“Venid, benditos de Mi Padre… ¿Cuándo Señor te vimos…”? 

Sábado de la duodécima semana del tiempo ordinario

Libro de las Lamentaciones 2,2.10-14.18-19. 
El Señor devoró sin piedad todas las moradas de Jacob; derribó en su indignación las fortalezas de la hija de Judá; echó por tierra y profanó el reino y sus príncipes. Guímel
Están sentados en el suelo, silenciosos, los ancianos de la hija de Sión; se han cubierto la cabeza de polvo, se han vestido con un sayal. Dejan caer su cabeza hasta el suelo las vírgenes de Jerusalén. Caf
Mis ojos se deshacen en llanto, me hierven las entrañas; mi bilis se derrama en la tierra por el desastre de la hija de mi pueblo, mientras desfallecen sus niños y pequeños en las plazas de la ciudad. Lámed
Ellos preguntan a sus madres: “¿Dónde hay pan y vino?”, mientras caen desfallecidos como heridos de muerte en las plazas de la ciudad, exhalando su espíritu en el regazo de sus madres. Mem
¿A quién podré compararte? ¿A quién te asemejaré, hija de Jerusalén? ¿A quién te igualaré, para poder consolarte, virgen hija de Jerusalén? Porque tu desastre es inmenso como el mar: ¿quién te sanará? Nun
Tus profetas te transmitieron visiones falsas e ilusorias. No revelaron tu culpa a fin de cambiar tu suerte, sino que te hicieron vaticinios falsos y engañosos. Sámec
¡Invoca al Señor de corazón, gime, hija de Sión! ¡Deja correr tus lágrimas a raudales, de día y de noche: no te concedas descanso, que no repose la pupila de tus ojos! Cof
¡Levántate, y grita durante la noche, cuando comienza la ronda! ¡Derrama tu corazón como agua ante el rostro del Señor ! ¡Eleva tus manos hacia él, por la vida de tus niños pequeños, que desfallecen de hambre en todas las esquinas! Res

Salmo 74(73),1-2.3-5a.5b-7.20-21. 
¿Por qué, Señor, nos rechazaste para siempre
y arde tu indignación
contra las ovejas de tu rebaño?
Acuérdate del pueblo que adquiriste

en otro tiempo,
de la tribu que rescataste
para convertirla en tu herencia;
acuérdate de Sión, donde pusiste tu Morada.

Vuelve tus pasos hacia esta ruina completa:
todo lo destruyó el enemigo en el Santuario.
Rugieron tus adversarios
en el lugar de tu asamblea,

pusieron como señales sus propios estandartes.
Alzaron sus hachas
como en la espesura de la selva;
destrozaron de un golpe todos los adornos,

los deshicieron con martillos y machetes;
prendieron fuego a tu Santuario,
profanaron, hasta arrasarla,
la Morada de tu Nombre.

Ten presente tu alianza,
porque todos los rincones del país
están repletos de violencia.
Que el débil no retroceda lleno de confusión,

que el pobre y el oprimido alaben tu Nombre.

Evangelio según San Mateo 8,5-17. 
Al entrar en Cafarnaún, se le acercó un centurión, rogándole”:
“Señor, mi sirviente está en casa enfermo de parálisis y sufre terriblemente”.
Jesús le dijo: “Yo mismo iré a curarlo”.
Pero el centurión respondió: “Señor, no soy digno de que entres en mi casa; basta que digas una palabra y mi sirviente se sanará.
Porque cuando yo, que no soy más que un oficial subalterno, digo a uno de los soldados que están a mis órdenes: ‘Ve’, él va, y a otro: ‘Ven’, él viene; y cuando digo a mi sirviente: ‘Tienes que hacer esto’, él lo hace”.
Al oírlo, Jesús quedó admirado y dijo a los que lo seguían: “Les aseguro que no he encontrado a nadie en Israel que tenga tanta fe.
Por eso les digo que muchos vendrán de Oriente y de Occidente, y se sentarán a la mesa con Abraham, Isaac y Jacob, en el Reino de los Cielos”.
en cambio, los herederos del Reino serán arrojados afuera, a las tinieblas, donde habrá llantos y rechinar de dientes”.
Y Jesús dijo al centurión: “Ve, y que suceda como has creído”. Y el sirviente se curó en ese mismo momento.
Cuando Jesús llegó a la casa de Pedro, encontró a la suegra de este en cama con fiebre.
Le tocó la mano y se le pasó la fiebre. Ella se levantó y se puso a servirlo.
Al atardecer, le llevaron muchos endemoniados, y él, con su palabra, expulsó a los espíritus y curó a todos los que estaban enfermos,
para que se cumpliera lo que había sido anunciado por el profeta Isaías: El tomó nuestras debilidades y cargó sobre sí nuestras enfermedades.

______________________________________________________________________

Difícilmente podríamos haber planeado circunstancias distintas, basadas y relacionadas tan íntimamente en torno a cuanto nos provocan las diferentes situaciones injustas que ahogan a nuestra humanidad siglos tras siglos… El Sur, ante su constante aumento, en dificultades múltiples, conflictos y guerras, que les hace huir de la tierra en la que nacieron y buscar una Paz que les robaron, el Norte,  dificilísimamente les abrimos nuestras puertas con increíbles justificaciones, a las que nos de miedo pensar en ese día en que lleguemos a presentarnosante la Justicia Divina, y nos digan: “Venid, benditos de Mi Padre…Porque tuve hambre, estuve enfermo y en la cárcel… ¿Cuándo Señor te vimos…”?

¿Cómo orar con un mismo propósito raíz todo lo que hoy se nos plantea hablando de una misma situación, tratada en la Palabra de Dios de hoy, en el canto nacido con tanta fuerza y generosidad en favor de todos los niños maltratados y olvidados, sobre las intenciones del “neófito cardenal”, que ya quisiéramos considerar providencial y universal, en la que nos sintiésemos todos y unidos constantemente, sin distinción de llamadas según distintas vocaciones, inventadas por valores y secuencias que nos separan, en la que acabamos sintiéndonos unos mejores que otros… Y, ¿qué y cómo hacerlo de forma universal y constante entre todos que, sin hablar, muestre a la generalidad una nueva conciencia, única y capaz de gritar ¡ALTO al mundo que estamos haciendo!, y !dar Vida y hacer crecer lo que – solos y cada uno a nuestra manera – jamás lograremos iniciar, y como consecuencia nunca lo alcanzaremos?

