApase lo que pase, ándalo, goza, espera, ¡CONFIA!

 Espera ser recorrido año a año, día a día, más, por no confiar en  MI la vereda está vacía.

EL CARDENAL DE MADRID “CONTESTA” A LOS CUATRO CARDENALES: “EL PAPA ES EL SUCESOR DE PEDRO, PUNTO Y APARTE”.

Carlos Osoro: “La Iglesia es un cuerpo, nadie puede romperlo, y menos los que tenemos la misión de mantener su unidad”

“UN CRISTIANO SABE QUE HAY QUE ABRIR FRONTERAS Y CREAR PUENTES PARA HACER HOGAR EN ESTE MUNDO”

(Jesús Bastante).- Carlos Osoro es un hombre inquieto. El cardenal de Madrid, que hace poco más de un mes recibía la birreta de manos del Papa Francisco, se muestra incombustible, con la agenda cargada, miles de mensajes que contestar poco a poco y la sensación de estar ante un reto mayúsculo: el de acompañar, como buen “peregrino”, al Papa Francisco en su tarea de reformar la Iglesia.

“No consientas que rompamos tu Cuerpo. Si lo hacemos, no vivimos Tu Verdad”. 

A continuación, recordamos personas, situaciones, circunstancias inesperadas que durante 150 años han sido convocadas por Dios para construir “sin orden, ni mandato explícito, dentro de un concierto muchas veces desafinado y a la deriva imposible de prever ni comprender… Constantes insinuaciones difíciles de equilibrar, que nos dejaron pequeños, pobres, impertérritos, impasibles ante la inmensidad de la pasión por el Todo suscitado paso a paso de cada día vivido…

20161222_112922 20161222_132151 20161223_120511 20161223_123009 20161223_124146 20161224_173021 20161224_173857 20161224_181724 20161224_181748 20161224_195749 20161224_215029 20161224_232835

dibujo-encuentro-madrid-14enero2017

Desde la pobreza de un pesebre vamos a empezar un camino…

valdeverdeja-rosi-20161218_102800-1

“La Navidad es la fiesta de la humildad amante de Dios”. Papa Francisco a la curia.

aldeanueva-maribel-20161223_222737Son  innumerables las formas, acciones, medios… de los que el hombre se sirve para desear lo mejor a un cierto número de allegados y conocidos… ¿Habéis visto cómo lo ha hecho el papa Francisco a la Curia vaticana? ¿Qué semejanza tiene con las que nos llegan y hacemos llegar comúnmente en estas tiernas fiestas que recordamos que Dios viene de nuevo a nosotros? ¿Podríamos hacerlo de manera que “en Espíritu y en Verdad” sintiésemos que al hacerlo con esta conciencia, lo celebrara toda la humanidad con resultados buenos, justos y necesarios para todos?                                                        Leer el “larguísimo texto” que disponemos al final, sería el anuncio de nuestro deseo de buena voluntad en favor de lo que anuncia Francisco, tan real y trascendente para todos, porque nos compete a todos. Rezarlo y ponerlo en práctica nos llevaría a todos a nuestro verdadero nacer en ese pesebre que nos lleva a la cruz, donde acabaríamos celebrándolo “Todos Juntos” el resto de nuestras vidas.                       Gracias, Francisco.


20161217_090441

Natividad del Señor (Misa de medianoche)

Libro de Isaías 9,1-6.
El pueblo que caminaba en las tinieblas ha visto una gran luz; sobre los que habitaban en el país de la oscuridad ha brillado una luz.
Tú has multiplicado la alegría, has acrecentado el gozo; ellos se regocijan en tu presencia. como se goza en la cosecha, como cuando reina la alegría por el reparto del botín.
Porque el yugo que pesaba sobre él, la barra sobre su espalda y el palo de su carcelero, todo eso lo has destrozado como en el día de Madián.
Porque todas las botas usadas en la refriega y las túnicas manchadas de sangre, serán presa de las llamas, pasto del fuego.
Porque un niño nos ha nacido, un hijo nos ha sido dado. La soberanía reposa sobre sus hombros y se le da por nombre: “Consejero maravilloso, Dios fuerte, Padre para siempre, Príncipe de la paz”.
Su soberanía será grande, y habrá una paz sin fin para el trono de David y para su reino; él lo establecerá y lo sostendrá por el derecho y la justicia, desde ahora y para siempre. El celo del Señor de los ejércitos hará todo esto.

