¿Para qué, por quién, a quién rezamos?

Francisco  ha vuelto a lanzar una sacudida a las conciencias de la Humanidad,

Viernes de la duodécima semana del tiempo ordinario

  • Libro de Génesis 17,1.9-10.15-22.
    Cuando Abrám tenía noventa y nueve años, el Señor se le apareció y le dijo: “Yo soy el Dios Todopoderoso. Camina en mi presencia y sé irreprochable.
    Después, Dios dijo a Abraham: “Tú, por tu parte, serás fiel a mi alianza; tú, y también tus descendientes, a lo largo de las generaciones.”
    Y esta es mi alianza con ustedes, a la que permanecerán fieles tú y tus descendientes; todos los varones deberán ser circuncidados.
    También dijo Dios a Abraham: “A Sarai, tu esposa, no la llamarás más Sarai, sino que su nombre será Sara.
    Yo la bendeciré y te daré un hijo nacido de ella, al que también bendeciré. De ella suscitaré naciones, y de ella nacerán reyes de pueblos”.
    Abraham cayó con el rostro en tierra, y se sonrió, pensando: “¿Se puede tener un hijo a los cien años? Y Sara, a los noventa, ¿podrá dar a luz?”.
    Entonces Abraham dijo a Dios: “Basta con que Ismael viva feliz bajo tu protección”.
    Pero Dios le respondió: “No, tu esposa Sara te dará un hijo, a quien pondrás el nombre de Isaac. Yo estableceré mi alianza con él y con su descendencia como una alianza eterna.
    Sin embargo, también te escucharé en lo que respecta a Ismael: lo bendeciré, lo haré fecundo y le daré una descendencia muy numerosa; será padre de doce príncipes y haré de él una gran nación.
    Pero mi alianza la estableceré con Isaac, el hijo que Sara te dará el año próximo, para esta misma época”.
    Y cuando terminó de hablar, Dios se alejó de Abraham.
  • Salmo 128(127),1-2.3.4-5.
    ¡Feliz el que teme al Señor
    y sigue sus caminos!
    Comerás del fruto de tu trabajo,
    serás feliz y todo te irá bien.
  • Tu esposa será como una vid fecunda
    en el seno de tu hogar;
    tus hijos, como retoños de olivo
    alrededor de tu mesa.
  • ¡Así será bendecido
    el hombre que teme al Señor!
    ¡Que el Señor te bendiga desde Sión
    todos los días de tu vida:
  • que contemples la paz de Jerusalén.
  • Evangelio según San Mateo 8,1-4.
    Cuando Jesús bajó de la montaña, lo siguió una gran multitud.
    Entonces un leproso fue a postrarse ante él y le dijo: “Señor, si quieres, puedes purificarme”.
    Jesús extendió la mano y lo tocó, diciendo: “Lo quiero, queda purificado”. Y al instante quedó purificado de su lepra.
    Jesús le dijo: “No se lo digas a nadie, pero ve a presentarte al sacerdote y entrega la ofrenda que ordenó Moisés para que les sirva de testimonio”.

****************************************************************************************************

  • “Yo soy el Dios Todopoderoso. Camina en mi presencia y sé irreprochable.
    Así nos habla Dios a todos: “Tú, por tu parte, sé fiel a mi alianza; tú, y también tus descendientes, a lo largo de las generaciones.”
    Y esta es mi alianza con vosotros; permaneced fieles tú y tus descendientes;

¡Feliz el que teme al Señor
y sigue sus caminos!
Comerá del fruto de su trabajo,
será feliz y todo le irá bien.

Su esposa será como una vid fecunda
en el seno de su hogar;
sus hijos, como brotes de olivo
alrededor de tu mesa.

¡Así será bendecido
el hombre que espera en el Señor!
¡Que el Señor te bendiga desde Sión
todos los días de tu vida y                                                                                     contemples la Paz de Jerusalén!

  • “Señor, si quieres, puedes purificarme”.
    Jesús extendió la mano y lo tocó, diciendo: “Lo quiero, queda purificado”. Y al instante quedó purificado de su enfermedad.

«Si oramos, confiamos y esperamos en ÉL, Jesús nos curará de toda enfermedad que nos impida dar la vida por Su Reino. En todo y por todos quedaremos limpios 1Jn, 1, 2-6». 

Omella recibe la birreta y se compromete con “una Iglesia peregrina por las calles del
mundo”

Francisco, a los cardenales: “La realidad son los pobres, la esclavitud, los campos de prófugos, el descarte sistemático”

“Jesús no os ha llamado para que os convirtáis en ‘príncipes’ en la Iglesia, sino a servir como él y con él”

(Jesús Bastante).- Juan José Omella ya es cardenal de la Iglesia católica. El arzobispo de Barcelona ha recibido la birreta cardenalicia de manos del Papa Francisco, en una vibrante ceremonia en la que el prelado aragonés ha sido el encargado de hacer el discurso en nombre de los cinco neocardenales, y en el que Bergoglio ha vuelto a lanzar una sacudida a las conciencias de la Humanidad, denunciando que “la realidad son los pobres e inocentes que mueren a causa de las guerras y el terrorismo, la esclavitud que no deja de pisotear la humanidad en esta época, los campos de prófugos, que se asemejan a un infierno, el descarte sistemático de todo lo que no sirve, incluidas las personas”.