PALABRA DE DIOS DE SIEMPRE, QUE HOY NOS REGALA LA IGLESIA

  • ¿A quién podré compararte? ¿A quién te asemejaré, hija de Jerusalén?
  • Tus profetas te transmitieron visiones falsas e ilusorias.
  • ¡Levántate, y grita durante la noche, cuando comience la ronda! ¡Derrama tu corazón como agua ante el rostro del Señor ! ¡Eleva tus manos hacia ÉL, por la vida de tus niños pequeños, que desfallecen de hambre en todas las esquinas!
  • ¿Por qué, Señor, nos rechazaste para siempre
    y arde tu indignación contra las ovejas de tu rebaño?
  • Vuelve tus pasos hacia esta ruina completa:

  • Ten presente tu alianza,
  • “Señor, no soy digno de que entres en mi casa; basta que digas una palabra y mi sirviente se sanará.
  • Jesús dijo al centurión: “Ve, y que suceda como has creído”. Y el sirviente se curó en ese mismo momento.

Entre muchos, cantores e inquietos, han compuesto este tema en el que se nos pide, ¡NO TE CALLES, CUÉNTALO!

GENERAR UNA NUEVA CONCIENCIA DE SANTIDAD ENTRE Y PARA TODOS

“Falta dar un paso más: sembrar el colegio cardenalicio de testigos”

Por un nuevo modelo cardenalicio: de príncipes a testigos

“Que los elegidos sean los mejores en santidad y ejemplaridad a los ojos del pueblo de Dios”

(José Manuel Vidal, basílica de San Pedro).- -¿Nervioso? -A mi edad, los honores ya no producen vanagloria. En la puerta de entrada de la basílica De San Pedro, el neo cardenal Aquilino Bocos espera a su secretario el padre Valderrabano para entrar en el templo.

GENERAR Y LLEVAR HASTA LAS ÚLTIMAS CONSECUENCIAS LA COMUNIÓN TRINITARIA

Recordar siempre y no olvidar nunca, que el papel de la Capilla “Virgen del Camino” de Pueblo de Dios, constituyó el anhelo de ponerle Carne y Vida a toda una espiritualidad sin fisuras. La continuación que estamos viviendo nos muestra que no es tarea fácil, pero ahí estamos, pequeños y débiles, pero encontrando en ÉL nuestra fortaleza.

No nos sintamos camino. Estamos llamados a ser puentes entre lo distinto.

Ofreciendo imagen de la Familia que somos de Dios.

 

Con las imágenes que mostramos a continuación, pedimos a todos que contemple su momento y aportación dentro de esa inmensa tarea que, sin conciencia hemos generado entre todos. Gracias a Dios y a todos.

 

Una Utopía posible
 Este año, será desde el miércoles 18 de julio
 al domingo 22 de julio,
 en vuestra tierra, Pueblo de Dios
Llevamos muchos años caminando juntos.
Estuvimos presentes en la creación de Pangea, fuimos piratas y a la vez caballeros sin armadura. Hemos vivido en la china más oriental y en el antiguo Egipto. Hemos cabalgado en la Mancha, inundándonos de locura.
Hemos vivido tanto juntos, que a veces nuestros recuerdos parecen sueños.
Llega el Encuentrito 2018
Este año celebramos el décimo Encuentrito, un aniversario muy especial. Es hora de mirar atrás, ver todo lo que hemos vivido y aprendido. Hora de ver cuánto hemos cambiado y disfrutado. Hora de soñar, de que la vida no nos pase de lar-go. Hora de crear nuevas posibilidades, nuevas maneras de vivir y de encontrar-se en la diversidad.
Porque un sueño compartido se convierte en UTOPIA.
Si tienes entre 1 y 99 años y quieres pasar unos días en familia, sentirte protago-nista, reír, disfrutar; rodeado de naturaleza y compartir con los demás, este es tu sitio.
¡VEN AL ENCUENTRITO!
Este año, será desde el miércoles 18 de julio al domingo 22 de julio, en vuestra
tierra, Pueblo de Dios.
Para pasar estos días juntos, en familia, necesitamos:
-Repelente para mosquitos
-Gorra, chanclas, bañador, calzado cómodo y cerrado, ropa ligera y algo de
abrigo
-Tienda de campaña, si tienes y puedes traerla para compartir, saco de dormir y
esterilla.
-Aseo personal (protector solar, champú, gel, toalla, cepillo y pasta de dientes,
peine)
-Si sigues algún tratamiento no olvides traerlo. Al igual que, si necesitas algún
tipo de comida especial, comunícalo cuando llegues a Pueblo de Dios para
tenerlo en cuenta.
-Tarjeta sanitaria: IMPRESCINDIBLE para todos los menores. Es necesario
enviarla escaneada al siguiente correo antes del 16 de julio:
encuentritofamiliar2018@gmail.com.
-Todo aquello que tengamos por casa disfraces, telas, pinturas.
¡¡GANAS E ILUSIÓN por aprender y pasarlo suuuper bien!!
Para saber cuántos somos, con qué contamos, con quienes venimos, cuándo llegamos y, para facilitarnos las cosas a todos,
sería estupendo que, antes del domingo 16 de julio, rellenes este formulario, muy cortito, que se hace en un momento.
https://docs.google.com/forms/d/e/1FAIpQLSf4IzocNR3xLo39TAkVH_WMUH2Yv61JQBB23tYixFs3t6SFXA/viewform?usp=sf_link
¡¡GRACIAS POR AYUDARNOS A CONSTRUIR EL ENCUENTRITO!!
En el Encuentrito Familiar cabemos todos y necesitamos de todos: grandes y pequeños, nuevos y no tan nuevos, con más experiencia
y con menos. Todos venimos con la misma ilusión y ganas de aprender y disfrutar unos de otros. Siéntelo tuyo también.
Nunca pienses que esto no va contigo… ¡Traete a tu familia!
Y todo, queremos vivirlo desde la gratuidad que tanto nos ha sorprendido desde siempre. Abiertos al compartir: nuestras manos,
ilusiones, capacidades, bienes…
Con la ilusión de volvernos a ver, de disfrutar juntos y aprender muchas cosas…
¡OS ESPERAMOS!
NOTA1: Como Encuentrito Familiar, todos los menores de edad tenemos que venir acompañados de alguna persona responsable.
NOTA2: ¡Importante! Las actividades preparadas son para niños de de 7 a 18 años, lo demás la vida compartida como centro

 

“Cuida tus pensamientos, porque se convertirán en tus palabras. Cuida tus palabras, porque se convertirán en tus actos. Cuida tus actos, porque se convertirán en tus hábitos. Cuida tus hábitos, porque se convertirán en tu destino”. (Ghandi)

¡Hola amig@s!

Ya comenzamos a trabajar para el próximo Encuentrito Familiar 2018 y os hacemos participes de una pequeña encuesta a rellenar si tenéis pensamientos de asistir para que seamos mucho más eficaces.

 

“Tienes que ponerte el cinturón y las sandalias”

¿Dónde soplará hoy el viento del Espíritu?

