¿Qué pensaba, qué quiso Dios…?

Estado

Viernes de la decimoctava semana del tiempo ordinario

Libro de Nahúm 2,1.3.3,1-3.6-7.
Miren sobre las montañas los pasos del que trae la buena noticia, del que proclama la paz. Celebra tus fiestas, Judá, cumple tus votos, porque el hombre siniestro no pasará más por ti: ha sido exterminado por completo.
Sí, el Señor ha restaurado la viña de Jacob y la viña de Israel. Los salteadores las habían saqueado y habían destruido sus sarmientos.
¡Ay de la ciudad sanguinaria, repleta de mentira, llena de rapiña, que nunca suelta la presa!
¡Chasquido de látigos, estrépito de ruedas, galope de caballos, rodar de carros, carga de caballería, centelleo de espadas, relampagueo de lanzas! ¡Multitud de víctimas, cuerpos a montones, cadáveres por todas partes! ¡Se tropieza con los cadáveres!
Arrojaré inmundicias sobre ti, te cubriré de ignominia y te expondré como espectáculo.
Así, todo el que te vea huirá lejos de ti, diciendo: “¡Nínive ha sido devastada! ¿Quién se lamentará por ella? ¿Dónde iré a buscar alguien que te consuele?”.

20160804_193132

Deuteronomio 32,35cd-36ab.39abcd.41.
Porque está cerca el día de su ruina
y ya se precipita el desenlace.
Sí, el Señor hará justicia con su pueblo
y tendrá compasión de sus servidores.

Miren bien que yo, sólo yo soy,
y no hay otro dios junto a mí.
Yo doy la muerte y la vida,
yo hiero y doy la salud,

cuando afile mi espada fulgurante
y mi mano empuñe la justicia,
me vengaré de mis enemigos
y daré su merecido a mis adversarios.

Evangelio según San Mateo 16,24-28.
Entonces Jesús dijo a sus discípulos: “El que quiera venir detrás de mí, que renuncie a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga.
Porque el que quiera salvar su vida, la perderá; y el que pierda su vida a causa de mí, la encontrará.
¿De qué le servirá al hombre ganar el mundo entero si pierde su vida? ¿Y qué podrá dar el hombre a cambio de su vida?
Porque el Hijo del hombre vendrá en la gloria de su Padre, rodeado de sus ángeles, y entonces pagará a cada uno de acuerdo con sus obras.
Les aseguro que algunos de los que están aquí presentes no morirán antes de ver al Hijo del hombre, cuando venga en su Reino”.
¿Qué ha venido a decirnos el Hijo del hombre, cuando nos ha insinuado tantas cosas, en nuestro deseo de seguirle en la construcción de su Reino?

¿Qué pensaba, qué quiso Dios… de una realidad que se vivió sin conciencia de “Fundación” tradicional? ¿Servir para unir, despertar conciencias dormidas, re-descubrir la esencia evangélica olvidada, rescatar la Palabra de Dios que inconscientemente nos fue robada, reconocer la acción de Enmanuel, Dios-de-la-tierra, buscar al Espíritu en todo… hacer pensar? ¿Será posible descubrirlo y proclamarlo buscando el Espíritu en todo, en “Libertad incondicional”, desde el silencio del corazón del pueblo de Dios?

20160804_193311 20160804_193318

SOMOS TEMPLOS DEL ESPÍRITU, ¿Lo sabíamos?

Estado

20160316_122008 20160319_142754 20160324_112835

Solemnidad de Pentecostés.

En la mañana del día de ayer, en “Tu Tierra”, llamada antes “Casas de Candoncillo”, lugar humilde entre los humildes, del que en tiempos de la guerra civil española huyeron sus habitantes, dado el saqueo al que se vieron sometidos… … … … … … … … … … los que por pura Gracia estaban presente, invocando la llegada y presencia del Espíritu. Se sintieron abrumados, sorprendidos, acariciados y sumergidos por el Viento de la Vida……………………… por el entendimiento que solo el Fuego Ardiente da razón del crisol que hemos de vivir para gozar de la Caricia y el Soplo capaz de restablecer la Verdad de Dios en la mente y el corazón de la mujer y el hombre……………………………………. de renovar la faz de la tierra, y en ella, todos sus  habitantes…………..