img-20161219-wa0072Salmo 96(95),1-2a.2b-3.11-12.13.
Canten al Señor un canto nuevo,
cante al Señor toda la tierra;
canten al Señor, bendigan su Nombre.

Día tras día, proclamen su victoria.
Anuncien su gloria entre las naciones,
y sus maravillas entre los pueblos.

Alégrese el cielo y exulte la tierra,
resuene el mar y todo lo que hay en él;
regocíjese el campo con todos sus frutos,
griten de gozo los árboles del bosque.

Griten de gozo delante del Señor,
porque él viene a gobernar la tierra:
Él gobernará al mundo con justicia,
y a los pueblos con su verdad.

maribel-magister-ei-20161219_221510Carta de San Pablo a Tito 2,11-14.
La gracia de Dios, que es fuente de salvación para todos los hombres, se ha manifestado.
Ella nos enseña a rechazar la impiedad y los deseos mundanos, para vivir en la vida presente con sobriedad, justicia y piedad,
mientras aguardamos la feliz esperanza y la Manifestación de la gloria de nuestro gran Dios y Salvador, Cristo Jesús.
El se entregó por nosotros, a fin de librarnos de toda iniquidad, purificarnos y crear para sí un Pueblo elegido y lleno de celo en la práctica del bien.

aldeanueva-maribel-20161217_111201Evangelio según San Lucas 2,1-14.
En aquella época apareció un decreto del emperador Augusto, ordenando que se realizara un censo en todo el mundo.
Este primer censo tuvo lugar cuando Quirino gobernaba la Siria.
Y cada uno iba a inscribirse a su ciudad de origen.
José, que pertenecía a la familia de David, salió de Nazaret, ciudad de Galilea, y se dirigió a Belén de Judea, la ciudad de David,
para inscribirse con María, su esposa, que estaba embarazada.
Mientras se encontraban en Belén, le llegó el tiempo de ser madre;
y María dio a luz a su Hijo primogénito, lo envolvió en pañales y lo acostó en un pesebre, porque no había lugar para ellos en el albergue.
En esa región acampaban unos pastores, que vigilaban por turno sus rebaños durante la noche.
De pronto, se les apareció el Angel del Señor y la gloria del Señor los envolvió con su luz. Ellos sintieron un gran temor,
pero el Angel les dijo: “No teman, porque les traigo una buena noticia, una gran alegría para todo el pueblo:
Hoy, en la ciudad de David, les ha nacido un Salvador, que es el Mesías, el Señor.
Y esto les servirá de señal: encontrarán a un niño recién nacido envuelto en pañales y acostado en un pesebre”.
Y junto con el Angel, apareció de pronto una multitud del ejército celestial, que alababa a Dios, diciendo:
“¡Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra, paz a los hombres amados por él!”.

«Os anuncio una buena noticia, un gran gozo para todo el pueblo. El Hijo de Dios se ha hecho Hombre y habita para siempre como Dios, pero con vosotros»

Francisco, en su discurso de Navidad a la Curia

“La reforma de la Curia no es un lifting. No debemos temer a las arrugas, sino a las manchas”

Francisco arremete contra las “resistencias maliciosas, nacidas de mentes distorsionadas”

El Papa reivindica el trabajo realizado y clama por “una auténtica conversión” del aparato curial

Jesús Bastante, 22 de diciembre de 2016 a las 11:27

Es indispensable que cada dicasterio adopte una política de formación permanente para evitar caer en la rutina del funcionariado. La otra parte es acabar con la práctica del “promoveatur et removeatur” esto es un cáncer

Francisco, firme a la hora de reformar la Curia

Francisco, firme a la hora de reformar la Curia

 (Jesús Bastante).- Si alguien quería respuestas, aquí van unas cuantas. El Papa Francisco lanzó la mañana del 22 un duro, durísimo alegato contra algunas “resistencias maliciosas” que vienen de “mentes distorsionadas” auspiciadas “por el diablo”, durante su discurso navideño a la Curia Romana. Un discurso en el que Bergoglio aprovechó para reivindicar la tarea realizada y para insistir en una docena de “mandamientos” para continuar reformando a la Iglesia.