El soplo que les llegó a Pedro y Pablo ha llegado hasta nuestros días… ¿hasta donde llegará el que sople hoy? ¿Quiénes lo percibirán?

Solemnidad de San Pedro y San Pablo, apóstoles

Libro de los Hechos de los Apóstoles 12,1-11. 
Por aquel entonces, el rey Herodes hizo arrestar a algunos miembros de la Iglesia para maltratarlos.
Mandó ejecutar a Santiago, hermano de Juan, y al ver que esto agradaba a los judíos, también hizo arrestar a Pedro. Eran los días de “los panes Acimos”.
Después de arrestarlo, lo hizo encarcelar, poniéndolo bajo la custodia de cuatro relevos de guardia, de cuatro soldados cada uno. Su intención era hacerlo comparecer ante el pueblo después de la Pascua.
Mientras Pedro estaba bajo custodia en la prisión, la Iglesia no cesaba de orar a Dios por él.
La noche anterior al día en que Herodes pensaba hacerlo comparecer, Pedro dormía entre dos soldados, atado con dos cadenas, y los otros centinelas vigilaban la puerta de la prisión.
De pronto, apareció el Angel del Señor y una luz resplandeció en el calabozo. El Angel sacudió a Pedro y lo hizo levantar, diciéndole: “¡Levántate rápido!”. Entonces las cadenas se le cayeron de las manos.
El Ángel le dijo: “Tienes que ponerte el cinturón y las sandalias” y Pedro lo hizo. Después le dijo: “Cúbrete con el manto y sígueme”.
Pedro salió y lo seguía; no se daba cuenta de que era cierto lo que estaba sucediendo por intervención del Ángel, sino que creía tener una visión.
Pasaron así el primero y el segundo puesto de guardia, y llegaron a la puerta de hierro que daba a la ciudad. La puerta se abrió sola delante de ellos. Salieron y anduvieron hasta el extremo de una calle, y en seguida el Angel se alejó de él.
Pedro, volviendo en sí, dijo: “Ahora sé que realmente el Señor envió a su Angel y me libró de las manos de Herodes y de todo cuanto esperaba el pueblo judío”.

Salmo 34(33),2-3.4-5.6-7.8-9. 
Bendeciré al Señor en todo tiempo,
su alabanza estará siempre en mis labios.
Mi alma se gloría en el Señor:
que lo oigan los humildes y se alegren.

Glorifiquen conmigo al Señor,
alabemos su Nombre todos juntos.
Busqué al Señor: El me respondió
y me libró de todos mis temores.

Miren hacia El y quedarán resplandecientes,
y sus rostros no se avergonzarán.
Este pobre hombre invocó al Señor:
El lo escuchó y lo salvó de sus angustias.

El Ángel del Señor acampa
en torno de sus fieles, y los libra.
¡Gusten y vean qué bueno es el Señor!
¡Felices los que en El se refugian!

Segunda Carta de San Pablo a Timoteo 4,6-8.17-18. 
Querido hermano:
Yo ya estoy a punto de ser derramado como una libación, y el momento de mi partida se aproxima: he peleado hasta el fin el buen combate, concluí mi carrera, conservé la fe.
Y ya está preparada para mí la corona de justicia, que el Señor, como justo Juez, me dará en ese Día, y no solamente a mí, sino a todos los que hayan aguardado con amor su Manifestación.
Pero el Señor estuvo a mi lado, dándome fuerzas, para que el mensaje fuera proclamado por mi intermedio y llegara a oídos de todos los paganos. Así fui librado de la boca del león.
El Señor me librará de todo mal y me preservará hasta que entre en su Reino celestial. ¡A él sea la gloria por los siglos de los siglos! Amén.

Evangelio según San Mateo 16,13-19. 
Al llegar a la región de Cesarea de Filipo, Jesús preguntó a sus discípulos: “¿Qué dice la gente sobre el Hijo del hombre? ¿Quién dicen que es?”.
Ellos le respondieron: “Unos dicen que es Juan el Bautista; otros, Elías; y otros, Jeremías o alguno de los profetas”.
“Y ustedes, les preguntó, ¿quién dicen que soy?”.
Tomando la palabra, Simón Pedro respondió: “Tú eres el Mesías, el Hijo de Dios vivo”.
Y Jesús le dijo: “Feliz de ti, Simón, hijo de Jonás, porque esto no te lo ha revelado ni la carne ni la sangre, sino mi Padre que está en el cielo.
Y yo te digo: Tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia, y el poder de la Muerte no prevalecerá contra ella.
Yo te daré las llaves del Reino de los Cielos. Todo lo que ates en la tierra, quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra, quedará desatado en el cielo”.

______________________________________________________________________

El Camino de la Vida transcurre por infinitos llanos y desfiladeros en los que se suceden todo tipo de situaciones distintas, ora personales, grupales, familiares… y todas ellas con los propios altibajos de la cotidianeidad cercana y lejana, que marcan las diferencias de las muchas criaturas que pueblan la pequeña aldea que la forman, viviendo en ella. De su vivencia como pueblo universal, aquellos que viven para hacer de todos una familia de Dios, son los que con conciencia sueñan con darle Luz y Sabor de Dios para que todos se sientan UNO. Es la misión de quienes viven desde sus talentos, dones, posibilidades; esta misión resulta ser como “un misterio”, del cual se sienten y son administradores. 2Co 4, 1-5.

Los textos que hoy se nos regalan son propicios para que quienes anhelan construirlo, contemplen en su mente y su corazón el Espíritu y la Verdad que encierra y trasciende tal misión.

  • “Tienes que ponerte el cinturón y las sandalias”.
  • Bendeciré al Señor en todo tiempo,
    su alabanza estará siempre en mis labios.
    Glorifiquen conmigo al Señor,
    alabemos su Nombre todos juntos.
  • Yo ya estoy a punto de ser derramado como una libación, y el momento de mi partida se aproxima: he peleado hasta el fin el buen combate, concluí mi carrera, conservé la fe.
  • El Señor estuvo a mi lado, dándome fuerzas, para que el mensaje fuera proclamado por mi intermedio y llegara a oídos de todos los paganos. ÉL me librará de todo mal y me preservará hasta que entre en su Reino

 

* “Al menos en nosotros, en mí, haz, Señor, que mi piedra esté edificada sobre Tu Palabra.”

Señor, Tú renuevas cada día a quienes llamas. Gracias por Juan Carlos Arias, que desde muy joven te ha mostrado su bondad y entrega.

Señor, Tú has llamado con frecuencia a nuestras puertas, y hemos estado atentos para abrirte. No dejes de entrar, y cenar con nosotros.

¿Donde he construido la casa en la que he vivido?