Todos ellos recibieron instancias, motivaciones, recuerdos de lo mucho soplado, vivido y no comprendido que, en tanto lo fueron gozando a lo largo de los años, no fueron conscientes de la acción del Espíritu Santo mientras actuaba, no para ellos  como Comunidad, sino para toda la Iglesia como Pueblo. La Providencia señaló la presencia y acción real del Espíritu, que atestiguó y corroboró con palabras y hechos concretos que no olvidarán… Entre ellas, mostramos algunas de las que salió de lo más hondo de los que allí estaban:

La historia de Pueblo de Dios es una historia en la que Dios no ha dejado de hablar…

Siento una llamada a dar Vida a lo que muere, entregándome a tiempo y a destiempo, desde la búsqueda de una Libertad encarnada. Asumiendo la profecía del Reino y el riesgo de vivir “una sola alma y un solo corazón”. Desde la más amplia apertura, buscando Todos Juntos el Espíritu que está en todos, y desde la más profunda Libertad, para hacer una opción con todas sus consecuencias.

Despojarnos de lo vivido, de lo aprendido y establecido, para constantemente y día a día, redescubrir lo que el Espíritu quiere del Todos Juntos.

Buscar insistentemente porque soy producto de una historia de historias. Quiero dar testimonio de una única vocación para trabajar como Pueblo de Dios.

Hay que contemplar los hechos ocurridos y tener fidelidad a la historia, trascendiendo las percepciones personales.

¿Por qué Dios me ha llamado sin yo pedirlo? Rescatemos lo que en cada uno hay de esencial para ponerlo al servicio de la vocación común. ¡Que poco lugar tiene el silencio!, escuchamos y no entendemos…!

… y así, muchas más aportaciones de lo mejor de todos, que están recogidas, y a disposición de todos los que lo deseen…

¿Cómo voy a pensar en un proyecto para todo el Pueblo, si no estoy inmerso en el mío? Esto supone mucho más que unirnos ante una opción social. Hay que buscar el Espíritu desde el Proyecto del Reino.

Hoy, la Palabra de Dios en la Iglesia, nos lo ha recordado fiel y nítidamente:

  • Todos quedaron llenos del Espíritu Santo,
  • ¡Señor, Dios mío, qué grande eres!
    ¡Qué variadas son tus obras, Señor!
  • Quienes hacen morir las obras de la carne por medio del Espíritu, vivirán.
  • El Espíritu Santo, que el Padre os ha enviado en mi Nombre, los lo ha enseñado todo.

*************************************************************************************************

Pentecostés, culminación de la Pascua

 Queridos todos. Llevamos tres días con problemas técnicos que no sabemos resolver. Estamos en ello.

Ojalá la presencia del Espíritu que ha venido sobre nosotros, nos recuerde y nunca olvidemos lo que hemos escuchado y vivido todos, y  todos lo anunciemos a toda la Humanidad, hasta hacerla y verla Nueva. Esta es la misión de Cielo Nuevo y Tierra Nueva. ¿Quienes serán esas mujeres y hombres nuevos que lo manifiestan con sus vidas?

No nos ha sido posible poner algún tema que nos hiciera pensar. Para aquellos que quieran saber los que nos hubiera cuadrado y dado razón con lo ocurrido aye, entren en la página de Brotes de Olivo, y escuchen:

Noche blanca.                                  Mil caminos.                            La nueva humanidad 

Que la Felicidad del Espíritu la sintamos hoy todos

20160324_131940

La única Fuente. No pasemos de largo.

 20160512_123625

Ven, Espíritu Santo, y renueva la faz de “Tu Tierra”

Estado

20160424_092654

Miércoles de la séptima semana de Pascua

Libro de los Hechos de los Apóstoles 20,28-38.

Salmo 68(67),29-30.33-35a.35b-36c.

Evangelio según San Juan 17,11b-19.
*************************************************************************************************

Ya está muy cerca la celebración de la venida del Espíritu Santo al colegio apostólico. Llegará al corazón de las mujeres y hombres que se sientan desbordados, y sepan confiar, sumergidos, guiados y enviados por el soplo único capaz de renovar la faz de la tierra.