Unas palabras que fueron escuchadas bajo un silencio impertérrito por parte de los responsables curiales, y que no pasarán desapercibidas a los cuatro cardenales, pero tampoco a aquellos a los que Francisco denominó como ejemplos de “gatopardismo espiritual”: los que aplauden al Papa pero no hacen nada. Un auténtico toque de atención que vuelve a colocar el centro de la reforma curial no en un cambio de cromos, sino “en una auténtica conversión“.

Francisco entró en la sala Clementina pocos minutos después de las diez y media de la mañana. Allí le esperaba la Curia, capitaneada por el cardenal Sodano quien, como decano del Colegio Cardenalicio, dirigió unas palabras a Francisco, mostrando su “cercanía” al Pontífice. Se trata de la cuarta ocasión en la que, antes de la Navidad, Bergoglio se reúne con los curiales. Sodano dio las gracias al Papa por el Año de la Misericordia, y recalcó cómo el nacimiento de Jesús “es la primera prueba de la misericordia”.

Sodano agradeció al Papa su empeño por el diálogo interreligioso, así como su trabajo por la paz en Oriente Medio, especialmente en Siria. “Venerado y amado Papa Francisco, deseamos continuar prestando nuestro humilde servicio a usted, como pastor de la Iglesia y como buen samaritano y pastor del mundo“.

Francisco arrancó su largo discurso subrayando que “la Navidad es la fiesta de la humildad amante de Dios”, donde “la lógica divina supera nuestra lógica humana”. Por ello, “en Navidad estamos llamados a decir sí, con nuestra fe, a Dios, que es el humilde amante”.

Desde esa humildad, y diciendo no a “la lógica mundana, del poder, del comando, de la lógica farisea y determinista“, Francisco habló del cuadro de la reforma de la Curia que, como los ejercicios espirituales ignacianos, ha de trabajar en estas claves: “deformata reformare, reformata conformare, conformata confirmare e confirmata transformare“. Un proceso de cambio continuo.

“La Buena Noticia debe ser lanzada a todos, especialmente a los pobres, humildes y descartados, conforme a los signos de los tiempos y estando atentos a los hombres y mujeres de hoy“, señaló el Papa, quien recordó que la Curia tiene, entre otros fines, “colaborar al ministerio del sucesor de Pedro, para sostener al Romano Pontífice en su labor ordinaria, plena y universal”.

“Siendo la curia un aparato que no es inmóvil, la reforma es un signo de la Iglesia en camino, en peregrinación. Una Iglesia viviente, y por esto, porque vive, siempre reformándose. Se reforma porque está viva. La reforma es un proceso de crecimiento y conversión”, recordó Bergoglio, quien añadió que la reforma “no es un fin estético, ni puede ser entendida como un lifting, y menos como una operación de cirugía plástica para quitar las arrugas”. Porque “no debemos temer a las arrugas, sino a las manchas”.

En este punto, el Papa insistió en que “la reforma será eficaz solo si se actúa con hombre renovados, y no simplemente con nuevos hombres”. “No basta con cambiar el personal, que habrá que hacerlo, sino con la conversión de personas. No basta con la formación permanente. Hace falta una conversión y purificación permanente. Sin el cambio de mentalidad, los esfuerzos son en vano”.

En este punto, Francisco recordó cómo, en las ocasiones precedentes, denunció las “enfermedades” de la Curia. Hoy explicó por qué. “Era necesario hablar de enfermedades y curas, porque es imprescindible el diagnóstico, el análisis y la prescripción”, y entre ellas, de los distintos tipos de resistencias.

