¿Cómo hablar, predicar, invocarlo, esperar… sin creer en Él?

Fiesta de san Andrés, apóstol

Carta de San Pablo a los Romanos 10,9-18. 
Hermanos:
Si confiesas con tu boca que Jesús es el Señor y crees en tu corazón que Dios lo resucitó de entre los muertos, serás salvado.
Con el corazón se cree para alcanzar la justicia, y con la boca se confiesa para obtener la salvación.
Así lo afirma la Escritura: El que cree en él, no quedará confundido.
Porque no hay distinción entre judíos y los que no lo son: todos tienen el mismo Señor, que colma de bienes a quienes lo invocan.
Ya que todo el que invoque el nombre del Señor se salvará.
Pero, ¿cómo invocarlo sin creer en él? ¿Y cómo creer, sin haber oído hablar de él? ¿Y cómo oír hablar de él, si nadie lo predica?
¿Y quiénes predicarán, si no se los envía? Como dice la Escritura: ¡Qué hermosos son los pasos de los que anuncian buenas noticias!
Pero no todos aceptan la Buena Noticia. Así lo dice Isaías: Señor, ¿quién creyó en nuestra predicación?
La fe, por lo tanto, nace de la predicación y la predicación se realiza en virtud de la Palabra de Cristo.
Yo me pregunto: ¿Acaso no la han oído? Sí, por supuesto: Por toda la tierra se extiende su voz y sus palabras llegan hasta los confines del mundo.

Salmo 19(18),2-3.4-5. 
El cielo proclama la gloria de Dios
y el firmamento anuncia la obra de sus manos;
un día transmite al otro este mensaje

y las noches se van dando la noticia.
Sin hablar, sin pronunciar palabras,
sin que se escuche su voz,

resuena su eco por toda la tierra
y su lenguaje, hasta los confines del mundo.
Allí puso una carpa para el sol

Evangelio según San Mateo 4,18-22. 
Mientras caminaba a orillas del mar de Galilea, Jesús vio a dos hermanos: a Simón, llamado Pedro, y a su hermano Andrés, que echaban las redes al mar porque eran pescadores.
Entonces les dijo: “Síganme, y yo los haré pescadores de hombres”.
Inmediatamente, ellos dejaron las redes y lo siguieron.
Continuando su camino, vio a otros dos hermanos: a Santiago, hijo de Zebedeo, y a su hermano Juan, que estaban en la barca con Zebedeo, su padre, arreglando las redes; y Jesús los llamó.
Inmediatamente, ellos dejaron la barca y a su padre, y lo siguieron.

______________________________________________________________________

Como Andrés, ¿nos seguimos sintiendo llamados?

 

 

Multitudinaria Misa del Papa Francisco en el campo de Kyaikkasan

Primera Eucaristía pública celebrada en Myanmar

 “Tenemos una brújula segura: el Señor crucificado”

PARA HACERNOS PENSAR A TODOS
 Desde Costa Rica, nos escribe esta querida y recordada familia. Gracias Kathleen. Estamos en camino, rezando y tratando de soñar todos juntos.
“¡Vaya… qué milagro más milagro!
Parece ser que los terremotos mueven más que la tierra y que ese Todos Uno. Ahora nos tocó a nosotros!
La vida continúa y cada vez más desencantados de la cotidianidad.
Con la certeza de haber sido llamados para otra cosa y con ese sentimiento constante de ser ratillas en la rueda o de estar en “la banca”… seguimos teniendo trabajo que ya eso es ganancia y de agradecer… pero de realizados… cada vez menos.
Ahora sí, más espirituales, más oración, más interiorización del día a día… pero no por eso cada vez más “incómodos”.
Niños… pues los mismos dos y pare de contar.
Nosotros también los queremos mucho y pensamos continuamente en su Todos Uno.
Beso enorme y el cariño de siempre,
Kath
   
Kathleen 
Skype: kmurillo2011
cel. (506) 87252263
“Ver más allá te da deslumbrantes sorpresas”

 

 

 

 

 