Al igual que el libro del Éxodo nos habla al final del capítulo 2, en un momento inesperado de la Historia de la Humanidad, Dios sintió que debía surgir un grupo celoso que reuniese a todos los pueblos, para que cambiasen el corazón de piedra por otro de carne. Esto debían alcanzarlo Todos Juntos, unidos y complementados para siempre siendo un solo pueblo. Y los signó, expresándoles que su vocación era la de buscar el Espíritu, en todo y en Libertad, diciéndoles:

  • “Velen y busquen, por vosotros y por todo el rebaño sobre el que el Espíritu Santo los ha constituido guardianes para apacentar a la Iglesia de Dios”
  • Encomiéndense al Señor, a la Palabra y a Su Gracia, que tiene poder para darles a todos la herencia perdida que les corresponde.
  • Os lo mostré cuando no teníais conciencia alguna de lo que sabíais ni lo podíais entender. De no ser así, nunca lo hubieseis iniciado como Yo quise desde el principio de los tiempos.
  • Así, trabajando duramente, debéis ayudar a los débiles, recordando a todos insistentemente las palabras del Señor Jesús: ‘Padre. Que todos sean Uno”.
  • Mi Palabra se cumplirá cuando todos los pueblos vivan y busquen ser Todos Uno, como el Padre y el Hijo, y no como lo ha entendido la tradición. De esto, a vosotros os toca ser fermento, que desaparece.
  • Dios ha desplegado Su poder sobre vosotros. Sed fuertes, ÉL está actuando, ¿no lo notáis?
    ¡Vivan y cántenle! Todos los pueblos y reinos de la tierra reconocerán el poder del Señor!

Ven, Espíritu Santo, y renueva la faz de “Tu Tierra”

En Pentecostés se reunirá la asamblea Pueblo de Dios, “Tu Tierra”. La misión que recibieron sueña con estas consignas, de la que nos hace partícipes y nos las hacen llegar: 
Todo un PUEBLO por levantar,
todo un ESPÍRITU por vivir,
toda una VIDA por consagrar
todo un DIOS por descubrir.

Consagrar la vida a la construcción de un Pueblo, una verdadera comunidad familiar…
la verdad es que el horizonte es una pasada.
Y la realidad pobre que sentimos día a día, nos invita a creer, de verdad, que Dios ha cuidado su proyecto por encima de nosotros.

Todos estáis invitados.

20160501_111125

Jerusalén

Estado

 

Martes de la séptima semana de Pascua

Libro de los Hechos de los Apóstoles 20,17-27.

Salmo 68(67),10-11.20-21.

Evangelio según San Juan 17,1-11a.
*************************************************************************************************

“A la hora de dejar este mundo para ir al Padre…. Jesús oraba así…” (Jn 13,1).

Esto, tan difícil de entender incluso por la Persona Trinitaria del Hijo, nos hace leer hoy la Palabra así:

  • Señor. TÚ, nos hiciste ver que Tu Mensaje estaba exhausto y había que restablecerlo. Urgía reconfortar a la gran familia del mundo, y esto lo iniciaste desde una familia, en la que todos sus miembros debían contemplar, orar y trabajar Todos Juntos para restablecerla.
  • La misión que recibimos a través de la Palabra y de la Vida que nos hizo ver el Señor Jesús fue la de dar testimonio de la Buena Noticia, de la gracia de Dios.
  • Tú derramaste una lluvia generosa, Señor.
  • Y como encadenados por la búsqueda del Espíritu en todo, nos hiciste comprender que la misión comenzaba en Jerusalén. Entender esto nos costó, nos está costando muchos años, y más aún, saber cómo debemos hacerlo.
  • Hacemos lo imposible por realizar la misión como Tú nos lo indicaste.
  • Ahora comenzamos a entender que todo lo que nos has dado viene de Ti, y que hemos de comunicar las palabras que Tú nos diste. Ayúdanos a que ellos reconozcan verdaderamente que todo salió de Ti, y crean que Tú nos enviaste.

El Papa en Sta. Marta: ‘La vida cristiana no es una ética, es un encuentro con Jesucristo’.