En primer lugar, “la resistencia abierta, que nace de la buena voluntad y del diálogo sincero”. En segundo término, “las resistencias ocultas, que nacen de corazones petrificados que se alimentan de las palabras vacías, del ‘gatopardismo espiritual’ de quien dice verbalmente que está dispuesto a cambiar, pero quieren que todo siga como antes”.

Y, finalmente, “una resistencia maliciosa, que nace de mentes distorsionadas y que se da cuando el diablo inspira malas intenciones, a menudo con piel de cordero”. “Este último tipo de resistencia -declaró el Papa- se esconde detrás de las palabras de justificación y, en muchas ocasiones, acusatorias, refugiándose en las tradiciones, las apariencias, los trámites, en lo conocido o en su deseo de llevarlo todo a lo personal, sin distinguir entre el acto, el actor o la acción”.

Esto no quiere decir que no se pueda criticar, más bien al contrario. Y es que “la ausencia de reacción es un signo de muerte. Una buena resistencia es necesaria y merece ser escuchada, aceptada y animo a expresarla. Es una señal de que todo el cuerpo está vivo”.

“Todo esto quiere decir -afirmó- que la reforma de la Curia es un proceso delicado que debe ser vivido con fidelidad a lo esencial, con un continuo discernimiento, con valentía evangélica, con la sabiduría eclesial, con la escucha atenta, con medidas duras, con silencio positivo, con firmes decisiones, y con mucha oración, mucha oración, con profunda humildad, con visión clara, con pasos concretos hacia adelante y – cuando sea necesario – incluso con retrocesos, con voluntad decidida, con vitalidad vibrante, con la autoridad responsable, con la obediencia incondicional ; pero en primer lugar con la entrega de la guía segura del Espíritu Santo, confiando en Su apoyo necesario”. Y no con tácticas secretistas o denuncias formales o amenazas de cisma.


Tras la declaración de intenciones, el Papa trazó los doce “criterios-guía” para la reforma de la Iglesia. Son los siguientes:

1.- Individualidad: “conversión personal”, sin la que será posible cualquier reforma. “La verdadera reforma es la de los hombres. La conversión personal soporta y refuerza la comunitaria. Una sola persona puede hacer tanto bien a todo el cuerpo, o dañarlo mucho”.

2.- Pastoralidad: conversión pastoral. “Imagen del pastor, siendo la Curia una comunidad de servicio, estamos llamados al ejemplo de Dios, el buen pastor, plenamente renovados a nuestra misión. Aunque en nuestros ambientes de trabajo podamos trabajar un fuerte sentido pastoral. Que ninguno se sienta maltratado y todos puedan experimentar la cura del buen pastor”. “El empeño de todo el personal de la Curia debe ser animado por un servicio de comunión, antídoto contra la vana ambición y la rivalidad”, recalcó el Papa.

3.- Misionariedad: o “Cristocentrismo”. Aquí, Francisco pidió “dinamismo evangelizador”, pues “sin lealtad de la Iglesia a la propia vocación, se corrompe en poco tiempo”.

4.- Racionalidad: “Todos los dicasterios son jurídicamente parejos entre ellos, resultaba necesaria una reestructuración. Las competencias deben ser respetadas y distribuidas con racionalidad y eficacia… Ningún dicasterio puede atribuirse la competencia de otro”.

5.- Funcionalidad: “El eventual agrupamiento de dicasterios en uno único sirve para dar al nuevo una relevancia mayor, y la interacción ayuda a una mayor funcionalidad. Requiere la revisión continua de los roles y de la responsabilidad del personal”

6.- Modernidad o aggiornamento: “escuchar los signos de los tiempos. Que los dicasterios de la Curia se adapten a las necesidades de la Iglesia universal”.