El cristiano vive para responder al mundo, viviendo en el mundo pero sin vivir como el mundo. Al rezar la Palabra que hoy nos regala la Iglesia y dejarnos interpelar por las palabras de Francisco, disponemos para todos los que anhelamos poner carne a las distintas hambres de Dios que existen, frases, pensamientos, consultas, hondos deseos por poner Espíritu y Verdad evangélicos. Cada quién sabrá lo que siente en su corazón en cada situación.

  • Una Religiosa nos envía este testimonio: “Después de vivir 56 años en una Congregación, con tristeza y dolor he tenido que salir de ella por motivos para mí incomprensibles”.
  • Alguien que me considera su amigo, sin gustarle simplificar el motivo de su tristeza en la Iglesia, lo resumió de esta manera: “Porque la iglesia institución se ha alejado mucho de la enseñanza de Jesús, he retomado mi libertad y he encontrado mi sitio, mi tarea y mi sintonía con Dios, al lado de los necesitados”.
  • En lo esencial, Unidad. En lo opinable, Libertad. En todo, Caridad.

Al nacer se os concedieron unos talentos. ¿Qué nubes surgen y existen en nuestra conciencia, cuando tratamos de responder a Jesús?

estas fotos las distancian diez años, ¿qué suponen en nuestra percepción y conducta ante el cambio climático?

Este terreno, en el mejor de los casos, tardará 40 años en rescatar su originalidad y belleza antes de incendiarse.

Ha respondido a lo que Dios puso en su corazón.

… prefieren morir ahogados antes que rendirse a la injusticia…

 

 

¿Qué piensa nuestra mente, que siente nuestro corazón, cuando queremos responder a nuestra tarea de ser luz para el mundo y sal en la tierra?

 

 

Una vez más, y con conciencia universal, constatamos que tanto acontecimiento variopinto durante tantos años, nos lleva a contemplar y comprometernos en que tenemos ante nosotros la labor de generar un pensamiento en el que todos sonriamos juntos, nos sintamos UNO. Que nada motivo fisura alguna en las vidas de ninguna mujer u hombre. Hagámoslo, todos. ¡Esa es la misión. Dios lo quiere! Todos con una sola alma y un solo corazón. ¡Ayúdanos, Señor!

Te llamo a ti, te necesito

 

Solemnidad de San Pedro y San Pablo, apóstoles

Libro de los Hechos de los Apóstoles 12,1-11.
Por aquel entonces, el rey Herodes hizo arrestar a algunos miembros de la Iglesia para maltratarlos.
Mandó ejecutar a Santiago, hermano de Juan, y al ver que esto agradaba a los judíos, también hizo arrestar a Pedro. Eran los días de “los panes Acimos”.
Después de arrestarlo, lo hizo encarcelar, poniéndolo bajo la custodia de cuatro relevos de guardia, de cuatro soldados cada uno. Su intención era hacerlo comparecer ante el pueblo después de la Pascua.
Mientras Pedro estaba bajo custodia en la prisión, la Iglesia no cesaba de orar a Dios por él.
La noche anterior al día en que Herodes pensaba hacerlo comparecer, Pedro dormía entre dos soldados, atado con dos cadenas, y los otros centinelas vigilaban la puerta de la prisión.
De pronto, apareció el Angel del Señor y una luz resplandeció en el calabozo. El Angel sacudió a Pedro y lo hizo levantar, diciéndole: “¡Levántate rápido!”. Entonces las cadenas se le cayeron de las manos.
El Angel le dijo: “Tienes que ponerte el cinturón y las sandalias” y Pedro lo hizo. Después le dijo: “Cúbrete con el manto y sígueme”.
Pedro salió y lo seguía; no se daba cuenta de que era cierto lo que estaba sucediendo por intervención del Angel, sino que creía tener una visión.
Pasaron así el primero y el segundo puesto de guardia, y llegaron a la puerta de hierro que daba a la ciudad. La puerta se abrió sola delante de ellos. Salieron y anduvieron hasta el extremo de una calle, y en seguida el Angel se alejó de él.
Pedro, volviendo en sí, dijo: “Ahora sé que realmente el Señor envió a su Angel y me libró de las manos de Herodes y de todo cuanto esperaba el pueblo judío”.

Salmo 34(33),2-3.4-5.6-7.8-9.
Bendeciré al Señor en todo tiempo,
su alabanza estará siempre en mis labios.
Mi alma se gloría en el Señor:
que lo oigan los humildes y se alegren.

Glorifiquen conmigo al Señor,
alabemos su Nombre todos juntos.
Busqué al Señor: El me respondió
y me libró de todos mis temores.

Miren hacia El y quedarán resplandecientes,
y sus rostros no se avergonzarán.
Este pobre hombre invocó al Señor:
El lo escuchó y lo salvó de sus angustias.

El Ángel del Señor acampa
en torno de sus fieles, y los libra.
¡Gusten y vean qué bueno es el Señor!
¡Felices los que en El se refugian!

Segunda Carta de San Pablo a Timoteo 4,6-8.17-18.
Querido hermano:
Yo ya estoy a punto de ser derramado como una libación, y el momento de mi partida se aproxima: he peleado hasta el fin el buen combate, concluí mi carrera, conservé la fe.
Y ya está preparada para mí la corona de justicia, que el Señor, como justo Juez, me dará en ese Día, y no solamente a mí, sino a todos los que hayan aguardado con amor su Manifestación.
Pero el Señor estuvo a mi lado, dándome fuerzas, para que el mensaje fuera proclamado por mi intermedio y llegara a oídos de todos los paganos. Así fui librado de la boca del león.
El Señor me librará de todo mal y me preservará hasta que entre en su Reino celestial. ¡A él sea la gloria por los siglos de los siglos! Amén.