El papa Francisco en la misa en la Domus Santa Marta (15 de abril de 2016) (Foto copyright Osservatore Romano)(ZENIT – Ciudad del Vaticano).- El Espíritu Santo mueve la Iglesia, pero para muchos cristianos hoy es un perfecto desconocido o incluso “un prisionero de lujo”.

“Ni siquiera hemos oído hablar de un Espíritu Santo”. El Pontífice ha hecho referencia a esta frase del diálogo entre los primeros discípulos en Éfeso. Aquellos discípulos, aún creyendo en Jesús, no sabían quién era el Espíritu Santo.

Muchos dicen haber “aprendido en el Catecismo” que el Espíritu Santo está “en la Trinidad”, no saben “más que eso del Espíritu Santo”.

La vida cristiana no es una ética, es un encuentro con Jesucristo.

Boletín de Religión Digital

“Ser misionero es crear puentes que ayuden a superar fronteras”, 

Nunca fue fácil vivir en la frontera

“Entrar en la vida de los pueblos indígenas es complicado, pero intentar hacerlo a la fuerza es inútil”

 

Los últimos días transcurridos, intensos e incomprensibles hasta la saciedad, nos hace disponer para todos alguna que otra cosilla de las escuchada, para hacernos pensar:

No tengo más riqueza que mi pobreza

Los monstruos nacen grandes

No le pongamos frenos a la apuesta que Dios ha hecho por nosotros.

¿Sabemos valorar el precio que pagan otras vidas y la nuestra, por no conocer a Dios?

Toda una vida educando para la Libertad

Lo que somos y lo que Dios nos pide es por el Amor que nos tiene.

Solo queremos amarte y amar lo que Tú amas.

Quiero amar como la primera vez, compartiendo todo lo que soy y sé.

Lo que buscamos con la mente ha de ser fundamentado desde el alma

 20160423_082023 20160423_090157 20160423_13242620160506_120205 20160423_140426 20160423_191114 20160424_092654 20160424_124848 20160425_143708 20160426_191807 20160427_184855 20160507_165954 20160506_105354 20160506_134013

¿Quién puede asegurar que ha recibido el Espíritu Santo?

Estado

Lunes de la séptima semana de Pascua

Libro de los Hechos de los Apóstoles 19,1-8.
Mientras Apolo permanecía en Corinto, Pablo, atravesando la región interior, llegó a Efeso. Allí encontró a algunos discípulos y les preguntó: “Cuando ustedes abrazaron la fe, ¿recibieron el Espíritu Santo?”. Ellos le dijeron: “Ni siquiera hemos oído decir que hay un Espíritu Santo”.
“Entonces, ¿qué bautismo recibieron?”, les preguntó Pablo. “El de Juan”, respondieron.
Pablo les dijo: “Juan bautizaba con un bautismo de penitencia, diciendo al pueblo que creyera en el que vendría después de él, es decir, en Jesús”.
Al oír estas palabras, ellos se hicieron bautizar en el nombre del Señor Jesús.
Pablo les impuso las manos, y descendió sobre ellos el Espíritu Santo. Entonces comenzaron a hablar en distintas lenguas y a profetizar. Eran en total unos doce hombres.
Pablo fue luego a la sinagoga y durante tres meses predicó abiertamente, hablando sobre el Reino de Dios y tratando de persuadir a sus oyentes.

Salmo 68(67),2-3.4-5ac.6-7ab.
¡Se alza Dios!
Sus enemigos se dispersan
y sus adversarios huyen delante de él.

Tú los disipas como se disipa el humo;
como se derrite la cera ante el fuego,
así desaparecen los impíos ante Dios.

Pero los justos se regocijan,
gritan de gozo delante de Dios
y se llenan de alegría.

¡Canten a Dios,
¡Abranle paso al que cabalga sobre las nubes!
Dios en su santa Morada

es padre de los huérfanos y defensor de las viudas:
él instala en un hogar a los solitarios
y hace salir con felicidad a los cautivos.