7.- Sobriedad: “Es necesaria una simplificación en los elementos de la curia, simplificación de los dicasterios. Eventuales supresiones de oficios que no son necesarios, o reducción de las comisiones, academias, etc… todo en vista de la sobriedad”.

8.- Subsidiariedad: o “reordenamiento de competencias específicas de los dicasterios” para alcanzar una interconexión en el servicio. “Resulta necesario el respeto entre las diversas competencias, para que esa sea la ayuda inmediata del Papa”. Será la Secretaría de Estado, añadió, quien avalará esta unidad, interdependencia y coordinación.

9.- Sinodalidad: “El trabajo de la curia debe ser sinodal (…) La sinodalidad debe ser vista en el interior de cada dicasterio, dando mayor frecuencia a las sesiones ordinarias. Se ha de evitar la fragmentación, que puede venir por varios factores”.

10.- Catolicidad: “La Curia debe asumir a personal procedente de todo el mundo, diáconos permanentes, laicos y laicas, sobre la base de la vida espiritual y moral y su competencia profesionales. Acceso a un número mayor de fieles laicos, especialmente donde pueden ser más competentes que los clérigos o consagrados. De gran importancia es el valor de la mujer y el laico en la vida de la Iglesia, con una particular atención a la multiculturalidad”.

11.- Profesionalidad: “Es indispensable que cada dicasterio adopte una política de formación permanente para evitar caer en la rutina del funcionariado. La otra parte es acabar con la práctica del “promoveatur et removeatur” esto es un cáncer”.

12.- Gradualidad: discernimiento. “Un cambio de tiempo y de etapa. En este caso no se trata de indecisión, sino de la flexibilidad necesaria para poder hacer una verdadera reforma”.

Tras los criterios, el Papa puso en valor todos los pasos dados hasta la fecha, desde la creación del C9 a la reforma de los Estatutos de la Academia por la Vida, pasando por la COSEA, AIF, Secretaría para la Economía y el consejo para la Economía, Pontificia comisión para la Tutela de Menores, Secretaría para la Comunicación, los motu propio sobre la Negligencia de los obispos en el ejercicio de su oficio, la creación de los Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida y el Dicasterio para el Servicio Humano Integral (Justicia y Paz, Cor Unum, Inmigrantes y Cooperadores Sanitarios)

“He comenzado hablando del significado de la Navidad, el corazón, el centro de la reforma es Cristo. Quiero concluir solo con una palabra y una oración. La palabra es que la Navidad es la fiesta de la humildad amante de Dios”, apuntó. En su oración, clamó por “curar todo orgullo y toda arrogancia”.

Al término de sus palabras, el Papa anunció un regalo: la nueva edición, revisada, de un libro del jesuita Claudio Acquaviva, “Aggiornamenti per curar le malattie dell’anima”. La idea, curiosamente, se la dio, hace dos años, el cardenal Brandmüller, uno de los cuatro “dudosos”. Quien tenga oídos.

De entre lo mucho hablado y denunciado de Francisco, destacamos esto que nos atañe a todos.                   “Esto no quiere decir que no se pueda criticar, más bien al contrario. Y es que “la ausencia de reacción es un signo de muerte. Una buena resistencia es necesaria y merece ser escuchada, aceptada y animo a expresarla. Es una señal de que todo el cuerpo está vivo”.

De forma inconcebible, al leer y orar serenamente el texto total, recordábamos una sensación mantenida en esta “Historia de historias” que, por difícil de entender y estar tan lejos de nuestra dignidad, cientos de veces la sentimos, pero nunca pudimos pensar que podríamos escuchar “de otro” como, impertérritamente – impasible -, nos lo ha expresado nuestro hermano mayor. Nos atrevemos a decir que algo en torno a lo que Francisco nos comunica a todos, se está gestando, de forma que tan difícil misión debe y pueda trabajarse y contemplarse entre todos. Recémoslo todos por todos.