Evangelio según San Mateo 16,13-19.
Al llegar a la región de Cesarea de Filipo, Jesús preguntó a sus discípulos: “¿Qué dice la gente sobre el Hijo del hombre? ¿Quién dicen que es?”.
Ellos le respondieron: “Unos dicen que es Juan el Bautista; otros, Elías; y otros, Jeremías o alguno de los profetas”.
“Y ustedes, les preguntó, ¿quién dicen que soy?”.
Tomando la palabra, Simón Pedro respondió: “Tú eres el Mesías, el Hijo de Dios vivo”.
Y Jesús le dijo: “Feliz de ti, Simón, hijo de Jonás, porque esto no te lo ha revelado ni la carne ni la sangre, sino mi Padre que está en el cielo.
Y yo te digo: Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder de la Muerte no prevalecerá contra ella.
Yo te daré las llaves del Reino de los Cielos. Todo lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo”.

*************************************************************************************************

La Iglesia no cesaba de orar a Dios

Bendeciré al Señor en todo tiempo por tanto como nos ha dado, su alabanza estará siempre en mis labios.

 

«Yo soy el menor de los apóstoles; no es mérito mío, llevar este nombre» (1Co 15,19)

 

 

 

Hola a todos:

Dicen que no hay dos sin tres y una vez más vuelvo a Senegal, a la Pouponniere, al país de sabor a mango, ritmo y alegría, al hogar donde los bebés que han perdido lo más importante de su vida nada más nacer, renacen gracias a la bondad y generosidad de ángeles que habitan el Planeta Tierra… 

Esta será del 30 de julio al 13 de agosto y en esta ocasión iremos José y yo.

Una vez más os invito a introduciros en la maleta, a ser parte del viaje. 

Como hago en otras ocasiones voy a recoger donativos para el orfanato en esta cuenta del Banco Santander de la que soy titular:

ES05 0049 5415 43 2497404293

Os recuerdo que este dinero va directamente de mi mano a la mano de quienes gestionan la Pouponniere, sin intermediarios.

A nivel material recogeré todo lo necesario para bebés de 0 a 12 meses.

 

Compartimos esa inquietud y convencimiento de que es vital prestar oído al ruego de Jesús: “Sed uno para que el mundo crea”.

Queremos ponernos manos a la obra en todo lo que Dios nos pone al paso, y esta necesidad de unidad poco ha poco hemos conseguido verla cada vez más necesaria y urgen, poniendo el empeño y confiando que Dios nos vaya llevando por donde Él considere que tenemos que caminar. Podriamos tener un encuentro con algunos de estos matrimonios de Promoción solidaria, Marcos, Luis Angel, Javi Grande, Fran…. Vamos viendo….

Yo ya estoy a punto de ser derramado como una libación, y el momento de mi partida se aproxima: he peleado hasta el fin el buen combate, concluí mi carrera, conservé la fe.

La siembra que la Providencia propició presenta cosechas insospechadas que se irán manifestando “entre todos”, sin planes por nuestra parte.

Hemos de seguir buscando lo nuevo y profundizando en lo que creemos saber. Es mucha la distancia entre los pensamientos de Dios y los nuestros

Necesitamos rezar la Palabra, y mirar a la Iglesia y al mundo, con una nueva conciencia.

Pedimos al Espíritu que nos guíe a todos hacia lo que Dios quiere.
Podriamos tener un encuentro con quienes crean, puedan y quieran orar juntos desde la situación que se nos viene revelando. Hacerlo entre todos y estar a la escucha de la Verdad que Dios nos propone sería dar un paso del que se gozaría toda la Iglesia y todo el mundo… Si alguien tiene algo que decir… Vamos viendo….

Cartel Ejercicios Espirituales - agosto 2017

Hazme pobre, un Anawin.

 

Miércoles de la duodécima semana del tiempo ordinario

Libro de Génesis 15,1-12.17-18.
En aquellos días, la palabra del Señor llegó a Abrám en una visión, en estos términos:
“No temas, Abrám. Yo soy para ti un escudo. Tu recompensa será muy grande”.
“Señor, respondió Abrám, ¿para qué me darás algo, si yo sigo sin tener hijos, y el heredero de mi casa será Eliezer de Damasco?”.
Después añadió: “Tú no me has dado un descendiente, y un servidor de mi casa será mi heredero”.
Entonces el Señor le dirigió esta palabra: “No, ese no será tu heredero; tu heredero será alguien que nacerá de ti.
Luego lo llevó afuera y continuó diciéndole: “Mira hacia el cielo y si puedes, cuenta las estrellas”. Y añadió: “Así será tu descendencia”.
Abrám creyó en el Señor, y el Señor se lo tuvo en cuenta para su justificación.
Entonces el Señor le dijo: “Yo soy el Señor que te hice salir de Ur de los caldeos para darte en posesión esta tierra”.
“Señor, respondió Abrám, ¿cómo sabré que la voy a poseer?”.
El Señor le respondió: “Tráeme una ternera, una cabra y un carnero, todos ellos de tres años, y también una tórtola y un pichón de paloma”.
El trajo todos estos animales, los cortó por la mitad y puso cada mitad una frente a otra, pero no dividió los pájaros.
Las aves de rapiña se abalanzaron sobre los animales muertos, pero Abrám los espantó.
Al ponerse el sol, Abrám cayó en un profundo sueño, y lo invadió un gran temor, una densa oscuridad.
Cuando se puso el sol y estuvo completamente oscuro, un horno humeante y una antorcha encendida pasaron en medio de los animales descuartizados.
Aquel día, el Señor hizo una alianza con Abrám diciendo: “Yo he dado esta tierra a tu descendencia desde el Torrente de Egipto hasta el Gran Río, el río Eufrates:

Salmo 105(104),1-2.3-4.6-7.8-9.
¡Den gracias al Señor, invoquen su Nombre,
hagan conocer entre los pueblos sus proezas;
canten al Señor con instrumentos musicales,
pregonen todas sus maravillas!