Todo llega cuando corresponde

Miércoles de la trigésima cuarta semana del tiempo ordinario

Libro de Daniel 5,1-6.13-14.16-17.23-28. 
El rey Baltasar ofreció un gran banquete a mil de sus dignatarios, y bebió vino en la presencia de esos mil.
Estimulado por el vino, Baltasar mandó traer los vasos de oro y plata que Nabucodonosor, su padre, había sacado del Templo de Jerusalén, para que bebieran en ellos el rey y sus dignatarios, sus mujeres y sus concubinas.
Entonces trajeron los vasos de oro que habían sido sacados del Templo, de la Casa de Dios en Jerusalén, y bebieron en ellos el rey y sus dignatarios, sus mujeres y sus concubinas.
Mientras bebían vino, glorificaban a los dioses de oro y plata, de bronce, hierro, madera y piedra.
De pronto, aparecieron unos dedos de mano humana, que escribían sobre el estuco del muro del palacio real, frente al candelabro, y el rey veía el extremo de esa mano que escribía.
Entonces el rey cambió de color y sus pensamientos lo llenaron de espanto; se le aflojaron todos los miembros y se entrechocaban sus rodillas.
Daniel fue introducido en la presencia del rey, y este, tomando la palabra, le dijo: “¿Así que tú eres Daniel, uno de los deportados judíos que el rey, mi padre, hizo venir de Judá?
Yo he oído decir que en ti reside el espíritu de los dioses, y que se han hallado en ti clarividencia, perspicacia y una sabiduría superior.
Yo he oído de ti que puedes dar interpretaciones y resolver problemas. Si tú ahora puedes leer la inscripción y me haces conocer su interpretación, te vestirás de púrpura, llevarás un collar de oro en tu cuello y ocuparás el tercer puesto en el reino”.
Daniel tomó la palabra y dijo en presencia del rey: “Puedes guardar para ti tus dones y dar a otros tus regalos; de todas maneras, yo leeré al rey la inscripción y le haré conocer su interpretación.
Te has exaltado contra el Señor del cielo: han traído a tu presencia los vasos de su Casa, y han bebido vino en ellos, tú y tus dignatarios, tus mujeres y tus concubinas; has glorificado a los dioses de plata y oro, de bronce, hierro, madera y piedra, que no ven, ni oyen, ni entienden, pero no has celebrado al Dios que tiene en su mano tu aliento y a quien pertenecen todos tus caminos.
Por eso ha sido enviada esta mano de parte de él, y ha sido trazada esta inscripción.
Esta es la inscripción que ha sido trazada: Mené, Tequel, Parsín.
Y esta es la interpretación de las palabras: Mené: Dios ha contado los días de tu reinado y les ha puesto fin;
Tequel: tú has sido pesado en la balanza y hallado falto de peso;
Parsín: tu reino ha sido dividido y entregado a los medos y a los persas”.

Libro de Daniel 3,62.63.64.65.66.67. 
Sol y luna, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!
Astros del cielo, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Lluvias y rocíos, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!
Todos los vientos, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Fuego y calor, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!
Frío y heladas, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Evangelio según San Lucas 21,12-19. 
Jesús dijo a sus discípulos: «Los detendrán, los perseguirán, los entregarán a las sinagogas y serán encarcelados; los llevarán ante reyes y gobernadores a causa de mi Nombre, y esto les sucederá para que puedan dar testimonio de mí.
Tengan bien presente que no deberán preparar su defensa, porque yo mismo les daré una elocuencia y una sabiduría que ninguno de sus adversarios podrá resistir ni contradecir. Serán entregados hasta por sus propios padres y hermanos, por sus parientes y amigos; y a muchos de ustedes los matarán. Serán odiados por todos a causa de mi Nombre.Pero ni siquiera un cabello se les caerá de la cabeza.
Gracias a la constancia salvarán sus vidas.»

«No caerá ni uno sólo de vuestros cabellos. Con vuestra perseverancia obtendréis  y daréis a muchos la verdadera Vida »

 

“La vitalidad en la Iglesia depende de la apertura total al Evangelio”. Mons. Fernando Ocáriz:

La Congregación para la Doctrina de la Fe, responde a las cuestiones más habituales sobre la prelatura, reciente figura jurídica de la Iglesia.

Aspectos jurídicos: Selección de documentos fundamentales que lo explican.

Historia y defensa de un carisma”.

Pasado el tiempo, seguimos hablando de cosas de siempre a las que nunca supimos responder. Desde hace algún tiempo, vienen apareciendo situaciones, insinuaciones claras y tímidas a través de signos lejanos a nosotros que nos recuerdan y confirman cosas habladas, que nos responsabilizan en traerlas a la mente, y contemplar en ellas la historia y defensa de un carisma, del que se comenta porque está en la mente pero no en el corazón. De ello se habló, dudó, cuestionó… pero no supimos contemplar su profundidad y trascendencia.

Nuestro pastor ha hablado sobre lo que en torno a esto viene sucediendo más allá de nosotros,

en cuanto al carisma, aún recuerdo como se habló de la santificación de la Iglesia desde la santidad de las comunidades…

 

Y, ¿qué hacemos que nos ayude a despertar la conciencia dormida?

 

 

¿Puede haber mística sin Dios?

¿Podemos vivir “en y del Espíritu”, sin buscarlo en todo y en todos, sin encarnarnos todos en todos, creyendo mayor y mejor nuestro criterio y carisma que el de todos los demás que quieren, hablan, oran… porque buscan construir en esta tierra una Nueva Humanidad? ?