20161223_132046

Cielo Nuevo y Tierra Nueva dispone para todos los que quisieren escucharlo, un entrañable concierto navideño, que cantó y rezó “brotes de olivo” en diciembre de 1.988. Se tituló “Entre ruidos y prisas, la Paz”. Lo podréis escuchar en “brotes de olivo.es”.                               Hagamos lo que hagamos, sintamos lo que sintamos, pidamos lo que pidamos, no dejemos de pensar que el mundo es de Dios, y que la construcción de su Reino está en manos de los valientes que se fían de Su Mensaje y de Su Palabra.           Feliz Navidad a todos.

Señor. Quiero ser tu mensajero.

 

 

Feria de Adviento: Semana antes de Navidad (23 dic.)

Libro de Malaquías 3,1-4.23-24.
Así habla el Señor Dios.
Yo envío a mi mensajero, para que prepare el camino delante de mí. Y en seguida entrará en su Templo el Señor que ustedes buscan; y el Angel de la alianza que ustedes desean ya viene, dice el Señor de los ejércitos.
¿Quién podrá soportar el Día de su venida? ¿Quién permanecerá de pie cuando aparezca? Porque él es como el fuego del fundidor y como la lejía de los lavanderos.
El se sentará para fundir y purificar: purificará a los hijos de Leví y los depurará como al oro y la plata; y ellos serán para el Señor los que presentan la ofrenda conforme a la justicia.
La ofrenda de Judá y de Jerusalén será agradable al Señor, como en los tiempos pasados, como en los primeros años.
Yo les voy a enviar a Elías, el profeta, antes que llegue el Día del Señor, grande y terrible.
El hará volver el corazón de los padres hacia sus hijos y el corazón de los hijos hacia sus padres, para que yo no venga a castigar el país con el exterminio total.

Salmo 25(24),4-5.8-9.10.14.
Muéstrame, Señor, tus caminos,
enséñame tus senderos.
Guíame por el camino de tu fidelidad;
enséñame, porque tú eres mi Dios y mi salvador,

Yo espero en ti todo el día,
El Señor es bondadoso y recto:
por eso muestra el camino a los extraviados;

él guía a los humildes para que obren rectamente
y enseña su camino a los pobres.
Todos los senderos del Señor son amor y fidelidad,
para los que observan los preceptos de su alianza.

El Señor da su amistad a los que lo temen
y les hace conocer su alianza.

Evangelio según San Lucas 1,57-66.
Cuando llegó el tiempo en que Isabel debía ser madre, dio a luz un hijo.
Al enterarse sus vecinos y parientes de la gran misericordia con que Dios la había tratado, se alegraban con ella.
A los ocho días, se reunieron para circuncidar al niño, y querían llamarlo Zacarías, como su padre;
pero la madre dijo: “No, debe llamarse Juan”.
Ellos le decían: “No hay nadie en tu familia que lleve ese nombre”.
Entonces preguntaron por señas al padre qué nombre quería que le pusieran.
Este pidió una pizarra y escribió: “Su nombre es Juan”. Todos quedaron admirados.
Y en ese mismo momento, Zacarías recuperó el habla y comenzó a alabar a Dios.
Este acontecimiento produjo una gran impresión entre la gente de los alrededores, y se lo comentaba en toda la región montañosa de Judea.
Todos los que se enteraron guardaban este recuerdo en su corazón y se decían: “¿Qué llegará a ser este niño?”. Porque la mano del Señor estaba con él.

********************************************************************************************

“Señor, ¿Qué va a ser de mi?”

Mostrando RÏO ancho 125kb.jpeg

Señor. En la tarea que me has encomendado, haz que cumpla Tu Voluntad según Tú me has enseñado desde siempre.

El Señor da la muerte y la vida

El Señor da la muerte y la vida.

Nacer y morir.

Feria de Adviento: Semana antes de Navidad (22 dic.)