¡Gloríense en su santo Nombre,
alégrense los que buscan al Señor!
¡Recurran al Señor y a su poder,
busquen constantemente su rostro!

Descendientes de Abraham, su servidor,
hijos de Jacob, su elegido:
el Señor es nuestro Dios,
en toda la tierra rigen sus decretos.

El se acuerda eternamente de su alianza,
de la palabra que dio por mil generaciones,
del pacto que selló con Abraham,
del juramento que hizo a Isaac.

Evangelio según San Mateo 7,15-20.
Jesús dijo a sus discípulos:
Tengan cuidado de los falsos profetas, que se presentan cubiertos con pieles de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces.
Por sus frutos los reconocerán. ¿Acaso se recogen uvas de los espinos o higos de los cardos?
Así, todo árbol bueno produce frutos buenos y todo árbol malo produce frutos malos.
Un árbol bueno no puede producir frutos malos, ni un árbol malo, producir frutos buenos.
Al árbol que no produce frutos buenos se lo corta y se lo arroja al fuego.
Por sus frutos, entonces, ustedes los reconocerán.
****************************************************************************************************

Hoy, la Palabra de Dios, las situaciones vividas, el recuerdo de lo experimentado y transmitido en esta “Historia de historias” desde que comenzó, nos hace pensar, nos cuestiona y nos pide saber nuestro conocimiento de los hechos, nuestra actitud y respuesta ante lo vivido: en gozos y fracasos, alegrías y penas,  caminos y destinos:

  • “Mira hacia el cielo y si puedes, cuenta las estrellas”. Y añadió: “Así será tu descendencia”.
  • Alégrense los que buscan al Señor!
    ¡Recurran al Señor y a su poder,
    busquen constantemente su rostro!
  • Tengan cuidado en lo que de profecía conjunta y misericordiosa se os ha presentado a través de tantos y no lo habéis descubierto. Observad vuestra fidelidad.
  • Todo árbol bueno produce frutos buenos y todo árbol malo produce frutos malos.

 

 

Con la aparición de Jaime Bonet y Verbum Dei en esta secuencia eclesial, Dios habló infinito a través de los muchos días de reflexión y búsqueda del Espíritu que se nos venía manifestando. En una de las veces, concluimos rezando esta reflexión:

Sin en mí corrompo el Amor, muchos jamás comerán, y se pasarán la vida sin saborear Su Pan.

Si en mí corrompo el Amor, aborto a Cristo en los otros, y los que ansiaban nacer no serán nido de gozo. 

Si en mí corrompo el Amor la comunidad no crece, y mantendré su ceguera mientras la esencia perece.

… si no os hacéis como yo…

 

En las muchas ocasiones que acudimos a rezar, hacer ejercicios juntos, consultar los pasos de apertura y riesgo que la vida nos iban proporcionando, recordamos hoy un tema en el que Jaime encontraba la raíz y consecuencias de lo que observó desde que nos conoció. Escuchémoslo y repasemos el contenido sin doblez de lo que nos dice.

youtube brotes de olivo hazme pobre, un anawin.

 

 

Un pan como la tierra y un vino como el mar.

A las 23 horas de anteayer domingo 25, se fue con el Padre, Jaime Bonet, fundador de Verbum Dei, incansable y celoso evangelizador, al que esta “Historia de historias” le debe infinito. Desde que nos conoció se volcó en hacerse presente y compartir todo lo que para él tenía un trascendente futuro. Gracias Verbum Dei, gracias Jaime Bonet. Estarás siempre en el corazón de esta realidad eclesial, que nunca te olvidará.

 

Martes de la duodécima semana del tiempo ordinario

Libro de Génesis 13,2.5-18.
Abrám tenía muchas riquezas en ganado, plata y oro.
Lot, que acompañaba a Abrám, también tenía ovejas, vacas y carpas.
Y como los dos tenían demasiadas riquezas, no había espacio suficiente para que pudieran habitar juntos.
Por eso, se produjo un altercado entre los pastores de Abrám y los de Lot. En ese tiempo, los cananeos y los perizitas ocupaban el país.
Abrám dijo a Lot: “No quiero que haya altercados entre nosotros dos, ni tampoco entre tus pastores y los míos, porque somos hermanos.
¿No tienes todo el país por delante? Sepárate de mí: si tú vas hacia la izquierda, yo iré hacia la derecha, y si tú vas hacia la derecha, yo iré hacia la izquierda”.
Lot dirigió una mirada a su alrededor, y vio que toda la región baja del Jordán, hasta llegar a Soar, estaba tan bien regada como el Jardín del Señor o como la tierra de Egipto. Esto era antes que el Señor destruyera a Sodoma y Gomorra.
Entonces Lot eligió para sí toda la región baja del Jordán y se dirigió hacia el este. Así se separaron el uno del otro:
Abrám permaneció en Canaán, mientras que Lot se estableció entre las ciudades de la región baja, poniendo su campamento cerca de Sodoma.
Pero los habitantes de Sodoma eran perversos y pecaban gravemente contra el Señor.
El Señor dijo a Abrám, después que Lot se separó de él: “Levanta los ojos, y desde el lugar donde éstas, mira hacia el norte y el sur, hacia el este y el oeste, porque toda la tierra que alcances a ver, te la daré a ti y a tu descendencia para siempre.
Yo haré que tu descendencia sea numerosa como el polvo de la tierra. Si alguien puede contar los granos de polvo, también podrá contar tu descendencia. Ahora recorre el país a lo largo y a lo ancho, porque yo te lo daré”.
Entonces Abrám trasladó su campamento y fue a establecerse junto al encinar de Mamré, que está en Hebrón. Allí erigió un altar al Señor.