Evangelio según San Juan 16,29-33.
Los discípulos le dijeron a Jesús: “Por fin hablas claro y sin parábolas.
Ahora conocemos que tú lo sabes todo y no hace falta hacerte preguntas. Por eso creemos que tú has salido de Dios”.
Jesús les respondió: “¿Ahora creen?
Se acerca la hora, y ya ha llegado, en que ustedes se dispersarán cada uno por su lado, y me dejarán solo. Pero no, no estoy solo, porque el Padre está conmigo.
Les digo esto para que encuentren la paz en mí. En el mundo tendrán que sufrir; pero tengan valor: yo he vencido al mundo”.

*************************************************************************************************

Así nos interpela y cuestiona hoy la Palabra de Dios, la de ayer y la de hoy.

  • “Cuando vosotros abrazasteis la fe y decidisteis buscar al espíritu en todo, ¿creísteis por ello que recibisteis el Espíritu Santo?”. Aquellos discípulos dijeron sensatos y atónitos: “Ni siquiera hemos oído decir que hay un Espíritu Santo”. (¿Qué decimos los discípulos de hoy?) 
  • ¡Se alza Dios!
  • Los justos se regocijan, (los que en Verdad buscan el Espíritu en todo, y quieren construir el Reino de Dios y Su Justicia aquí en la tierra, sinceros y conscientes de que es su único tesoro y ponen todo en ello), 
    gritan de gozo delante de Dios
    y se llenan de alegría.
  • ¡Canten a Dios! (y lo hacen convencidos, porque se sienten indignos y todo les supera) 
  • ¡Abranle paso y confíen en el que os ha llamado!
  • “Por fin hablas claro y sin parábolas”.
  • Les digo esto para que encuentren la Paz en Mí. «Porque Yo Soy la Paz, y solo en Mi la encontraréis»
  • Si no vemos, caminemos

DSC_0066 DSC_0039 DSC_008420160501_11095920160506_10290320160506_105354 DSC_0056

20160507_201135

Brotes de olivo es más de lo que creemos, y está en manos de quienes así lo creen y lo esperan todo de Dios.

En el Día de la Madre el Papa Francisco las saluda y reza por ellas

El Santo Padre recuerda a todas las mamás, también a aquellas que nos dejaron

Imagen de la Virgen María en la Plaza de San Pedro

Imagen De La Virgen María En La Plaza De San Pedro

(ZENIT – Ciudad del Vaticano).- “Hoy en tantos países se celebra la fiesta de la madre, recordamos con gratitud y afecto a todas las mamás, las que están hoy en esta plaza, a nuestras mamás, a las que están entre nosotros o las que se fueron al cielo”.

Lo dijo este domingo el papa Francisco, después de rezar la oración del Regina Coeli en la Plaza de San Pedro, donde miles de peregrinos se encontraban reunidos.

El Santo Padre concluyó sus palabras confiando todas ellas “a María la madre de Jesús”. Y propuso: por todas ellas rezamos un Ave María” y lo hizo junto al público allí presente. “Dios te salve María…”.

20160507_132940

Siempre en camino, y siempre rezando todos por todos.  Y si no vemos, caminemos. Gracias, Señor.

¿Qué ha visto Francisco?

Estado

Francisco sueña

Francisco sueña que otra Iglasia es posible, que la obscuridad no podrá con la luz, que estamos ante una noche blanca

Sábado de la sexta semana de Pascua

Libro de los Hechos de los Apóstoles 18,23-28. uz
Después de haber permanecido un tiempo allí, partió de nuevo y recorrió sucesivamente la región de Galacia y la Frigia, animando a todos los discípulos.
Un judío llamado Apolo, originario de Alejandría, había llegado a Efeso. Era un hombre elocuente y versado en las Escrituras.
Había sido iniciado en el Camino del Señor y, lleno de fervor, exponía y enseñaba con precisión lo que se refiere a Jesús, aunque no conocía otro bautismo más que el de Juan.
Comenzó a hablar con decisión en la sinagoga. Después de oírlo, Priscila y Aquila lo llevaron con ellos y le explicaron más exactamente el Camino de Dios.
Como él pensaba ir a Acaya, los hermanos lo alentaron, y escribieron a los discípulos para que lo recibieran de la mejor manera posible. Desde que llegó a Corinto fue de gran ayuda, por la gracia de Dios, para aquellos que habían abrazado la fe, porque refutaba vigorosamente a los judíos en público, demostrando por medio de las Escrituras que Jesús es el Mesías.