Martes de la trigésima cuarta semana del tiempo ordinario

Libro de Daniel 2,31-45. 
Tú, rey, estabas mirando, y viste una gran estatua. Esa estatua, enorme y de un brillo extraordinario, se alzaba delante de ti, y su aspecto era impresionante.
Su cabeza era de oro fino; su pecho y sus brazos, de plata; su vientre y sus caderas, de bronce; sus piernas, de hierro, y sus pies, parte de hierro y parte de arcilla.
Tú estabas mirando, y de pronto se desprendió una piedra, sin que interviniera ninguna mano: ella golpeó la estatua sobre sus pies de hierro y de arcilla, y los pulverizó.
Entonces fueron pulverizados al mismo tiempo el hierro, la arcilla, el bronce, la plata y el oro; fueron como la paja en la era durante el verano: el viento se los llevó y no quedó ningún rastro. En cuanto a la piedra que había golpeado la estatua, se convirtió en una gran montaña, y llenó toda la tierra.
Este fue el sueño; ahora diremos su interpretación en presencia del rey.
Tú, rey, eres el rey de reyes, a quien el Dios del cielo ha conferido la realeza, el poder, la fuerza y la gloria; él ha puesto en tus manos a los hombres, los animales del campo y las aves del cielo, cualquiera sea el lugar donde habitan, y te ha hecho dominar sobre todos ellos: por eso la cabeza de oro eres tú.
Después de ti surgirá otro reino inferior a ti, y luego aparecerá un tercer reino, que será de bronce y dominará sobre toda la tierra.
Y un cuarto reino será duro como el hierro: así como el hierro tritura y pulveriza todo – como el hierro que destroza – él los triturará y destrozará a todos ellos.
También has visto los pies y los dedos, en parte de arcilla de alfarero y en parte de hierro, porque ese será un reino dividido: habrá en él algo de la solidez de hierro, conforme a lo que has visto del hierro mezclado con la masa de arcilla; pero como los dedos de los pies son en parte de hierro y en parte de arcilla, una parte del reino será fuerte, y una parte frágil.
Tú has visto el hierro mezclado con la masa de arcilla, porque ellos se mezclarán entre sí por lazos matrimoniales, pero no llegarán a adherirse mutuamente, como el hierro no se mezcla con la arcilla.
Y en los días de estos reyes, el Dios del cielo suscitará un reino que nunca será destruido y cuya realeza no pasará a otro pueblo: él pulverizará y aniquilará a todos esos reinos, y él mismo subsistirá para siempre, porque tú has visto, que una piedra se desprendía de la montaña, sin la intervención de ninguna mano, y ella pulverizó el hierro, el bronce, la arcilla, la plata y el oro. El Dios grande hace conocer al rey lo que va a suceder en adelante. El sueño es cierto y su interpretación digna de fe”.

Libro de Daniel 3,57.58.59.60.61. 
Todas las obras del Señor, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!
Ángeles del Señor, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Cielos, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!
Todas las aguas que están sobre los cielos, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Todos los ejércitos celestiales, bendigan al Señor,
¡alábenlo y glorifíquenlo eternamente!

Evangelio según San Lucas 21,5-11. 
Como algunos, hablando del Templo, decían que estaba adornado con hermosas piedras y ofrendas votivas, Jesús dijo:
“De todo lo que ustedes contemplan, un día no quedará piedra sobre piedra: todo será destruido”.
Ellos le preguntaron: “Maestro, ¿cuándo tendrá lugar esto, y cuál será la señal de que va a suceder?”.
Jesús respondió: “Tengan cuidado, no se dejen engañar, porque muchos se presentarán en mi Nombre, diciendo: ‘Soy yo’, y también: ‘El tiempo está cerca’. No los sigan.
Cuando oigan hablar de guerras y revoluciones no se alarmen; es necesario que esto ocurra antes, pero no llegará tan pronto el fin”.
Después les dijo: “Se levantará nación contra nación y reino contra reino.
Habrá grandes terremotos; peste y hambre en muchas partes; se verán también fenómenos aterradores y grandes señales en el cielo.”

______________________________________________________________________

«Señor Dios nuestro. Haznos entender Tu Proyecto, y te contemplemos en todo lo que nos ocurre, y que soñemos que Tú nos llamas a complementar y unir lo distinto de todos, porque todos y todo en Ti,  está llamado a amarse»

Alguien nos escribía ayer: “Cada vez veo más urgente y necesario otra  educación diferente, pero empezando desde los más pequeños. Tenemos que insistir en eso y unir fuerzas, esfuerzos y proyectos”.
¿No se nos dijo “Sed como niños”?
La persecución a los rohingya y posibles discriminaciones a los cristianos empañan la visita.
El Gobierno birmano ha impuesto restricciones en la transmisión de los actos a la prensa extranjera

(Jesús Bastante/Agencias).- El Papa Francisco acaba de aterrizar en el aeropuerto internacional de Rangún, la capital de Myanmar, en el que será su cuarta visita a Asia y, sin lugar a dudas, el viaje más difícil de su pontificado. A diferencia de otras ocasiones, no hubo músicas ni una recepción por todo lo alto. Al parecer, la ceremonia de acogida tendrá lugar en la capital. Y será con focos focos, pues el Gobierno birmano ha impuesto restricciones en la transmisión de los actos.

Myanmar: El Papa se ha reunido con el jefe del ejército

“Gran responsabilidad” de las autoridades del país

 

OREMOS, RECEMOS, HABLEMOS, CONTEMPLEMOS…¿ACOMPAÑAREMOS A FRANCISCO, HACEMOS NUESTRO TODO LO QUE NOS ESTÁ TRANSMITIENDO, QUÉ OTRO INTERÉS PODEMOS TENER QUE EL DE ENCARNAR Y SUMAR LO QUE EXISTE DE DIOS EN TODOS AUNQUE NO CREAMOS EN ÉL? ¿CÓMO Y DÓNDE MOSTRAREMOS LOS QUE NOS CREEMOS CREYENTES QUE NOSOTROS CREEMOS QUE TODOS SOMOS IMAGEN Y HECHURA DE ÉL?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Solo el tiempo…

Solo el tiempo es capaz de salvar al amor que sufre una pérdida.