Salmo 15(14),2-3.4.5.
El que procede rectamente
y practica la justicia;
el que dice la verdad de corazón
y no calumnia con su lengua.

El que no hace mal a su prójimo
ni agravia a su vecino,
el que no estima a quien Dios reprueba
y honra a los que temen al Señor.

El que no se retracta de lo que juró,
aunque salga perjudicado;
el que no presta su dinero a usura
ni acepta soborno contra el inocente.

El que procede así, nunca vacilará.

Evangelio según San Mateo 7,6.12-14.
No den las cosas sagradas a los perros, ni arrojen sus perlas a los cerdos, no sea que las pisoteen y después se vuelvan contra ustedes para destrozarlos.
Todo lo que deseen que los demás hagan por ustedes, háganlo por ellos: en esto consiste la Ley y los Profetas.
Entren por la puerta estrecha, porque es ancha la puerta y espacioso el camino que lleva a la perdición, y son muchos los que van por allí.
Pero es angosta la puerta y estrecho el camino que lleva a la Vida, y son pocos los que lo encuentran.

*************************************************************************************************

La Palabra que hoy nos regala la Iglesia, así como los acontecimientos de estos días, nos han recordado tiempos de escucha, de inquietud incontrolable, y de entrega exclusiva a lo que Dios nos pedía; esto ha hecho que nos preguntemos, ¿quiénes estamos respondiendo al deseo de Dios para con nosotros?

El que procede rectamente
y practica la justicia;

El que no hace mal a su prójimo
El que no se retracta de lo que le enamoró,
aunque pudiese pensar que salimos perjudicado;

El que procede así, nunca vacilará.

Todo lo que deseen que los demás hagan por vosotros, háganlo. Entren por la puerta estrecha, porque es ancha la puerta y espacioso el camino que lleva a la perdición.

“No dudéis, confiad en Mi. Siempre estaré con vosotros.” (Jn 13)

 

 

El cardenal Gérald Lacroix, arzobispo de Quebec

Bergoglio “está purificando a la Iglesia”, afirma el arzobispo de Quebec

Cardenal Lacroix: “El Papa Francisco es un profeta. Está llevando a la Iglesia a donde tiene que estar”

“Cambiará mucho y para siempre a la Iglesia. Es un mundo nuevo”

Estamos escuchándonos unos a otros, en aras de descubrir lo que el otro está viviendo. Francisco lo está haciendo realidad.

Francisco, con el cardenal LaCroix

 La reforma de la sonrisa del Papa Francisco/>

La reforma de la sonrisa del Papa Francisco

 Reforma de Francisco

Razón y dolor de la reforma de Francisco

Emoción,valores,crisis… concretan el ser y vivir que manifiestan nuestra forma de hacer, 

             De ti la vida espera ser un pan como la tierra y un vino como el mar,               un pan que a todos sacie, y un vino que emborrache de Dios y de Su Paz.

Id a una tierra que YO os mostraré.

Minientrada

 

psychic readings

El gesto, la expresión, la interrogante y serenidad de esta preciosa cara, ha atrapado lo más íntimo de Cielo Nuevo y Tierra Nueva, en lo que de búsqueda del Espíritu en toda situación y circunstancia ha producido a lo largo de tantos años. Tras tener esa múltiple sensación, nos hemos encontrado con el regalo de las Palabras que hoy nos regala la Iglesia, que nos han cuestionado, ¿pudiera ser que esta mujer las hubiese leído, interiorizado, orado, y desde ellas hubiese reconocido que entraba en el silencio de esa nada, siempre por descubrir, que acompaña a quienes se encontraron accidentalmente con algo que jamás pudieron imaginar?

Lunes de la duodécima semana del tiempo ordinario

Libro de Génesis 12,1-9.
El Señor dijo a Abrám: “Deja tu tierra natal y la casa de tu padre, y ve al país que yo te mostraré.
Yo haré de ti una gran nación y te bendeciré; engrandeceré tu nombre y serás una bendición.
Bendeciré a los que te bendigan y maldeciré al que te maldiga, y por ti se bendecirán todos los pueblos de la tierra”.

Salmo 33(32),12-13.18-19.20.22.
¡Feliz la nación cuyo Dios es el Señor,
el pueblo que él se eligió como herencia!
El Señor observa desde el cielo
y contempla a todos los hombres.

Los ojos del Señor están fijos sobre sus fieles,
sobre los que esperan en su misericordia,
para librar sus vidas de la muerte
y sustentarlos en el tiempo de indigencia.

Nuestra alma espera en el Señor;
ÉL es nuestra ayuda y nuestro escudo.
Señor, que tu amor descienda sobre nosotros,
conforme a la esperanza que tenemos en Ti.