Salmo 47(46),2-3.8-9.10.
Aplaudan, todos los pueblos,
aclamen al Señor con gritos de alegría;
porque el Señor, el Altísimo, es temible,
es el soberano de toda la tierra.

El Señor es el Rey de toda la tierra,
cántenle un hermoso himno.
El Señor reina sobre las naciones
el Señor se sienta en su trono sagrado.

Los nobles de los pueblos se reúnen
con el pueblo del Dios de Abraham:
del Señor son los poderosos de la tierra,
y él se ha elevado inmensamente.

Evangelio según San Juan 16,23b-28.
Aquél día no me harán más preguntas. Les aseguro que todo lo que pidan al Padre, él se lo concederá en mi Nombre.
Hasta ahora, no han pedido nada en mi Nombre. Pidan y recibirán, y tendrán una alegría que será perfecta.
Les he dicho todo esto por medio de parábolas. Llega la hora en que ya no les hablaré por medio de parábolas, sino que les hablaré claramente del Padre.
Aquel día ustedes pedirán en mi Nombre; y no será necesario que yo ruegue al Padre por ustedes, ya que él mismo los ama, porque ustedes me aman y han creído que yo vengo de Dios.
Salí del Padre y vine al mundo. Ahora dejo el mundo y voy al Padre”.

**********************************************************************************************************

“Pedid y recibiréis: así vuestro gozo será pleno”

 

Francisco sueña con una Europa que se renueve y promueve los derechos de todos… Que todos nos sentimos de todos…

Papa Francisco - Premio Carlomagno(ZENIT – Ciudad del Vaticano).- ¿Qué te ha sucedido Europa humanista, defensora de los derechos humanos, de la democracia y de la libertad? Se lo pregunta Francisco y a estas inquietudes ha tratado de dar respuesta en su extenso y profundo discurso tras la entrega del premio Carlomagno, que ha recibido esta mañana en el Vaticano.

En presencia de las autoridades europeas,  ha asegurado que sueña una Europa “joven, capaz de ser todavía madre:una madre que tenga vida, porque respeta la vida y ofrece esperanza de vida”, “que se hace cargo del niño”, “que socorre al pobre y a los que vienen en busca de acogida, porque ya no tienen nada y piden refugio”, “escucha y valora a los enfermos y a los ancianos”, “donde ser emigrante no sea un delito”, “donde los jóvenes respiren el aire limpio de la honestidad, amen la belleza de la cultura” no contaminada por el consumismo, “donde casarse y tener hijos sea una responsabilidad y una gran alegría, y no un problema” “de las familias, con políticas realmente eficaces, centradas en los rostros más que en los números”, “que promueva y proteja los derechos de cada uno, sin olvidar los deberes”, “de la cual no se pueda decir que su compromiso por los derechos humanos ha sido su última utopía”.

En un fuerte llamamiento a renovarse y a recordar sus verdaderos orígenes, el Santo Padre ha reiterado su intención “de ofrecer a Europa el prestigioso premio con el cual he sido honrado”. Por eso ha pedido no hacer un mero un gesto celebrativo, sino aprovechar la ocasión “para desear todos juntos un impulso nuevo y audaz para este amado Continente”.

Tras recordar la inmensidad del día de ayer, ¿Quién puede dudar y no ver la Luz? ¿Quién no tiene motivos para soñar?

¡No temáis!

20160506_105340 20160506_105354 20160506_105504 20160506_120055 20160506_120109 20160506_120205 20160506_121122 20160506_121835 20160506_121843 20160506_130146 20160506_134013 20160506_195801 20160506_195817 20160506_201544 20160506_202555 20160506_224722

 

Vela y rosa, en la vigilia de las lágrimas

Vigilia de las lágrimas, presidida por el Papa en San Pedro

Francisco: “En medio de nuestro dolor, no estamos solos. Dios enjuga nuestras lágrimas”

“¡Cuántas lágrimas derramadas cada instante en el mundo, que forman un océano de tristeza”

20160506_224757

Señor. ¡¡Cuanta Vida has sembrado a través de tanta gente que creyó en Ti y persevera en Ti!