Lunes de la trigésima cuarta semana del tiempo ordinario

Libro de Daniel 1,1-6.8-20. 
El tercer año del reinado de Joaquím, rey de Judá, llegó a Jerusalén Nabucodonosor, rey de Babilonia, y la sitió.
El Señor entregó en sus manos a Joaquím, rey de Judá, y una parte de los objetos de la Casa de Dios. Nabucodonosor los llevó al país de Senaar, y depositó los objetos en el tesoro de su dios.
El rey ordenó a Aspenaz, jefe de sus eunucos, que seleccionara entre los israelitas de estirpe real o de familia noble, a algunos jóvenes sin ningún defecto físico, de buena presencia, versados en toda clase de sabiduría, dotados de conocimiento, inteligentes y aptos para servir en el palacio del rey, a fin de que se los instruyera en la literatura y en la lengua de los caldeos.
El rey les asignó para cada día una porción de sus propios manjares y del vino que él bebía. Ellos debían ser educados durante tres años, y al cabo de esos años se pondrían al servicio del rey.
Entre ellos se encontraban Daniel, Ananías, Misael y Azarias, que eran judíos.
Daniel estaba decidido a no contaminarse con los manjares del rey y con el vino que él bebía, y rogó al jefe de los eunucos que no lo obligara a contaminarse.
Dios hizo que él se ganara el afecto y la simpatía del jefe de los eunucos.
Pero este dijo a Daniel: “Yo temo a mi señor el rey, que les ha asignado la comida y la bebida; si él llega a ver el rostro de ustedes más demacrado que el de los jóvenes de su misma edad, ustedes harían peligrar mi cabeza delante del rey”.
Daniel dijo al guardia a quien el jefe de los eunucos había confiado el cuidado de Daniel, Ananías, Misael y Azarías:
“Por favor, pon a prueba a tus servidores durante diez días; que nos den legumbres para comer y agua para beber;
compara luego nuestros rostros con el de los jóvenes que comen los manjares del rey, y actúa con tus servidores conforme a lo que veas”.
El aceptó la propuesta, y los puso a prueba durante diez días.
Al cabo de esos días, se vio que ellos tenían mejor semblante y estaban más rozagantes que todos los jóvenes que comían los manjares del rey.
Desde entonces, el guardia les retiró los manjares y el vino que debían tomar, y les dio legumbres.
Dios concedió a estos cuatro jóvenes ciencia e inteligencia en todo lo referente a la literatura y la sabiduría, y Daniel podía entender visiones y sueños de toda índole.
Al cabo de los días que el rey había fijado para que le fueran presentados los jóvenes, el jefe de los eunucos los llevó ante Nabucodonosor.
El rey conversó con ellos, y entre todos no se encontró ningún otro como Daniel, Ananías, Misael y Azarías. Ellos permanecieron al servicio del rey,
y en todo lo que el rey les preguntó sobre cuestiones de sabiduría y discernimiento, los encontró diez veces superiores a todos los magos y adivinos que había en todo su reino.

Libro de Daniel 3,52.53.54.55.56. 
Bendito seas, Señor, Dios de nuestros padres,
alabado y exaltado eternamente.
Bendito sea tu santo y glorioso Nombre,
alabado y exaltado eternamente.

Bendito seas en el Templo de tu santa gloria,
aclamado y glorificado eternamente por encima de todo.
Bendito seas en el trono de tu reino.
aclamado por encima de todo y exaltado eternamente.

Bendito seas Tú, que sondeas los abismos
y te sientas sobre los querubines,
alabado y exaltado eternamente por encima de todo.
Bendito seas en el firmamento del cielo,
aclamado y glorificado eternamente.

Evangelio según San Lucas 21,1-4. 
Levantando los ojos, Jesús vio a unos ricos que ponían sus ofrendas en el tesoro del Templo.
Vio también a una viuda de condición muy humilde, que ponía dos pequeñas monedas de cobre, y dijo: “Les aseguro que esta pobre viuda ha dado más que nadie.
Porque todos los demás dieron como ofrenda algo de lo que les sobraba, pero ella, de su indigencia, dio todo lo que tenía para vivir.”

______________________________________________________________________

«Lo ha sacado de su indigencia»

 

 

Sin conciencia alguna, desde su comienzo, instado a buscar el Espíritu de Dios en todo y en todos.

Haz que transpiremos la camiseta de la  vida

DESDE TIERRA DE ENCUENTRO, nos llega esta bendita notita:                      Mambré es nuestra casa comunitaria, tu casa, para un encuentro reposado y tranquilo. Un tiempo prolongado para escuchar, juntos o en soledad si lo prefieres, la sed de Dios que hay en cada uno, de vivir bajo el impulso del Espíritu, de “hacerlo como YO lo he hecho”, 1Jn 2, 8, para escuchar hoy Su llamada en mi vida y, en circunstancias concretas, tantear nuestra respuesta


COMUNIDAD TIERRA DE ENCUENTRO

https://tierradeencuentro.wordpress.com/

Contacto :

Carmen Lope (91 472 86 19 – 654255298)

Mabel Sánchez (91 711 98 03 – 620276721)

Gracias por el consuelo y el ánimo paternal. Lo agradezco en el alma. Tendremos que hablar a la vuelta.

Venid, benditos todos

Venid, benditos de mi padre, benditos todos.