Jueves de la duodécima semana del tiempo ordinario

Segundo Libro de los Reyes 24,8-17. 
Joaquín tenía dieciocho años cuando comenzó a reinar, y reinó tres meses en Jerusalén. Su madre se llamaba Nejustá, hija de Elnatán, y era de Jerusalén.
El hizo lo que es malo a los ojos del Señor, tal como lo había hecho su padre.
En aquel tiempo, los servidores de Nabucodonosor, rey de Babilonia, subieron contra Jerusalén, y la ciudad quedó sitiada.
Nabucodonosor, rey de Babilonia, llegó a la ciudad mientras sus servidores la sitiaban,
y Joaquín, rey de Judá, se rindió al rey de Babilonia junto con su madre, sus servidores, sus príncipes y sus eunucos. El rey de Babilonia los tomó prisioneros en el año octavo de su reinado.
Luego retiró de allí todos los tesoros de la Casa del Señor y los tesoros de la casa del rey, y rompió todos los objetos que Salomón, rey de Judá, había hecho para la Casa del Señor, como lo había anunciado el Señor.
Deportó a todo Jerusalén, a todos los jefes y a toda la gente rica – diez mil deportados – además de todos los herreros y cerrajeros: sólo quedó la gente más pobre del país.
Deportó a Joaquín a Babilonia; y también llevó deportados de Jerusalén a Babilonia a la madre y a las mujeres del rey, a sus eunucos y a los grandes del país.
A todos los guerreros – en número de siete mil – a los herreros y cerrajeros – en número de mil – todos aptos para la guerra, el rey de Babilonia los llevó deportados a su país.
El rey de Babilonia designó rey, en lugar de Joaquín, a su tío Matanías, a quien le cambió el nombre por el de Sedecías.

Salmo 79(78),1-2.3-5.8.9. 
Oh Dios, los paganos invadieron tu herencia,
profanaron tu santo Templo,
hicieron de Jerusalén un montón de ruinas;
dieron los cadáveres de tus servidores
como pasto a las aves del cielo,
y la carne de tus amigos, a las fieras de la tierra.

Derramaron su sangre como agua
alrededor de Jerusalén,
y nadie les daba sepultura.
Fuimos el escarnio de nuestros vecinos,
la irrisión y la burla de los que nos rodean.
¿Hasta cuándo, Señor? ¿Estarás enojado para siempre?
¿Arderán tus celos como un fuego?

No recuerdes para nuestro mal
las culpas de otros tiempos;
compadécete pronto de nosotros,
porque estamos totalmente abatidos.

Ayúdanos, Dios salvador nuestro,
por el honor de tu Nombre;
líbranos y perdona nuestros pecados,
a causa de tu Nombre.

Evangelio según San Mateo 7,21-29. 
Jesús dijo a sus discípulos:
“No son los que me dicen: ‘Señor, Señor’, los que entrarán en el Reino de los Cielos, sino los que cumplen la voluntad de mi Padre que está en el cielo.
Muchos me dirán en aquel día: ‘Señor, Señor, ¿acaso no profetizamos en tu Nombre? ¿No expulsamos a los demonios e hicimos muchos milagros en tu Nombre?’.
Entonces yo les manifestaré: ‘Jamás los conocí; apártense de mí, ustedes, los que hacen el mal’.
Así, todo el que escucha las palabras que acabo de decir y las pone en práctica, puede compararse a un hombre sensato que edificó su casa sobre roca.
Cayeron las lluvias, se precipitaron los torrentes, soplaron los vientos y sacudieron la casa; pero esta no se derrumbó porque estaba construida sobre roca.
Al contrario, el que escucha mis palabras y no las practica, puede compararse a un hombre insensato, que edificó su casa sobre arena.
Cayeron las lluvias, se precipitaron los torrentes, soplaron los vientos y sacudieron la casa: esta se derrumbó, y su ruina fue grande”.
Cuando Jesús terminó de decir estas palabras, la multitud estaba asombrada de su enseñanza, porque él les enseñaba como quien tiene autoridad y no como sus escribas.

______________________________________________________________________

 

  • Oh Dios, los paganos invadieron tu herencia,
    profanaron tu santo Templo,
    hicieron de Jerusalén un montón de ruinas;
    Ayúdanos, Dios salvador nuestro,
    líbranos y perdona nuestros pecados,
    a causa de tu Nombre.
  • “No son los que me dicen: ‘Señor, Señor’, los que entrarán en el Reino de los Cielos, sino los que cumplen la voluntad de mi Padre que está en el cielo.
    El que escucha las palabras que acabo de decir y las pone en práctica, puede compararse a un hombre sensato que edificó su casa sobre roca.
    Cayeron las lluvias, se precipitaron los torrentes, soplaron los vientos y sacudieron la casa; pero esta no se derrumbó porque estaba construida sobre roca. Jesús de Nazareth.

 

“Hubo un tiempo en que se tendía a cubrir”, admite el prefecto de Doctrina de la Fe

Ladaria, rotundo: “Encubrir los casos de pederastia es favorecer que los abusos continúen”

El jesuita español, que será nombrado cardenal el jueves, sigue cerrando la puerta al sacerdocio femenino

El arzobispo español, Luis Ladaria, prefecto de la Congregación de la Doctrina de la Fe y que será creado cardenal por el Papa este jueves, ha arremetido contra los encubrimientos de los casos de pederastia en el seno de la Iglesia católica al considerar que “eso es favorecer que estos abusos continúen”.

 

http://www.brotesdeolivo.es/descargadirecta/1992%20%20MI%20CASA%20ESTA%20EN%20RUINAS/08-Y%20pienso%20que%20soy%20cristiano.mp3

 

 

 

Por vuestros frutos os conocerán.

 

Miércoles de la duodécima semana del tiempo ordinario

Segundo Libro de los Reyes 22,8-13.23,1-3. .

Evangelio según San Mateo 7,15-20. 

______________________________________________________________________

Tras recibir en el día de ayer el recuerdo de nuestra visita a Javier Álvarez Ossorio  en Roma en 2.013, que mostramos a continuación, y con dicho escrito recordar las 31 visitas que la Providencia nos proporcionó, sin conciencia alguna por nuestra parte, hoy nos hemos sentido en la obligada responsabilidad de resaltar completamente los tres textos que nos regala la Iglesia, por lo que de celo general trata de cuestionarnos a todos aquellos que anhelamos construir el Reino de Dios en el mundo, poniendo en práctica toda la Palabra  y Su Proyecto Universal.

“Queridos amigos de Cielo Nuevo y Tierra Nueva :

Claro que me acuerdo de vosotros. Gracias por vuestro saludo y por lo que me cuentas. Me alegro de que el movimiento que comenzasteis con vuestras visitas a Roma esté dando frutos.

Estoy completamente de acuerdo en que necesitamos comprometernos de corazón con la comunión de todos en la Iglesia, y apoyar el nuevo impulso que nos trae Francisco.