Evangelio según San Mateo 7,1-5.
Jesús dijo a sus discípulos:
No juzgues, para no ser juzgado. Porque con el criterio que juzgues se te juzgará, y la medida con que midas se usará contigo.
¿Por qué te fijas en la paja que está en el ojo de tu hermano y no adviertes la viga que está en el tuyo?
¿Cómo puedes decirle a tu hermano: ‘Deja que te saque la paja de tu ojo’, si hay una viga en el tuyo?
Serenamente y con paz, advierte primero la viga de tu ojo, y entonces verás claro para sacar la paja del ojo de tu hermano.
****************************************************************************************************************

Nos hace pensar y nos ayuda a reconocer el contenido de este evangelio, esta reflexión:
Imitación de Cristo, tratado espiritual del siglo XV
Libro II, c. 2 y 3 (trad. cfr. Breviario, martes, III semana de Adviento)

Advertimos la viga que está en nuestro ojo…”

… cuando una mujer o un hombre se humilla ante sus defectos; entonces fácilmente aplaca a los otros y sin dificultad les satisface lo que ellos necesitan.

  • Dios defiende y libra al humilde; al humilde ama y consuela; al hombre humilde se inclina; al humilde concede gracia, y después de su abatimiento lo levanta a gran honra.
  • Al humilde descubre sus secretos y lo atrae dulcemente a sí y lo convida.
  • El humilde, recibida la afrenta, está en paz, porque está en Dios y no en el mundo.
  • Ponte primero a ti en paz, y después podrás apaciguar a los otros. El hombre pacífico aprovecha más que el muy letrado.

El hombre bueno y pacífico todas las cosas echa a buena parte.

El que está en buena paz de ninguno sospecha.

El hombre apasionado, aún el bien convierte en mal, y de ligero cree lo malo.

El descontento y alterado, con diversas sospechas se atormenta; ni él sosiega ni deja descansar a los otros. Dice muchas veces lo que no debiera, y deja de hacer lo que más le convendría.

Piensa lo que otros deben hacer, y deja él sus obligaciones.

Ten, pues, primero celo contigo, y después podrás tener buen celo con el prójimo.

 

SÁBADO DOS DE SEPTIEMBRE DE 2.017

 

II JORNADA MUNDIAL DE ORACIÓN POR EL CUIDADO DE LA CREACIÓN 2017

“CUSTODIOS DEL AGUA”

 

CONVOCAN

ASAMBLEA EPISCOPAL ORTODOXA DE ESPAÑA Y PORTUGAL Y

ARZOBISPADO DE MADRID (Iglesia CATÓLICA ROMANA)

 

SÁBADO 2 SEPTIEMBRE 2017   

Todo está en tu adentro

San Gregorio Palamas (1296-1359), monje, obispo y teólogo
Sermón para el domingo de Todos los Santos; PG 151, 322-323

“No hay nada oculto que no haya de manifestarse, ni nada secreto que no haya de saberse.”

Dios, desde las alturas, ofrece a todos los hombres la riqueza de su gracia. ÉL mismo es la fuente de salvación y de luz desde donde se derrama eternamente la misericordia y la bondad. Pero no todos los hombres se aprovechan de su gracia y de su energía para el ejercicio perfecto de la virtud y de la realización de sus maravillas. Sólo se aprovechan aquellos que ponen por obra sus decisiones y dan prueba con sus obras de su amor a Dios, aquellos que han abandonado toda maldad, que se adhieren firmemente a los mandamientos de Dios y tienen su mirada fija en Cristo, sol de justicia. (Ml 3,20)

Duodécimo Domingo del tiempo ordinario

Libro de Jeremías 20,10-13.
Oía los rumores de la gente: “¡Terror por todas partes! ¡Denúncienlo! ¡Sí, lo denunciaremos!”. Hasta mis amigos más íntimos acechaban mi caída: “Tal vez se lo pueda seducir; prevaleceremos sobre él y nos tomaremos nuestra venganza”.
Pero el Señor está conmigo como un guerrero temible: por eso mis perseguidores tropezarán y no podrán prevalecer; se avergonzarán de su fracaso, será una confusión eterna, inolvidable.
Señor de los ejércitos, que examinas al justo, que ves las entrañas y el corazón, ¡que yo vea tu venganza sobre ellos!, porque a ti he encomendado mi causa.
¡Canten al Señor, alaben al Señor, porque él libró la vida del indigente del poder de los malhechores!

Salmo 69(68),8-10.14.17.33-35.
Por ti he soportado afrentas
y la vergüenza cubrió mi rostro;
me convertí en un extraño para mis hermanos,
fui un extranjero para los hijos de mi madre:
porque el celo de tu Casa me devora,
y caen sobre mí los ultrajes de los que te agravian.

Pero mi oración sube hasta ti, Señor,
en el momento favorable:
respóndeme, Dios mío, por tu gran amor,
sálvame, por tu fidelidad.
Respóndeme, Señor, por tu bondad y tu amor,
por tu gran compasión vuélvete a mí;

que lo vean los humildes y se alegren,
que vivan los que buscan al Señor:
porque el Señor escucha a los pobres
y no desprecia a sus cautivos.
Que lo alaben el cielo, la tierra y el mar,
y todos los seres que se mueven en ellos;

Carta de San Pablo a los Romanos 5,12-15.
Hermanos:
Por un solo hombre entró el pecado en el mundo, y por el pecado la muerte, y así la muerte pasó a todos los hombres, porque todos pecaron.
En efecto, el pecado ya estaba en el mundo, antes de la Ley, pero cuando no hay Ley, el pecado no se tiene en cuenta.
Sin embargo, la muerte reinó desde Adán hasta Moisés, incluso en aquellos que no habían pecado, cometiendo una transgresión semejante a la de Adán, que es figura del que debía venir.
Pero no hay proporción entre el don y la falta. Porque si la falta de uno solo provocó la muerte de todos, la gracia de Dios y el don conferido por la gracia de un solo hombre, Jesucristo, fueron derramados mucho más abundantemente sobre todos.