Primer Libro de Samuel 1,24-28.
Cuando el niño dejó de mamar, lo subió con ella, llevando además un novillo de tres años, una medida de harina y un odre de vino, y lo condujo a la Casa del Señor en Silo. El niño era aún muy pequeño.
Y después de inmolar el novillo, se lo llevaron a Elí.
Ella dijo: “Perdón, señor mío, ¡por tu vida, señor!, yo soy aquella mujer que estuvo aquí junto a ti, para orar al Señor.
Era este niño lo que yo suplicaba al Señor, y él me concedió lo que le pedía.
Ahora yo, a mi vez, se lo cedo a él; para toda su vida queda cedido al Señor”. Después se postraron delante del Señor.

Primer Libro de Samuel 2,1.4-5.6-7.8abcd.
Mi corazón se regocija en el Señor,
tengo la frente erguida gracias a mi Dios.
Mi boca se ríe de mis enemigos,
porque tu salvación me ha llenado de alegría.

El arco de los valientes se ha quebrado,
y los vacilantes se ciñen de vigor;
los satisfechos se contratan por un pedazo de pan,
y los hambrientos dejan de fatigarse;
la mujer estéril da a luz siete veces,
y la madre de muchos hijos se marchita.

El Señor da la muerte y la vida,
hunde en el Abismo y levanta de él.
El Señor da la pobreza y la riqueza,
humilla y también enaltece.

El levanta del polvo al desvalido
y alza al pobre de la miseria,
para hacerlos sentar con los príncipes
y darles en herencia un trono de gloria.

Evangelio según San Lucas 1,46-56.
María dijo entonces:
“Mi alma canta la grandeza del Señor,
y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador,
porque el miró con bondad la pequeñez de tu servidora.
En adelante todas las generaciones me llamarán feliz”.
Porque el Todopoderoso ha hecho en mí grandes cosas:
¡su Nombre es santo!
Su misericordia se extiende de generación en generación
sobre aquellos que lo temen.
Desplegó la fuerza de su brazo, dispersó a los soberbios de corazón.
Derribó a los poderosos de su trono y elevó a los humildes.
Colmó de bienes a los hambrientos
y despidió a los ricos con las manos vacías.
Socorrió a Israel, su servidor,
acordándose de su misericordia,
como lo había prometido a nuestros padres,
en favor de Abraham y de su descendencia para siempre”.
María permaneció con Isabel unos tres meses y luego regresó a su casa.

*************************************************************************************************

  • El Señor da la muerte y la vida,
    hunde en el Abismo y nos levanta de él.
  • El levanta del polvo al desvalido
    y alza al pobre de la miseria.
  • “Mi alma canta la grandeza del Señor,
    y mi espíritu se estremece de gozo en Dios, mi Salvador.

El Señor da la muerte y la vida                         Nacer y morir. Pesebre y cruz

¡Qué lejanas muerte y vida, qué cercanas y que cierto,                                                     sin saber nunca la fecha del día que nos iremos.

¿Por qué nos felicitamos, qué razón nos mueve hacerlo,                                                 qué vivo yo en mi de ti para que alcances “Lo Nuevo?

Es posible que mañana en esta tierra no estemos,                                                           démonos Vida de Dios, que otros sientan el cielo. 

Oremos todos por todos, sean puros los recuerdos,                                                       recemos porque seamos fiel a lo que de Dios tenemos.

“Cante el alma la grandeza, y mi espíritu, “lo eterno”                                                        y se estremezca mi vida sintiendo a Dios en mi seno”.

Porque en Verdad, lo que queda es lo que por ti, me muero                                           lo sepas o no lo sepas, para ir Juntos al Cielo.

“El Poderoso ha hecho maravillas por mí.”

https://mail.google.com/mail/u/0/#inbox/15923ba8e17e3d80?projector=1

20161221_143837

El Niño y el Reino están siempre dentro de todos nosotros. QUE SEAS FELIZ TODOS LOS DÍAS

20161221_134126

Sé con tu vida una Buena Noticia. Francisco Javier comunica a sus hermanos que su madre está mucho mejor.

ashera-belen-sevilla-20161219_010230

No consintamos que el frío del invierno nos hiele el corazón

20161221_133804

Sonríe, Dios te ama.

20161218_111050

Todos los días de nuestra vida. Ayúdanos, Señor.