Yo acabo ya como General el próximo septiembre. Comenzaré una nueva etapa de vida y de servicio. Oremos el uno por el otro, recemos todos por todos.

Un abrazo,

Javier”

Por nuestra parte gracias, acogedor, hermano y amigo Javier. Hoy nos sentimos responsabilizados en hacer llegar tu escrito y este blog a todos los que tanto nos sorprendísteis con nuestra inesperada presencia, con el impulso que nos dísteis, y con lo que como bien dices, está en consonanciacia con los insistentes consejos que nos da cada día el Papa Francisco.

Así nos hablan hoy los textos de la Palabra que nos regala la Iglesia:

  • “Vayan a consultar al Señor por mí, por todo el pueblo y por todo Judá, acerca de las palabras de este libro que ha sido encontrado. Porque es grande el furor del Señor que se ha encendido contra nosotros, ya que nuestros padres no han obedecido a las palabras de este libro y no han obrado conforme a todo lo que está escrito en él”.
    El rey mandó que se reunieran junto a él todos los ancianos de Judá y de Jerusalén.
    Luego subió a la Casa del Señor, acompañado de todos los hombres de Judá y de todos los habitantes de Jerusalén – los sacerdotes, los profetas y todo el pueblo, desde el más pequeño al más grande – , y les leyó todas las palabras del libro de la Alianza, que había sido hallado en la Casa del Señor.
    Después, de pie sobre el estrado, el rey selló delante del Señor la alianza que obliga a seguir al Señor y a observar sus mandamientos, sus testimonios y sus preceptos, de todo corazón y con toda el alma, cumpliendo las palabras de esta alianza escritas en aquel libro. Y todo el pueblo se comprometió en la alianza.
  • Muéstrame, Señor, el camino de tus preceptos,
    y yo los cumpliré a la perfección.
  • Instrúyeme, para que observe tu ley
    y la cumpla de todo corazón.

Condúceme por la senda de tus mandamientos,
porque en ella tengo puesta mi alegría.

Inclina mi corazón hacia tus prescripciones
y no hacia la codicia.

Aparta de mí el oprobio que temo,
porque tus juicios son benignos.

Yo deseo tus mandamientos:
vivifícame por tu justicia.

  • Jesús dijo a sus discípulos:
    Tengan cuidado de los falsos profetas, que se presentan cubiertos con pieles de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces.
    Por sus frutos los reconocerán. ¿Acaso se recogen uvas de los espinos o higos de los cardos?
    Así, todo árbol bueno produce frutos buenos y todo árbol malo produce frutos malos.
    Un árbol bueno no puede producir frutos malos, ni un árbol malo, producir frutos buenos.
    Al árbol que no produce frutos buenos se lo corta y se lo arroja al fuego.
    Por sus frutos, entonces, ustedes los reconocerán.

Y finalmente, la Palabra nos recalca contundentemente:

8ª REUNIÓN DE LA COMISIÓN-Mesa DIOCESANA POR LA COMUNIÓN ECLESIAL en la Archidiócesis de Madrid

“REVISIÓN DEL CURSO Y PASOS A SEGUIR”

“Entre Todos, Con Todos, De Todos y Para Todos”

Fecha: 15/06/2018

Lugar: Seminario Mayor Diocesano de Madrid. C/ San Buenaventura 9

Hora inicio: 17 h

Hora finalización: 20 h

ASISTENTES:

– Pablo Urbano (Secretario nacional de Comunión y Liberación)

– María Jesús Arandía (Religiosa de las Hermanitas de Jesús)

– Tíscar Espigares (Responsable de la Comunidad de Sant’Egidio)

– José María Puyol (Miembro del Opus Dei)

– Manuel Mª Bru (Presbítero diocesano. Movimiento Focolares y Delegado de Catequesis)

– Carmen Lope (Comunidad Tierra de Encuentro)

– Lourdes Grosso (Provincial de las Misioneras Identes)

– Ángel Barahona (Comunidades Neocatecumenales)

– Antonio García Rubio (Vicario Parroquial de San Blas. Coordinador de la Comisión)

– Pedro Jesús Domínguez (Comunidad Pueblo de Dios/Brotes Olivo)

Visita especial:  D. José Cobos (obispo auxiliar de Madrid) 

Ausentes-“presentes”: María Garrido (Presidente de Grupos Católicos Loyola), Maite López (Cantautora), Miguel Gª Baró (Presidente de la Asociación Amistad y Encuentro Interreligioso. Universidad de Comillas)

ESPIRITUALIDAD Y ORACIÓN SE COMULGAN: “SEÑOR, ¿CÓMO PODER TOCAR HOY A CRISTO EN NUESTROS HERMANOS Y SANARLOS?”

GRACIAS, SEÑOR, POR TANTO COMO NOS HAS REGALADO EN NUESTRO DESEO DE SEGUIRTE

PAPA Y SANTA SEDE EL PAPA TUITEA QUE TORTURAR A LAS PERSONAS ES UN “PECADO MORTAL”

 

 

 

 

 

 

 

NO DEJÉIS DE SOÑAR

Jamás dejemos de ser como lo fuimos de niños

Martes de la duodécima semana del tiempo ordinario

Segundo Libro de los Reyes 19,9b-11.14-21.31-35a.36. 
El había oído, en efecto, que el rey se había retirado de Laquis, al recibir la noticia de que Tirjacá, rey de Cus, se había puesto en campaña para combatirlo. Senaquerib envió de nuevo mensajeros a Ezequías para decirle:
“Hablen así a Ezequías, rey de Judá: Que no te engañe tu Dios, en quien confías, haciéndote pensar que Jerusalén no será entregada en manos del rey de Asiria.
Tú has oído, seguramente, lo que hicieron los reyes de Asiria a todos los países, al consagrarlos al exterminio total. ¿Y tú te vas a librar?
Ezequías tomó la carta de la mano de los mensajeros y la leyó. Después subió a la Casa del Señor, la desplegó delante del Señor y oró, diciendo: “Señor de los ejércitos, Dios de Israel, que tienes tu trono sobre los querubines: tú solo eres el Dios de todos los reinos de la tierra, tú has hecho el cielo y la tierra.
Inclina tu oído, Señor, y escucha; abre tus ojos, Señor, y mira. Escucha las palabras que Senaquerib ha mandado decir, para insultar al Dios viviente.
Es verdad, Señor, que los reyes de Asiria han arrasado todas las naciones y sus territorios.
Ellos han arrojado sus dioses al fuego, porque no son dioses, sino obra de las manos del hombre, nada más que madera y piedra. Por eso los hicieron desaparecer.
Pero ahora, Señor, Dios nuestro, ¡sálvanos de su mano, y que todos los reinos de la tierra reconozcan que tú solo, Señor, eres Dios!”.
Isaías, hijo de Amós, mandó a decir a Ezequías: “Así habla el Señor, Dios de Israel: Tú me has dirigido una súplica acerca de Senaquerib, rey de Asiria, y yo la he escuchado.
Esta es la palabra que el Señor ha pronunciado contra él: Te desprecia, se burla de ti, la virgen hija de Sión; a tus espaldas mueve la cabeza la hija de Jerusalén.
Porque de Jerusalén saldrá un resto, y del monte Sión, algunos sobrevivientes. El celo del Señor de los ejércitos hará todo esto.
Por eso, así habla el Señor acerca del rey de Asiria: El no entrará en esta ciudad, ni le lanzará una flecha; no la enfrentará con el escudo, ni levantará contra ella un terraplén.
Se volverá por el mismo camino, sin entrar en esta ciudad -oráculo del Señor-.
Yo protegeré a esta ciudad para salvarla, por mi honor y el de David, mi servidor”.
Aquella misma noche, el Ángel del Señor salió e hirió en el campamento de los asirios a ciento ochenta y cinco mil hombres. Y cuando los demás se levantaron por la mañana, vieron que todos eran cadáveres, que estaban muertos.
Entonces Senaquerib, rey de Asiria, levantó el campamento, emprendió el regreso y se quedó en Nínive.