 

Solemnidad de nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo

Libro de Ezequiel 34,11-12.15-17. 
Así habla el Señor: ¡Aquí estoy yo! Yo mismo voy a buscar mi rebaño y me ocuparé de él.
Como el pastor se ocupa de su rebaño cuando está en medio de sus ovejas dispersas, así me ocuparé de mis ovejas y las libraré de todos los lugares donde se habían dispersado, en un día de nubes y tinieblas.
Yo mismo apacentaré a mis ovejas y las llevaré a descansar -oráculo del Señor-.
Buscaré a la oveja perdida, haré volver a la descarriada, vendaré a la herida y curaré a la enferma, pero exterminaré a la que está gorda y robusta. Yo las apacentaré con justicia.
En cuanto a ustedes, ovejas de mi rebaño, así habla el Señor: «Yo voy a juzgar entre oveja y oveja, entre carneros y chivos».

Salmo 23(22),1-2a.2b-3.5.6. 
El Señor es mi pastor,
nada me puede faltar.
Él me hace descansar en verdes praderas.
me conduce a las aguas tranquilas

y repara mis fuerzas.
Me guía por el recto sendero,
por amor de su Nombre.
Tú preparas ante mí una mesa,

frente a mis enemigos;
unges con óleo mi cabeza
y mi copa rebosa.
Tu bondad y tu gracia me acompañan
a lo largo de mi vida;
y habitaré en la Casa del Señor,
por muy largo tiempo.

Carta I de San Pablo a los Corintios 15,20-26.28. 

Hermanos: Cristo resucitó de entre los muertos, el primero de todos.
Porque la muerte vino al mundo por medio de un hombre, y también por medio de un hombre viene la resurrección.
En efecto, así como todos mueren en Adán, así también todos revivirán en Cristo,
cada uno según el orden que le corresponde: Cristo, el primero de todos, luego, aquellos que estén unidos a él en el momento de su Venida.
En seguida vendrá el fin, cuando Cristo entregue el Reino a Dios, el Padre, después de haber aniquilado todo Principado, Dominio y Poder.
Porque es necesario que Cristo reine hasta que ponga a todos los enemigos debajo de sus pies.
El último enemigo que será vencido es la muerte,
Y cuando el universo entero le sea sometido, el mismo Hijo se someterá también a aquel que le sometió todas las cosas, a fin de que Dios sea todo en todos.

Evangelio según San Mateo 25,31-46. 
Jesús dijo a sus discípulos:
“Cuando el Hijo del hombre venga en su gloria rodeado de todos los ángeles, se sentará en su trono glorioso.
Todas las naciones serán reunidas en su presencia, y él separará a unos de otros, como el pastor separa las ovejas de los cabritos,
y pondrá a aquellas a su derecha y a estos a su izquierda.
Entonces el Rey dirá a los que tenga a su derecha: ‘Vengan, benditos de mi Padre, y reciban en herencia el Reino que les fue preparado desde el comienzo del mundo,
porque tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; estaba de paso, y me alojaron;
desnudo, y me vistieron; enfermo, y me visitaron; preso, y me vinieron a ver’.
Los justos le responderán: ‘Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer; sediento, y te dimos de beber?
¿Cuándo te vimos de paso, y te alojamos; desnudo, y te vestimos?
¿Cuándo te vimos enfermo o preso, y fuimos a verte?’.
Y el Rey les responderá: ‘Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo’.
Luego dirá a los de su izquierda: ‘Aléjense de mí, malditos; vayan al fuego eterno que fue preparado para el demonio y sus ángeles, porque tuve hambre, y ustedes no me dieron de comer; tuve sed, y no me dieron de beber;
estaba de paso, y no me alojaron; desnudo, y no me vistieron; enfermo y preso, y no me visitaron’.
Estos, a su vez, le preguntarán: ‘Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, de paso o desnudo, enfermo o preso, y no te hemos socorrido?’.
Y él les responderá: ‘Les aseguro que cada vez que no lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, tampoco lo hicieron conmigo’.
Estos irán al castigo eterno, y los justos a la Vida eterna”.

______________________________________________________________________

 

El Dueño, Creador, Rey y Señor, vino para Servir, ser Amigo, hacernos Libres y anular las diferencias que nunca estuvieron en el Proyecto del Padre” 

Vosotros sois la luz del mundo

No he venido a ser servido

Que quienes os miren se queden an Paz

Atizad y juntad los rescoldos que, por estar separados, se están apagando…

¿Cómo nos vemos en la construcción del papel que se nos ha encargado?

¿Recordamos donde podemos haber perdido la llave de la puerta por la que se nos pidió abrir y dar la vida?

“Hacedlo como YO lo he hecho”

Hazme ver con claridad,

¿Cual es el verdadero motivo que guía lo mejor de ti?

¿Qué somos: moro, judío, cristiano…? Solo se nos pide pasar haciendo el bien.

Se trata de saber qué es lo que nos atrae y aquello que puede estar estorbándonos para sabernos UNO en “Espíritu y en Verdad”…

Nada puede separarnos,

ni nada nos separará del amor de Dios.

De nuestro interior manarán torrentes de agua viva

Te quiero, os quiero… recemos todos por todos…

Renovad cada día vuestra vocación

misioneros de la vida para dar Vida al Reino

Dios se sirve de los chicos y humildes, cuyo único proyecto es el de Servir en Libertad para ser todos UNO…

y todos nos sintamos UNO

vuelvo pronto

cosas nuevas, vida, amor… ¡alma Nueva!