Evangelio según San Mateo 10,26-33.
No les teman. No hay nada oculto que no deba ser revelado, y nada secreto que no deba ser conocido.
Lo que yo les digo en la oscuridad, repítanlo en pleno día; y lo que escuchen al oído, proclámenlo desde lo alto de las casas.
No teman a los que matan el cuerpo, pero no pueden matar el alma. Teman más bien a aquel que puede arrojar el alma y el cuerpo a la Gehena.
¿Acaso no se vende un par de pájaros por unas monedas? Sin embargo, ni uno solo de ellos cae en tierra, sin el consentimiento del Padre que está en el cielo.
Ustedes tienen contados todos sus cabellos.
No teman entonces, porque valen más que muchos pájaros.
Al que me reconozca abiertamente ante los hombres, yo lo reconoceré ante mi Padre que está en el cielo.
Pero yo renegaré ante mi Padre que está en el cielo de aquel que reniegue de mí ante los hombres.”

*************************************************************************************************Para escuchar la voz del Señor es necesario hacerse pequeños. Francisco en Santa Marta.

 
  • Por Ti he soportado desconfianzas, afrentas, malos entendidos
    y la vergüenza cubrió mi rostro; por esperar en Ti
    me convertí en un extraño para mis cercanos.
  • El pecado ya estaba en el mundo, antes de la Ley que el Espíritu sugirió en nosotros. Al no haberse entendido, el pecado no se tiene en cuenta.
      
  • A pesar de todo, no teman. No hay nada oculto que no deba ser revelado, ni secreto que no deba ser conocido.

“Soportad y esperad sin límites en el Espíritu recibido. Todo lo que la Vida haya revelado permanecerá, y al no existir ley se manifestará, porque nada quedará en secreto que no haya de saberse.”

A comienzos de este siglo, las bodas canónicas sumaban el 70% del total

(Jesús Bastante).- El matrimonio católico se desploma. Apenas un 27% de las 172.243 bodas que se celebraron en España en 2016 (46.436) fueron por la iglesia, según los datos del Instituto Nacional de Estadística. Una cifra que contrasta con la situación existente hace apenas una década. Así, en 2005, el 60% de los enlaces eran católicos. Y en el año 2000, eran siete de cada diez.

2 Corintios 4:8-9

8 Estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados;

perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no destruidos.

… y más si no lo has imaginado tú. Para Dios nada es imposible.

¿Cual es la clave de mi seguimiento?

 

Solemindad de la Natividad de san Juan Bautista

Libro de Isaías 49,1-6.
¡Escúchenme, costas lejanas, presten atención, pueblos remotos! El Señor me llamó desde el seno materno, desde el vientre de mi madre pronunció mi nombre.
El hizo de mi boca una espada afilada, me ocultó a la sombra de su mano; hizo de mí una flecha punzante, me escondió en su aljaba.
El me dijo: “Tú eres mi Servidor, Israel, por ti yo me glorificaré”.
Pero yo dije: “En vano me fatigué, para nada, inútilmente, he gastado mi fuerza”. Sin embargo, mi derecho está junto al Señor y mi retribución, junto a mi Dios.
Y ahora, ha hablado el Señor, el que me formó desde el seno materno para que yo sea su Servidor, para hacer que Jacob vuelva a él y se le reúna Israel. Yo soy valioso a los ojos del Señor y mi Dios ha sido mi fortaleza.
El dice: “Es demasiado poco que seas mi Servidor para restaurar a las tribus de Jacob y hacer volver a los sobrevivientes de Israel; yo te destino a ser la luz de las naciones, para que llegue mi salvación hasta los confines de la tierra”.

Salmo 139(138),1-3.13-14ab.14c-15.
Señor, tú me sondeas y me conoces,
tú sabes si me siento o me levanto;
de lejos percibes lo que pienso,
te das cuenta si camino o si descanso,

y todos mis pasos te son familiares.
Tú creaste mis entrañas,
me plasmaste en el seno de mi madre:
te doy gracias porque fui formado

de manera tan admirable.
¡Qué maravillosas son tus obras!
y nada de mi ser se te ocultaba,
cuando yo era formado en lo secreto,

cuando era tejido en lo profundo de la tierra.

Libro de los Hechos de los Apóstoles 13,22-26.
Pablo decía:
“Cuando Dios desechó a Saúl, les suscitó como rey a David, de quien dio este testimonio: He encontrado en David, el hijo de Jesé, a un hombre conforme a mi corazón que cumplirá siempre mi voluntad.
De la descendencia de David, como lo había prometido, Dios hizo surgir para Israel un Salvador, que es Jesús.
Como preparación a su venida, Juan había predicado un bautismo de penitencia a todo el pueblo de Israel.
Y al final de su carrera, Juan decía: ‘Yo no soy el que ustedes creen, pero sepan que después de mí viene aquel a quien yo no soy digno de desatar las sandalias’.
Hermanos, este mensaje de salvación está dirigido a ustedes: los descendientes de Abraham y los que temen a Dios.”