Salmo 48(47),2-3a.3b-4.10-11. 
El Señor es grande y digno de alabanza,
en la Ciudad de nuestro Dios.
Su santa Montaña, la altura más hermosa,
es la alegría de toda la tierra.

el Señor se manifestó como un baluarte
en medio de sus palacios.
Nosotros evocamos tu misericordia
en medio de tu Templo, oh Dios.

Tu alabanza, lo mismo que tu nombre,
llega hasta los confines de la tierra.
Tu derecha está llena de justicia.

Evangelio según San Mateo 7,6.12-14. 
No den las cosas sagradas a los perros, ni arrojen sus perlas a los cerdos, no sea que las pisoteen y después se vuelvan contra ustedes para destrozarlos.
Todo lo que deseen que los demás hagan por ustedes, háganlo por ellos: en esto consiste la Ley y los Profetas.
Entren por la puerta estrecha, porque es ancha la puerta y espacioso el camino que lleva a la perdición, y son muchos los que van por allí.
Pero es angosta la puerta y estrecho el camino que lleva a la Vida, y son pocos los que lo encuentran.

______________________________________________________________________

 

El Señor es grande y digno de alabanza,
en la Ciudad de nuestro Dios.
Su santa Montaña, la altura más hermosa,
es la alegría de toda la tierra.

Todo lo que deseen que los demás hagan por ustedes, háganlo por ellos: en esto consiste la Ley y los Profetas.

Es ancha la puerta y espacioso el camino que lleva a la perdición. Pero es angosta la puerta y estrecho el camino que lleva a la Vida, y son pocos los que lo encuentran.

 

Todas las Palabras de Dios, la de ayer en la Biblia y la de hoy, en el mundo ausente de Dios, nos incitan y mueven a pensar sobre nuestra dimensión de Fe, de Esperanza, de Amor, del Reino de Dios en la tierra… de realidades que nos imposibilitan encarnar, dada nuestra acomodada y condicionada mentalidad, y que ahogan cualquier respuesta que incluya un salto incontrolado. Todas ellas nos cuestionan. ¿Dónde están nuestras referencias personales y grupales, vivas y visibles que manifiesten que esas tres razones / valores de Dios son la obsesión y meta de nuestra vida?

«Tratad a los demás como queréis que ellos os traten»

Del 26 al 28 de junio, en San Antón y los restaurantes Robin Hood

Mensajeros de la Paz organiza un encuentro internacional de iglesias ‘hospital de campaña’

El padre Ángel reúne a representantes de proyectos inclusivos de Barcelona, San Francisco, Buenos Aires y Bogotá

(Mensajeros de la Paz).- Mensajeros de la Paz, la organización social del padre Ángel, ha organizado un encuentro internacional de iglesias hospital de campaña. Desde el martes próximo, día 26 de junio, y hasta el jueves 28, los representantes de la iglesia de Santa Anna en Barcelona, del Gubbio Projecto en San Francisco y de iniciativas similares dentro de templos de Buenos Aires y Bogotá participarán en estas jornadas.

Sobre los deseos que sentimos íntimos en favor de otros, a los que queremos de corazón, hemos recibido estos para quienes buscamos desde hace largo tiempo, a través de un escrito, imágenes y canción, que se nos muestra así:

Queridos todos, amigos del alma e inquietos porque lo mejor de cada uno llegue a todos a través de la oración del Todos Juntos, sea la que fuere vuestra situación. ¿Os creéis capaces aún de volar?
Nosotros SI, y en ese salto QUEREMOS QUE VOSOTROS NOS ACOMPAÑÉIS.
A todos necesitamos quereros muchísimo, porque todos sois nuestros hermanos.
Si os parece bien y lo véis oportuno, os mandamos una canción de Alvarito Fraile para que lo pongan en el Blog de mañana martes 26. Y junto a dicho canto, dos fotos que nos parecen preciosas. ¡NO DEJÉIS DE SOÑAR!

Soñar no es un lujo, es un deber de todos.

Bienaventurados aquellos que vivieron y viven para hacer llegar sus sueños a todas las mujeres y todos los hombres de todos los tiempos.

 
 

 

 

 

 

 

 

 

 

GRACIAS, SEÑOR, POR TODO LO QUE NOS ENVÍAS CADA DÍA.

https://youtu.be/1V-EYnfvd5s

 

 

 

 

Toda la Naturaleza es un anhelo de Servicio

Lunes de la duodécima semana del tiempo ordinario

Segundo Libro de los Reyes 17,5-8.13-15a.18. 
Salmanasar, rey de Asiria, invadió todo el país, subió contra Samaría y la sitió durante tres años.
En el noveno año de Oseas, el rey de Asiria conquistó Samaría y deportó a los israelitas a Asiria. Los estableció en Jalaj y sobre el Jabor, río de Gozán, y en las ciudades de Media.
Esto sucedió porque los israelitas pecaron contra el Señor, su Dios, que los había hecho subir del país de Egipto, librándolos del poder del Faraón, rey de Egipto, y porque habían venerado a otros dioses.
Ellos imitaron las costumbres de las naciones que el Señor había desposeído delante de los israelitas, y las que habían introducido los reyes de Israel.
El Señor había advertido solemnemente a Israel y a Judá por medio de todos los profetas y videntes, diciendo: “Vuelvan de su mala conducta y observen mis mandamientos y mis preceptos, conforme a toda la Ley que prescribí a sus padres y que transmití por medio de mis servidores los profetas”.
Pero ellos no escucharon, y se obstinaron como sus padres, que no creyeron en el Señor, su Dios.
Rechazaron sus preceptos y la alianza que el Señor había hecho con sus padres, sin tener en cuenta sus advertencias.
El Señor se irritó tanto contra Israel, que lo arrojó lejos de su presencia. Sólo quedó la tribu de Judá.