Dejémonos hacer

Ahora comienza la misión

¡Cómo estoy disfrutando!

Os llevo a todos en el corazón

Nada circunstancial y nadie ajeno

Quién podía imaginar tantas cosas…

Como María, guardémoslo todo en nuestro corazón

¡Cuánto hemos de aprender de nuestro hermano Francisco!

Todo lo que nos rodea nos transmite constantemente un mensaje

Todos unidos y en paz.

 

 

“Las críticas a Francisco son un indicador de que las reformas funcionan”

Antonio Spadaro: “La oposición al Papa no tiene gramática, es polémica e irrespetuosa. Chilla y nada más”

El jesuita asegura que “el Papa no tiene miedo” y “no necesita defensores, se defiende solo”

(José M. Vidal).- No le gusta que le llamen “asesor” u “hombre de confianza” del Papa. Pero la verdad es que Antonio Spadaro sj, director de la Civiltá Cattolica, le acompaña en todos sus viajes y tiene muy claras las claves del pontificado de Francisco y así lo demostró, una vez más, en el I Encuentro de Periodistas “Pro Francisco”, organizado, en Madrid, por Religion Digital y Mensajeros de la Paz. “El Papa no necesita que se le defienda”, “no es un Papa ideológico” ni “pacifista”, aseguró en su conferencia en la iglesia de San Antón.

Reproductor de audio

 

Venid, benditos de mi padre

 

Solemnidad de nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo

Libro de Ezequiel 34,11-12.15-17. 
Así habla el Señor: ¡Aquí estoy yo! Yo mismo voy a buscar mi rebaño y me ocuparé de él.
Como el pastor se ocupa de su rebaño cuando está en medio de sus ovejas dispersas, así me ocuparé de mis ovejas y las libraré de todos los lugares donde se habían dispersado, en un día de nubes y tinieblas.
Yo mismo apacentaré a mis ovejas y las llevaré a descansar -oráculo del Señor-.
Buscaré a la oveja perdida, haré volver a la descarriada, vendaré a la herida y curaré a la enferma, pero exterminaré a la que está gorda y robusta. Yo las apacentaré con justicia.
En cuanto a ustedes, ovejas de mi rebaño, así habla el Señor: «Yo voy a juzgar entre oveja y oveja, entre carneros y chivos».

Salmo 23(22),1-2a.2b-3.5.6. 
El Señor es mi pastor,
nada me puede faltar.
Él me hace descansar en verdes praderas.
me conduce a las aguas tranquilas

y repara mis fuerzas.
Me guía por el recto sendero,
por amor de su Nombre.
Tú preparas ante mí una mesa,

frente a mis enemigos;
unges con óleo mi cabeza
y mi copa rebosa.
Tu bondad y tu gracia me acompañan
a lo largo de mi vida;
y habitaré en la Casa del Señor,
por muy largo tiempo.

Carta I de San Pablo a los Corintios 15,20-26.28. 

Hermanos: Cristo resucitó de entre los muertos, el primero de todos.
Porque la muerte vino al mundo por medio de un hombre, y también por medio de un hombre viene la resurrección.
En efecto, así como todos mueren en Adán, así también todos revivirán en Cristo,
cada uno según el orden que le corresponde: Cristo, el primero de todos, luego, aquellos que estén unidos a él en el momento de su Venida.
En seguida vendrá el fin, cuando Cristo entregue el Reino a Dios, el Padre, después de haber aniquilado todo Principado, Dominio y Poder.
Porque es necesario que Cristo reine hasta que ponga a todos los enemigos debajo de sus pies.
El último enemigo que será vencido es la muerte,
Y cuando el universo entero le sea sometido, el mismo Hijo se someterá también a aquel que le sometió todas las cosas, a fin de que Dios sea todo en todos.

Evangelio según San Mateo 25,31-46. 
Jesús dijo a sus discípulos:
“Cuando el Hijo del hombre venga en su gloria rodeado de todos los ángeles, se sentará en su trono glorioso.
Todas las naciones serán reunidas en su presencia, y él separará a unos de otros, como el pastor separa las ovejas de los cabritos,
y pondrá a aquellas a su derecha y a estos a su izquierda.
Entonces el Rey dirá a los que tenga a su derecha: ‘Vengan, benditos de mi Padre, y reciban en herencia el Reino que les fue preparado desde el comienzo del mundo,
porque tuve hambre, y ustedes me dieron de comer; tuve sed, y me dieron de beber; estaba de paso, y me alojaron;
desnudo, y me vistieron; enfermo, y me visitaron; preso, y me vinieron a ver’.
Los justos le responderán: ‘Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te dimos de comer; sediento, y te dimos de beber?
¿Cuándo te vimos de paso, y te alojamos; desnudo, y te vestimos?
¿Cuándo te vimos enfermo o preso, y fuimos a verte?’.
Y el Rey les responderá: ‘Les aseguro que cada vez que lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo’.
Luego dirá a los de su izquierda: ‘Aléjense de mí, malditos; vayan al fuego eterno que fue preparado para el demonio y sus ángeles, porque tuve hambre, y ustedes no me dieron de comer; tuve sed, y no me dieron de beber;
estaba de paso, y no me alojaron; desnudo, y no me vistieron; enfermo y preso, y no me visitaron’.
Estos, a su vez, le preguntarán: ‘Señor, ¿cuándo te vimos hambriento o sediento, de paso o desnudo, enfermo o preso, y no te hemos socorrido?’.
Y él les responderá: ‘Les aseguro que cada vez que no lo hicieron con el más pequeño de mis hermanos, tampoco lo hicieron conmigo’.
Estos irán al castigo eterno, y los justos a la Vida eterna”.