20160427_141212 20160427_184952 20160429_182328 20160430_133744 20160501_110702

 

 

 

 

 

ORACIÓN

No le quitemos a Dios a quienes todo le quitaron,

aunque poco, ¡démosle! Que nos están esperando.

No podemos descansar en tan inmensa tarea

Cuando tantos, tantos, ¡tantos! de ese poco, tanto esperan.

¡ÉL nos multiplica a todos, y a su vez nos renueva,.

Y con pocos, el Dios Nuestro, cumple Su Plan en la tierra.

20160501_111125

Gracias, Señor. Tu fidelidad es eterna.

Señor, ¿que quieres de mi?

Estado

 

“Todos por todos”.

La oración de hoy la hacemos en torno a este precioso canto del Grupo Familiar “Sueños de Justicia”. de Toledo. Hoy les agradecemos lo mucho que nos han dado sus miembros a lo largo del tiempo y de la Vida que nos vienen regalando desde hace muchos años. Su perseverancia nos impulsa. Hoy, de una forma y actitud “Nuevas y no rutinaria”, nos ponen ante el Espíritu y la Verdad que intentamos vivir, y nos hacen preguntarle a Jesús de Nazareth, ¿Qué quieres de mí, qué quieres de nosotros, qué quieres de toda la Iglesia? ¿La construimos como el Reino de Dios que ha de ser en medio del mundo? ¿Respondemos con conciencia evangélica al papel que nos pide la Palabra de Dios, los talentos que Dios nos dio en el vientre de nuestra madre, el sueño del Cielo Nuevo y la Tierra Nueva?

Querida familia. querido Juan Antonio. Seguimos caminando y rezando “todos por todos”.

Viernes de la sexta semana de Pascua

Libro de los Hechos de los Apóstoles 18,9-18.
Una noche, el Señor dijo a Pablo en una visión: “No temas. Sigue predicando y no te calles.
Yo estoy contigo. Nadie pondrá la mano sobre ti para dañarte, porque en esta ciudad hay un pueblo numeroso que me está reservado”.
Pablo se radicó allí un año y medio, enseñando la Palabra de Dios.
Durante el gobierno del procónsul Galión en Acaya, los judíos se confabularon contra Pablo y lo condujeron ante el tribunal,
diciendo: “Este hombre induce a la gente a que adore a Dios de una manera contraria a la Ley”.
Pablo estaba por hablar, cuando Galión dijo a los judíos: “Si se tratara de algún crimen o de algún delito grave, sería razonable que los atendiera.
Pero tratándose de discusiones sobre palabras y nombres, y sobre la Ley judía, el asunto les concierne a ustedes; yo no quiero ser juez en estas cosas”.
Y los hizo salir del tribunal.
Entonces todos se apoderaron de Sóstenes, el jefe de la sinagoga, y lo golpearon ante el tribunal. Pero a Galión todo esto lo tuvo sin cuidado.
Pablo permaneció todavía un cierto tiempo en Corinto. Después se despidió de sus hermanos y se embarcó hacia Siria en compañía de Priscila y de Aquila. En Cencreas, a raíz de un voto que había hecho, se hizo cortar el cabello.

Salmo 47(46),2-3.4-5.6-7.
Aplaudan, todos los pueblos,
aclamen al Señor con gritos de alegría;
porque el Señor, el Altísimo, es temible,
es el soberano de toda la tierra.

El puso a los pueblos bajo nuestro yugo,
y a las naciones bajo nuestros pies;
él eligió para nosotros una herencia,
que es el orgullo de Jacob, su predilecto.

El Señor asciende entre aclamaciones,
asciende al sonido de trompetas.
Canten, canten a nuestro Dios, canten,
canten a nuestro Rey.

Evangelio según San Juan 16,20-23a.
En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos:
“Les aseguro que ustedes van a llorar y se van a lamentar; el mundo, en cambio, se alegrará. Ustedes estarán tristes, pero esa tristeza se convertirá en gozo.”
La mujer, cuando va a dar a luz, siente angustia porque le llegó la hora; pero cuando nace el niño, se olvida de su dolor, por la alegría que siente al ver que ha venido un hombre al mundo.
También ustedes ahora están tristes, pero yo los volveré a ver, y tendrán una alegría que nadie les podrá quitar.
Aquél día no me harán más preguntas.”