Salmo 60(59),3.4-5.12-13. 
¡Tú nos has rechazado, Señor, nos has deshecho!
Estabas irritado: ¡vuélvete a nosotros!
Hiciste temblar la tierra, la agrietaste:
repara sus grietas, porque se desmorona.

Impusiste a tu pueblo una dura prueba,
nos hiciste beber un vino embriagador.
Tú, Señor, nos has rechazado
y ya no sales con nuestro ejército.

Danos tu ayuda contra el adversario,
porque es inútil el auxilio de los hombres.

Evangelio según San Mateo 7,1-5. 
Jesús dijo a sus discípulos:
No juzguen, para no ser juzgados.
Porque con el criterio con que ustedes juzguen se los juzgará, y la medida con que midan se usará para ustedes.
¿Por qué te fijas en la paja que está en el ojo de tu hermano y no adviertes la viga que está en el tuyo?
¿Cómo puedes decirle a tu hermano: ‘Deja que te saque la paja de tu ojo’, si hay una viga en el tuyo?
Hipócrita, saca primero la viga de tu ojo, y entonces verás claro para sacar la paja del ojo de tu hermano.

______________________________________________________________________

Así leemos, rezamos y contemplamos la Palabra que hoy nos regala la Iglesia, y junto a ella, la filtramos y tratamos de identificar y analizar con aquella otra que se vivió en momentos proféticos pasados en esta “Historia de historias”

  • Los israelitas pecaron contra el Señor, su Dios, que los había hecho subir del país de Egipto, librándolos del poder del Faraón, rey de Egipto, y porque habían venerado a otros dioses.
  • El Señor había advertido solemnemente a Israel y a Judá por medio de todos los profetas y videntes, diciendo: “Vuelvan de su mala conducta y observen mis mandamientos y mis preceptos, conforme a toda la Ley que prescribí a sus padres y que transmití por medio de mis servidores los profetas”.
  • El Señor se irritó tanto contra Israel, que lo arrojó lejos de su presencia. Sólo quedó la tribu de Judá.
  • ¡Tú nos has rechazado, Señor, nos has deshecho!
    Estabas irritado: ¡vuélvete a nosotros!
    Hiciste temblar la tierra, la agrietaste:
    repara sus grietas, porque se desmorona.
  • Danos tu ayuda contra el adversario,
    porque es inútil el auxilio de los hombres.
  • Jesús dijo a sus discípulos:
    No juzguen, para no ser juzgados.
    Porque con el criterio con que ustedes juzguen se los juzgará, y la medida con que midan se usará para ustedes.
    ¿Por qué te fijas en la paja que está en el ojo de tu hermano y no adviertes la viga que está en el tuyo?

Cuando últimamente se nos ha insinuado y casi “exigido”, repasar la Vida Vivida en medio de inconsciencias, dudas, y “no saber nada de lo que nos ocurría”, hemos visto y comprendido cosas que nunca imaginamos, que jamás las vimos por no responder a situaciones que trataban de ser fieles a circunstancias pasadas, que nos alejaban de la esencia de la Palabra. Y entre ellas hemos contemplado:

  • Repaso de conductas íntimas,
  • soplar el polvo que nos había cubierto hasta rescatar la brillantez con la que habíamos nacido,
  • soñar que el sueño de la tierra espera de nuestro pensar limpio, que no juzgue nada de los demás y sí el mal que provocamos nosotros,
  • recordar hechos reales vividos que en su momento nacieron sin sentido ni conciencia racional a la que debíamos obedecer,
  • sabernos en el mundo sin vivir como vive dicho mundo, para ser LUZ DE DIOS que no contempla, diluyéndonos Todos Juntos, como la sal para darle SABOR DE EL…:

¿Cual pudo ser la razón por la que Dios nos movió a ir a Roma en febrero de 2.013, y visitar las congregaciones eclesiales que citamos a continuación, sin que en ningún momento fuésemos demandados o convocados por ninguna de ellas?

  • SANTO ÁNGEL.
  • MARIANISTAS.
  • HIJAS DE CTº REY.
  • SAN EGIDIO.
  • PAULES.
  • CLARETIANOS.
  • FRANCISCANOS.
  • SAGRADOS CORAZONES.
  • JESUITAS.
  • VERBO DIVINO.
  • ESCLAVAS DEL SGDº CORAZÓN DE JESÚS.
  • SECRETARIO DE LA UNIÓN DE GENERALES.
  • VERBUM DEI.
  • JESUITINAS.
  • CONSEJO DE LAICOS.
  •  LA SALLE.
  • SEDE DEL CULTO DIVINO.
  • CASA GENERAL DE LAS TERESIANAS DE ENRICO DE OSSÓ.
  • HERMANITAS DE JESÚS DE CHARLES DE FOUCAULT.
  • COLEGIO ESPAÑOL.
  • ESCOLAPIOS DE SAN PANTALEÓN.
  • FOCOLARES.
  • SALESIANOS.
  • CONSEJO DE LA COMUNIÓN DE GENERALES FEMENINAS UISG.
  • VEDRUNA.
  • REDENTORISTAS.

… y mientras tanto pedimos a Dios actuar y vivir según nunca tuvimos conciencia de lo que ÉL nos pedía, en Pueblo de Dios “Tu Tierra”, hacen una convocatoria que en su momento, no sabemos si recordaba o trata de rememorar la Ciudad Joven de los años 1.978 y 1.979… convocándonos e interpelándonos hoy como se nos cuestionó en aquel tiempo…:

“Toda la Naturaleza es un anhelo de Servicio…”

¿Quieres salir de tu tierra? La Comunidad Pueblo de Dios te invita a buscar a Jesús “en la oración y al trabajar”. Durante una semana, todos juntos, pintaremos la casa de la Comunidad y la Escuelita, y enterraremos muchos metros de tubería, entre otras cosas.
Te garantizamos mosquitos, calor, austeridad, acogida y cariño. ¡Atrévete!
Campo de trabajo 2018, en
Pueblo de Dios, tu tierra.
Pinta y entierra, 23 al 29 de julio de 2018
http://pueblodedios.todosuno.org
Si te animas a venir: ten en cuenta las siguientes indicaciones:
• Apúntate a través del correo electrónico o por teléfono, (ver más abajo).
• Solo necesitas traerte un saco de dormir o sábana, esterilla aislante, gorra, repelente de insectos y linterna, más Biblia y cuaderno.
Dirección postal: Comunidad Pueblo de Dios
21639 Candón-Beas (Huelva)
Teléfono: 959500699
E-mail: pueblodedios@todosuno.org

“Así dice el Señor: Abrid zanjas por toda la vaguada. Porque así dice el Señor: No veréis viento, ni veréis lluvia, pero esta vaguada
se llenará de agua y beberéis vosotros, vuestros ejércitos y vuestras bestias de carga” 2 Reyes, 3, 16.
“Delante de ellos se transfiguró: su ropa, se volvió de una blancura
resplandeciente, tan blanca como nadie en el mundo sería capaz
de blanquearla” Marcos 9, 3.