______________________________________________________________________

 

El Dueño, Creador, Rey y Señor, vino para Servir, ser Amigo, hacernos Libres y anular las diferencias que nunca estuvieron en el Proyecto del Padre” 

Vosotros sois la luz del mundo

No he venido a ser servido

Que quienes os miren se queden an Paz

Atizad y juntad los rescoldos que, por estar separados, se están apagando…

¿Cómo nos vemos en la construcción del papel que se nos ha encargado?

¿Recordamos donde podemos haber perdido la llave de la puerta por la que se nos pidió abrir y dar la vida?

“Hacedlo como YO lo he hecho”

Hazme ver con claridad,

¿Cual es el verdadero motivo que guía lo mejor de ti?

¿Qué somos: moro, judío, cristiano…? Solo se nos pide pasar haciendo el bien.

Se trata de saber qué es lo que nos atrae y aquello que puede estar estorbándonos para sabernos UNO en “Espíritu y en Verdad”…

Nada puede separarnos,

ni nada nos separará del amor de Dios.

De nuestro interior manarán torrentes de agua viva

Te quiero, os quiero… recemos todos por todos…

Renovad cada día vuestra vocación

misioneros de la vida para dar Vida al Reino

Dios se sirve de los chicos y humildes, cuyo único proyecto es el de Servir en Libertad para ser todos UNO…

y todos nos sintamos UNO

vuelvo pronto

cosas nuevas, vida, amor… ¡alma Nueva!

Dejémonos hacer

Ahora comienza la misión

¡Cómo estoy disfrutando!

Os llevo a todos en el corazón

Nada circunstancial y nadie ajeno

Quién podía imaginar tantas cosas…

Como María, guardémoslo todo en nuestro corazón

¡Cuánto hemos de aprender de nuestro hermano Francisco!

Todo lo que nos rodea nos transmite constantemente un mensaje

Todos unidos y en paz.

 

 

“Las críticas a Francisco son un indicador de que las reformas funcionan”

Antonio Spadaro: “La oposición al Papa no tiene gramática, es polémica e irrespetuosa. Chilla y nada más”

El jesuita asegura que “el Papa no tiene miedo” y “no necesita defensores, se defiende solo”

(José M. Vidal).- No le gusta que le llamen “asesor” u “hombre de confianza” del Papa. Pero la verdad es que Antonio Spadaro sj, director de la Civiltá Cattolica, le acompaña en todos sus viajes y tiene muy claras las claves del pontificado de Francisco y así lo demostró, una vez más, en el I Encuentro de Periodistas “Pro Francisco”, organizado, en Madrid, por Religion Digital y Mensajeros de la Paz. “El Papa no necesita que se le defienda”, “no es un Papa ideológico” ni “pacifista”, aseguró en su conferencia en la iglesia de San Antón.

 

La Verdad siempre es la misma…

 

Sábado de la trigésima tercera semana del tiempo ordinario

Primer Libro de Macabeos 6,1-13. 
Mientras tanto, el rey Antíoco recorría las provincias de la meseta. Allí se enteró de que en Persia había una ciudad llamada Elimaida, célebre por sus riquezas, su plata y su oro.
Ella tenía un templo muy rico, donde se guardaban armaduras de oro, corazas y armas dejadas allí por Alejandro, hijo de Filipo y rey de Macedonia, el primero que reinó sobre los griegos.
Antíoco se dirigió a esa ciudad para apoderarse de ella y saquearla, pero no lo consiguió, porque los habitantes de la ciudad, al conocer sus planes,
le opusieron resistencia. El tuvo que huir y se retiró de allí muy amargado para volver a Babilonia.
Cuando todavía estaba en Persia, le anunciaron que la expedición contra el país de Judá había fracasado.
Le comunicaron que Lisias había ido al frente de un poderoso ejército, pero había tenido que retroceder ante los judíos, y que estos habían acrecentado su poder, gracias a las armas y al cuantioso botín tomado a los ejércitos vencidos.
Además, habían destruido la Abominación que él había erigido sobre el altar de Jerusalén y habían rodeado el Santuario de altas murallas como antes, haciendo lo mismo con Betsur, que era una de las ciudades del rey.
Al oír tales noticias, el rey quedó consternado, presa de una violenta agitación, y cayó en cama enfermo de tristeza, porque las cosas no le habían salido como él deseaba.
Así pasó muchos días, sin poder librarse de su melancolía, hasta que sintió que se iba a morir.
Entonces hizo venir a todos sus amigos y les dijo: “No puedo conciliar el sueño y me siento desfallecer.
Yo me pregunto cómo he llegado al estado de aflicción y de amargura en que ahora me encuentro, yo que era generoso y amado mientras ejercía el poder.
Pero ahora caigo en la cuenta de los males que causé en Jerusalén, cuando robé los objetos de plata y oro que había allí y mandé exterminar sin motivo a los habitantes de Judá.
Reconozco que por eso me suceden todos estos males y muero de pesadumbre en tierra extranjera”.