Evangelio según San Lucas 1,57-66.80.
Cuando llegó el tiempo en que Isabel debía ser madre, dio a luz un hijo.
Al enterarse sus vecinos y parientes de la gran misericordia con que Dios la había tratado, se alegraban con ella.
A los ocho días, se reunieron para circuncidar al niño, y querían llamarlo Zacarías, como su padre;
pero la madre dijo: “No, debe llamarse Juan”.
Ellos le decían: “No hay nadie en tu familia que lleve ese nombre”.
Entonces preguntaron por señas al padre qué nombre quería que le pusieran.
Este pidió una pizarra y escribió: “Su nombre es Juan”. Todos quedaron admirados.
Y en ese mismo momento, Zacarías recuperó el habla y comenzó a alabar a Dios.
Este acontecimiento produjo una gran impresión entre la gente de los alrededores, y se lo comentaba en toda la región montañosa de Judea.
Todos los que se enteraron guardaban este recuerdo en su corazón y se decían: “¿Qué llegará a ser este niño?”. Porque la mano del Señor estaba con él.
El niño iba creciendo y se fortalecía en su espíritu; y vivió en lugares desiertos hasta el día en que se manifestó a Israel.

*************************************************************************************************

El Señor me llamó desde el seno materno, desde el vientre de mi madre pronunció mi nombre.

Señor, tú me sondeas y me conoces,
tú sabes si me siento o me levanto;

‘Yo no soy el que ustedes creen, pero sepan que después de mí viene aquel a quien yo no soy digno de desatar las sandalias’.

“Y convertirá a muchos hijos de Israel al Señor, su Dios. Irá delante de él…, para prepararle al Señor un pueblo bien dispuesto” (Lc 1,16-17)

En clave de África¡Ay!, África negra, envuelta en selva verde, es Luz de Esperanza, tu tierra inocente.

Negra, de alma blanca, en el dolor, alegre, me haces ver la Vida donde yo veo la muerte.

En clave de ÁfricaJC Rodríguez, A EismanInforme de la ONU sobre derechos humanos en Centroafrica deja un balance aterrador de 2003 a 2015

Informe de la ONU sobre derechos humanos en Centroafrica deja un balance aterrador de 2003 a 2015

Hace un par de semanas se presentó un extenso informe de la ONU sobre los casos más graves de violaciones de derechos humanos cometidos en la República Centroafricana de 2003 a 2015. El documento, de casi 400 páginas, deja un balance aterrador de lo que los centroafricanos han sufrido a manos de dictadores, grupos armados, rebeldes de distinto pelaje y hasta fuerzas internacionales que supuestamente llegaron al país para protegerlos. Si tienen tiempo, este es el enlace donde se lo pueden descargar http://www.ohchr.org/Documents/Countries/CF/Mapping2003-2015/2017CAR_Mapping_Report_FR.pdf

Los 13 años cubiertos por el “Projecto Mapping 2003-2015” han estado marcados por una sucesión de crisis políticas graves en las que se han sucedido conflictos armados entre gobierno y grupos rebeldes, y también entre los propios grupos armados cuyas alianzas y rivalidades cambian de la noche a la mañana. Las víctimas han sido los civiles, sobre todo los más vulnerables como las mujeres y los niños que han sufrido desplazamientos forzados, incendios en sus poblados, masacres indiscriminadas, saqueos, reclutamiento forzoso de menores, violencias sexuales, torturas y un largo catálogo de horrores. En la República Centroafricana no se respeta ni a los trabajadores humanitarios ni a las instituciones religiosas, y aunque el informe solo cubre hasta finales del año 2015, los abusos siguen en todo el país sin visos de que el conflicto vaya a tener arreglo a corto plazo.

Ante esta noticia, las muchas que nos llegan, contemplamos, vemos y escuchamos a nuestro alrededor, hemos de preguntarnos, ¿es la Fe la clave de nuestro seguimiento?

Francisco: “Me dan miedo los cristianos que no caminan y se encierran en su propio nicho”

El Papa recibe a miembros de Serra Internacional

El Papa recibe a miembros de Serra Internacional

(C.D./RV).- Cristianos en camino siempre y no “cristianos de museo”. Eso es lo que el Papa quiere que sean los participantes en la 75 Convención Internacional de la asociación de laicos Serra Internacional, a los que ha recibido este viernes en audiencia. Francisco les ha pedido que vayan “siempre adelante”, poniéndose “al servicio de la eterna novedad del Evangelio” y nunca encerrándose “en su propio nicho”.

“Con la alegría del Evangelio y la audacia típica de la misión cristiana, se han reunido para redescubrir -siguiendo la escuela del Maestro- el sentido de toda vocación cristiana: ofrecer la propia vida como don, ‘ungiendo’ a los hermanos con la ternura y la misericordia de Dios”, afirmó el pontífice, aludiendo al lema escogido para esta ocasión: “Siempre adelante. El coraje de la vocación”:

El Santo Padre subrayó la importancia de la obra que desarrollan

Ana Gómez Martinho nos envía esta iniciativa, para la segunda semana de julio, que me parece a alguno/a de vosotro/as os podría cuadrar

Ante tanta demanda a la que poner Carne y Palabra, ¿de dónde tomamos fuerzas, qué las fundamenta, quién nos guía y alimenta, de que fuente viva bebemos para que de nuestro interior mane el manantial que nos propone Jesús de Nazareth?