 

“Haced discípulos míos como YO os he enseñado”

 

Han sido muchas las madres que oraron al Señor para que pudiesen tener hijos, más allá de sus circunstancias imposibles, éstos lo anunciaron a tiempo y destiempo desde el vientre de sus madres.

Solemnidad del nacimiento de Juan Bautista

Libro de Isaías 49,1-6. 
¡Escúchenme, costas lejanas, presten atención, pueblos remotos! El Señor me llamó desde el seno materno, desde el vientre de mi madre pronunció mi nombre.
El hizo de mi boca una espada afilada, me ocultó a la sombra de su mano; hizo de mí una flecha punzante, me escondió en su aljaba.
El me dijo: “Tú eres mi Servidor, Israel, por ti yo me glorificaré”.
Pero yo dije: “En vano me fatigué, para nada, inútilmente, he gastado mi fuerza”. Sin embargo, mi derecho está junto al Señor y mi retribución, junto a mi Dios.
Y ahora, ha hablado el Señor, el que me formó desde el seno materno para que yo sea su Servidor, para hacer que Jacob vuelva a él y se le reúna Israel. Yo soy valioso a los ojos del Señor y mi Dios ha sido mi fortaleza.
El dice: “Es demasiado poco que seas mi Servidor para restaurar a las tribus de Jacob y hacer volver a los sobrevivientes de Israel; yo te destino a ser la luz de las naciones, para que llegue mi salvación hasta los confines de la tierra”.

Salmo 139(138),1-3.13-14ab.14c-15. 
Señor, tú me sondeas y me conoces,
tú sabes si me siento o me levanto;
de lejos percibes lo que pienso,
te das cuenta si camino o si descanso,

y todos mis pasos te son familiares.
Tú creaste mis entrañas,
me plasmaste en el seno de mi madre:
te doy gracias porque fui formado

de manera tan admirable.
¡Qué maravillosas son tus obras!
y nada de mi ser se te ocultaba,
cuando yo era formado en lo secreto,

cuando era tejido en lo profundo de la tierra.

Libro de los Hechos de los Apóstoles 13,22-26. 
Pablo decía:
“Cuando Dios desechó a Saúl, les suscitó como rey a David, de quien dio este testimonio: He encontrado en David, el hijo de Jesé, a un hombre conforme a mi corazón que cumplirá siempre mi voluntad.
De la descendencia de David, como lo había prometido, Dios hizo surgir para Israel un Salvador, que es Jesús.
Como preparación a su venida, Juan había predicado un bautismo de penitencia a todo el pueblo de Israel.
Y al final de su carrera, Juan decía: ‘Yo no soy el que ustedes creen, pero sepan que después de mí viene aquel a quien yo no soy digno de desatar las sandalias’.
Hermanos, este mensaje de salvación está dirigido a ustedes: los descendientes de Abraham y los que temen a Dios.”

Evangelio según San Lucas 1,57-66.80. 
Cuando llegó el tiempo en que Isabel debía ser madre, dio a luz un hijo.
Al enterarse sus vecinos y parientes de la gran misericordia con que Dios la había tratado, se alegraban con ella.
A los ocho días, se reunieron para circuncidar al niño, y querían llamarlo Zacarías, como su padre;
pero la madre dijo: “No, debe llamarse Juan”.
Ellos le decían: “No hay nadie en tu familia que lleve ese nombre”.
Entonces preguntaron por señas al padre qué nombre quería que le pusieran.
Este pidió una pizarra y escribió: “Su nombre es Juan”. Todos quedaron admirados.
Y en ese mismo momento, Zacarías recuperó el habla y comenzó a alabar a Dios.
Este acontecimiento produjo una gran impresión entre la gente de los alrededores, y se lo comentaba en toda la región montañosa de Judea.
Todos los que se enteraron guardaban este recuerdo en su corazón y se decían: “¿Qué llegará a ser este niño?”. Porque la mano del Señor estaba con él.
El niño iba creciendo y se fortalecía en su espíritu; y vivió en lugares desiertos hasta el día en que se manifestó a Israel.

______________________________________________________________________

 

  • El Señor me llamó desde el seno materno, desde el vientre de mi madre pronunció mi nombre.
  • “Tú eres mi Servidor, Israel, por ti yo me glorificaré”.
  • Yo soy, todos somos valiosos a los ojos del Señor, porque en mi debilidad está Su Fortaleza.
  • Y sin saber ni entender, ÉL nos dice:  “Es demasiado poco que seas mi Servidor para restaurar Mi Mensaje desparramado y distraído, y hacer volver a los que confíen en MI. Yo te destino a ser la luz de las naciones, para que llegue mi salvación hasta los confines de la tierra”.

 
Y ante lo que es para nosotros una inmensidad inabarcable, nuestra sed por ser sus testigos  nos hace dirigirnos a ÉL confiadamente y mostrarnos así:

  • Señor, tú me sondeas y me conoces,
    tú sabes si me siento o me levanto;
    de lejos percibes lo que pienso,
    te das cuenta si camino o si descanso, y que todos mis pasos te son familiares.
  • Tú creaste mis entrañas,
    me plasmaste en el seno de mi madre:
    te doy gracias porque fui formado de manera tan admirable.

Así serán las mujeres y hombres que hablen a Mi corazón, y que cumplirán siempre Mi Voluntad, porque en lo más íntimo de sí comprendieron que

“Es necesario que Él crezca y nosotros disminuyamos”

 

ENMANUEL ES DIOS-EN-LA-TIERRA,

cuando todos nuestros corazones sueñan Todos Juntos

sean las que fueren nuestras circunstancias. Para ello

 

Queridos lectores, hermanos que soñáis con el Cielo Nuevo y la Tierra Nueva aquí entre todos.

Ya sabéis que el principal objetivo de esta “Historia de historias” es, desde que comenzara inconscientemente, la Evangelización. Contamos contigo para llevar este mensaje de la Palabra viviendo el Mensaje del Servicio Gratuito en Libertad, siendo Todos Uno, como nos dice Jesús, y el Papa nos lo recuerda constantemente.

Estamos seguros de que muchos de vuestros amigos os agradecerán recibir nuestra información y que les hará mucho bien. Si todos los que formamos parte de esta familia incondicional captamos el aire del Espíritu, que es el que desde nuestra vida y silencio hace tal milagro