Salmo 9(9A),2-3.4.6.16b.19. 
Te doy gracias, Señor, de todo corazón
y proclamaré todas tus maravillas.
Quiero alegrarme y regocijarme en ti,
y cantar himnos a tu Nombre, Altísimo.

Cuando retrocedían mis enemigos,
tropezaron y perecieron delante de ti,
Escarmentaste a las naciones,
destruiste a los impíos

y borraste sus nombres para siempre;
su pie quedó atrapado en la red que ocultaron.
Porque el pobre no será olvidado para siempre
ni se malogra eternamente la esperanza del humilde.

Evangelio según San Lucas 20,27-40. 
Se acercaron a Jesús algunos saduceos, que niegan la resurrección,
y le dijeron: “Maestro, Moisés nos ha ordenado: Si alguien está casado y muere sin tener hijos, que su hermano, para darle descendencia, se case con la viuda.
Ahora bien, había siete hermanos. El primero se casó y murió sin tener hijos.
El segundo
se casó con la viuda, y luego el tercero. Y así murieron los siete sin dejar descendencia.
Finalmente, también murió la mujer.
Cuando resuciten los muertos, ¿de quién será esposa, ya que los siete la tuvieron por mujer?”.
Jesús les respondió: “En este mundo los hombres y las mujeres se casan,
pero los que sean juzgados dignos de participar del mundo futuro y de la resurrección, no se casarán.
Ya no pueden morir, porque son semejantes a los ángeles y son hijos de Dios, al ser hijos de la resurrección.
Que los muertos van a resucitar, Moisés lo ha dado a entender en el pasaje de la zarza, cuando llama al Señor el Dios de Abraham, el Dios de Isaac y el Dios de Jacob.
Porque él no es un Dios de muertos, sino de vivientes; todos, en efecto, viven para él”.
Tomando la palabra, algunos escribas le dijeron: “Maestro, has hablado bien”.
Y ya no se atrevían a preguntarle nada.

______________________________________________________________________

El Dios de Abraham, el de Isaac y el de Jacob, no es un Dios de muertos, sino de vivientes; todos viven para Él”.

«Que nuestra vda busque siempre vivir la vida de Cristo»

Declaración final del I Encuentro Internacional de Periodistas Pro Francisco

“Nos comprometemos a ofrecer voz, a través de nuestras informaciones, a los más empobrecidos”

“Nos empeñaremos en aprovechar las sinergias de nuestros medios, compartir información y ayudar a hacerla circular”

(Declaración final del I Encuentro Internacional Pro Papa Francisco).- Un grupo de periodistas y comunicadores de distintos lugares del mundo, reunidos con ocasión del I Congreso Internacional de Periodistas Pro Papa Francisco, interpelados por el proceso de reformas emprendido por Bergoglio y las reacciones que ha suscitado, desde nuestra vocación por la información religiosa rigurosa y de calidad.

  • Un viernes más os ofrecemos nuestro Servicio de Información de la Diócesis de Huelva. ¡Buena semana!

Corresponsabilidad misionera

SIDH 343

Los seglares están abanderando grandes cambios en el modo de evangelizar en una sociedad que demanda nuevos códigos, así como un acompañamiento que les presente la iniciación cristiana como un punto de partida que se madura a base de vivencias de fe, cultivadas tanto individual como comunitariamente.

Mañana es el día del Apostolado Seglar ante el que se abre un amplio abanico de manifestaciones para dar testimonio de la fe, en muchas ocasiones, en terrenos hostiles. “Corresponsabilidad misionera del laico de parroquia” es el lema con el que se reunirán en la Casa de la Iglesia.

Precisamente, ése será el epicentro del Día de las Personas sin Hogar, el próximo domingo. Noviembre ha sido su mes. Más de 300 personas en la capital viven en la calle. Acudamos al encuentro.

Y por último, un reconocimiento a los maestros, con un recuerdo especial a los que nos dejaron huella, que celebran su día el próximo lunes, coincidiendo con el día de su patrón, San José de Calasanz.

comunicacion@diocesisdehuelva.es
www.diocesisdehuelva.es  Diócesis de Huelva, Avda. Manuel Siurot 31. Huelva, H 21004Spain

Muchas gracias por vuestro recuerdo, sonrisa y fotos enviadas, que tanto nos hacen pensar. No abandonéis nunca vuestra búsqueda y sencillez, que jamás desaparecerán de vuestro corazón.

 

 Entre todos estos hay padres, hijos, nietos… suegros,  yernos… Todos buscando vivir en verdad la única Verdad en sus corazones. En cada tiempo, situación y momento siempre será la misma, pero distinta según la adviertan en razón de cada circunstancia.

http://www.brotesdeolivo.es/descargadirecta/1974a%20%20EVANGELIO%20SEGUN%20SAN%20JUAN/09-Vivid%20en%20el%20Se%C3%B1or.mp3

HOY, en TRIANA., SEVILLA, Brotes de Olivo orará y aportará su experiencia de Dios en la. MISIÓN POPULAR. PAÚL25-Nov-2017 (21:00 – 23:00)