“Sabemos, en efecto, que la creación entera está gimiendo con dolores de parto hasta el presente.” (Rm 8,22)

Hoy Cielo Nuevo y Tierra Nueva siente duda, estupor e incapacidad para decir palabra alguna ante este escrito del bueno Pepe Castillo. Al leer la lectura d Romanos 8, nos hemos cuestionado, ¿no podrían ser escritos como este los que hacen gemir a la Creación? ¿Qué justifica la lucha interna que vivimos los cristianos en todas sus dimensiones y responsabilidades la causa tanta ausencia de discernimiento y tolerancia, la que impide llegar a todos los rincones de la tierra el Mensaje que creemos defender y vivir? Preguntémonos lo que nos dice el canto de “Sueños de Justicia”, Señor, ¿qué quieres de mi, de nosotros? ¿Qué frutos ve el mundo de la siembra que hacemos los que seguimos a Jesús de Nazareth?¡’ .

P

para hacer pensar y cuestionarnos qué hacemos ante lo que pensamos

Müller y la “teología dogmática”, frente a la “teología pastoral” del Evangelio de Jesús

José María Castillo:

“El programa que interesa: ¿la verdad o la misericordia?”

“Hay obispos que andan invocando lo que dijeron los papas anteriores al actual papa Francisco”

José María Castillo, 04 de mayo de 2016 a las 15:50

¿Cómo se explica que el cardenal Müller les exija a tantos matrimonios, divorciados y vueltos a casar, que vivan como hermanos, al tiempo que tolera que dentro del Vaticano haya tantos clérigos que no viven precisamente como hermanos?

(José María Castillo).- Usted imagínese que ahora, cuando nos preparamos para unas elecciones generales y nos apremian problemas tan preocupantes como son la paz, el terrorismo, los refugiados, la inseguridad económica…, nos viniera un candidato a gobernar diciendo: “Mi programa se va a centrar en la búsqueda de la verdad, de manera que no voy a consentir error alguno”. Mientras que otro candidato al gobierno se pusiera a decirle a la gente: “Mi programa estará centrado en la lucha contra el sufrimiento, de forma que no soportaré ni trabajadores sin trabajo, ni contratos basura, ni familias sin vivienda, ni enfermos sin médico…”. ¿Hay que ser un lince para ver en seguida cuál de estos dos programas tendría mejor acogida?

Yo me planteo esta pregunta elemental porque se sabe que hay obispos que andan invocando lo que dijeron los papas anteriores al actual papa Francisco, confrontando así (aunque no sea eso lo que se pretende) a este papa con sus predecesores. Con lo cual – inevitablemente – se siembra la semilla de la duda, la sospecha, la división, el descrédito….

Sin detenerme en otras consideraciones, voy derechamente a la raíz del asunto. Leyendo y estudiando atentamente los escritos del Nuevo Testamento, pronto se da uno cuenta de que, en esos escritos, se nos presentan dos formas distintas de entender la Fe:

1) En las cartas de Pablo, la Fe consiste en “aceptar como verdadera la predicación sobre Cristo” (Gal 2, 16; Fil 1, 29; Rom 4, 5…). Y esa Fe es la que nos “justifica” ante Dios (Rom 3, 30; 4, 15; 5, 1; 9, 30. 32; 10, 6; Gal 3, 7. 8. 9. 12. 24; 5, 5…).

2) En los evangelios, la Fe es la convicción y la fuerza que resuelve el problema del sufrimiento humano. Por eso, cuando Jesús les dice a los enfermos: “Tu Fe te ha salvado” (Mc 5, 34; Mt 9, 22; Lc 8, 48; cf. Mc 10, 52; Mt 8, 10. 13; 9, 30; 15, 28; Lc 7, 9; 17, 19; 18, 42), en realidad lo que les dice es: “Tu Fe te ha curado”.

“Que todos sean UNO para que el mundo crea”